La información económica de los líderes

Entrevista a Manuel Peris, CEO & Inside Director de DAS Audio

“Somos líderes en España pero nuestro gran objetivo es el mundo y sobre todo EE.UU.”

DAS Audio prevé cerrar este año con 30 millones de euros de facturación, teniendo en cuenta que el 90% de su negocio está fuera de España

Archivado en: 

Manuel Peris. | Foto: Salva Garrigues

Los orígenes de DAS Audio se remontan a los años 70, en la localidad de Castelló de Rugat (Valencia), donde el jovencísimo Juan Alberola, estudiante de ingeniería en Barcelona y enamorado de los Ferrari, diseñó un sistema de sonido para la banda del pueblo a petición de los vecinos que, además, “funcionó muy bien y se volvió a Barcelona a continuar con sus estudios”, explica Manuel Peris, CEO de DAS Audio.
Este fue su primer gran proyecto. Al tiempo vino el segundo. “En la zona de Gandia iban a abrir una discoteca y como era complicado traer marcas importadas, un primo de Juan se lo comenta, se acerca a verlo y lo consigue. Otro nuevo éxito”, matiza Peris.
Al acabar la carrera decide abandonar sus sueños de ser ingeniero de Ferrari para más adelante y dedicarse al audio, que sí que funciona. “Y estos fueron nuestros orígenes”, recuerda Peris.
Juan Alberola es un amante de la música. “En los años 70, tener un equipo de sonido en casa era el mueble más importante del salón. Con lo cual, además de crear equipos para discoteca decidió poner en marcha una línea para el hogar. En aquel momento, DAS, que en aquella época se llamaba DS, fabricaba sistemas de madera acústicos para el hogar”, continúa Peris.
A finales de los 70, comienzan a llegar a España marcas importadas y en 1982 llega el Mundial de Fútbol. “En aquella época, los ciudadanos si tenían que comprar algo para casa era una tele o un vídeo. Con lo cual, la línea que teníamos para casa se abandona y nos centramos en el sonido profesional”, adelanta.

– ¿Puedes explicarnos cuándo y en qué momento llegas a DAS Audio?
– Mi familia estaba vinculada a Juan Alberola. Me incorporo a la empresa recién licenciado con el cometido de abrir la filial de Estados Unidos. Se trataba de un viaje de ida y vuelta. Estamos hablando del gran mercado del espectáculo, del entretenimiento y del sonido.
En aquella época, nuestro gran fuerte era el mercado de retail y diseñábamos e instalábamos sistemas de música en directo y de instalación.

– ¿Cuáles fueron los siguientes pasos?
– Hace 25 años comenzó a entrar en España producto fabricado en China para las tiendas y no íbamos a poder competir. Con lo cual, decidimos dar un giro a la empresa y nos centramos en reforzar la marca y en posicionarnos en el segmento profesional. Los objetivos eran estar en los mejores estadios, recintos, conciertos, giras… y el refuerzo de la marca nos ha permitido volver a la tienda hace año y medio pero siendo su producto más caro. No podíamos ser uno intermedio porque en ese segmento se encuentra el producto chino.
En aquella época, un tercio de nuestra fabricación se dirigía a España, otro era un poco de todo sin dar valor a la marca y el tercio restante equivalía al cine. De hecho, hemos sido la segunda empresa en el mundo certificada por THX LucasFilm (George Lucas).
Con este reparto nos dimos cuenta de que dependíamos mucho de España y que el cine se estaba comenzando a complicar. Y no nos equivocamos. España y el cine se complicaron, con lo que decidimos apostar más fuerte por la internacionalización, la innovación, los productos de vanguardia y la cercanía al cliente.
Concretamente, debíamos ganar a las grandes marcas en agilidad en el servicio, en cercanía en cuanto a logística y aportando más valor al cliente.

DAS Audio

Foto: S. Garrigues

– ¿Cómo pensabais hacerlo?
– Con más vanguardia, innovación y marca. Esa revolución propició que el DAS de hoy en día no tenga nada que ver con el de aquella época.
Actualmente, DAS está presente en las grandes giras españolas y en los principales festivales del mundo como Glastonbury en el mítico escenario Jhon Peel (Inglaterra); en Miami; en Las Vegas donde está actuando el nuevo David Copperfield, Jennifer López… Todo ello nos ha dado la visibilidad suficiente para volver a aquellas tiendas de sonido profesional que abandonamos, gracias al nivel de marca y tecnología que aplicamos y las alianzas estratégicas que hemos hecho con proveedores para democratizar ese sonido. De toda esta labor es de donde está viniendo el crecimiento de los últimos años. DAS facturaba en torno a los 20 millones de euros, descendió con la llegada de la crisis a 12 millones. En 2019 llegaremos a los 30 millones, con un plan de expansión, con filiales en diferentes partes del mundo y nuevas líneas de negocio.

– ¿Cómo os enfrentasteis a la crisis?
– Uno de nuestros motivos de orgullo es que, cuando llegó la crisis a España estábamos lanzando los nuevos sistemas. Sin embargo, los promotores lo estaban pasando mal, los festivales de música estaban decayendo. Por lo que todos establecimos que todos los festivales trabajaran con DAS. Actualmente en España todos los festivales tienen un sistema DAS y aglutinan a miles de personas -Arena Sound, Viña Rock, FIB, Low Festival Benidorm…-. También tenemos equipos en las giras de Alejandro Sanz, Malú, Miguel Bosé, Melendi…
– ¿Cómo está organizado accionarialmente DAS Audio Group actualmente?
– Juan Alberola tiene la mayoría con el 85 %. DAS Audio Group controla toda la industria del audio y las filiales y Alberson Trading se centra en invertir en ocio, start-ups, cuestiones inmobiliarias etc. Actualmente, el futuro de DAS Audio Group está ligado a dos CEOs. De mí depende la gestión, el apartado comercial y el financiero y Javier Navarro se encarga de desarrollar sistemas nuevos y soluciones que transmiten emociones, una responsabilidad que hemos recibido de Juan Alberola.

– ¿Cuál es el objeto de negocio actual de DAS Audio Group?
– Abarcar soluciones de audio para cualquier necesidad profesional que haya en el mercado. Fabricamos sistemas de sonido para un estadio, un gran concierto, una gira musical, un teatro… Nuestra línea retail va dirigida al guitarrero profesional y a aquellos que hacen pequeñas giras, una línea que estamos trabajando muy fuerte desde hace un año y medio.
Fuimos la primera empresa en el mundo en hacer sistemas autoamplificados, que lleva el amplificador incorporado en clase D, que significa ahorro energético y poco peso.
Igualmente, el 90 % de nuestro negocio está fuera de España. Es un orgullo estar en arenas importantes y haber trabajado con técnicos de artistas importantes como David Guetta, Alejandro Sanz, Juanes… Sin embargo, nos duele que las empresas españolas, que somos tecnológicas, tengamos que hacer más esfuerzo en explicar nuestro producto y tecnología en España que fuera.
Actualmente, somos líderes en el mercado español pero nuestro gran objetivo es el mundo y sobre todo Estados Unidos.

DAS-.Audio

El CEO de DAS Audio. | Foto: SG.

– ¿Cuáles son vuestras líneas de negocio actuales?
– Más que de líneas de negocio, prefiero hablar de mercados. Tenemos el de la música en vivo, el de la instalación que engloba desde el hotel, la discoteca, los barcos, el teatro… y el tercero sería el retail profesional.

¿Qué papel juega la marca ahora?
– Hemos hecho todo un rebranding y ahora podemos decir que DAS es la marca del sonido con alma y con emoción. Estamos viendo que enganchamos a las compañías, a los técnicos… y la marca está creciendo exponencialmente. Concretamente, nuestra misión consiste en idear sistemas de sonido que den valor a nuestros clientes y transmitan emociones con un diseño que abarca desde el tornillo hasta el final del sistema, para ser muy competitivos y democratizar la tecnología con la vanguardia que nos caracteriza.

– ¿Cómo valoras tu presencia en EE.UU.?
– Estados Unidos es nuestro gran mercado y el nivel de marca y de prestigio que nos está reportando es muy importante. Por ello, que DAS esté en estadios, festivales, grandes teatros… nos está dando un empujón de marca muy importante que tiene su refuerzo en nuestro proyectos de Brasil, Singapur y China y en nuestras diferentes distribuidoras que trabajan en todo el mundo.
Por ahora, solo comercializamos en EE.UU. el producto fabricado en España. Contamos con 3.000 m2 de instalaciones y estamos amplíandolas 1.000 m2 más ya que proyectamos comenzar a fabricar allí una línea de productos. Para este año tenemos previsto facturar entre 12 y 13 millones de dólares.

– ¿Vosotros fabricáis y os olvidáis?
– Fabrico y además cuento con una red por el mundo que, o vía distribuidores o vía filiales propias, abarcan toda la línea de producto.
Tenemos filiales en Singapur, Shanghái y EE.UU. En las dos primeras tenemos la mayoría accionarial y la de EE.UU. es 100 % capital valenciano y el año que viene cumplirá 20 años–. Además, vendemos en 60 países, que hacen lo mismo que nuestras filiales: comprar la mercancía y distribuirla por las diferentes líneas de negocio.
A su vez, los distribuidores cuentan con una red comercial que va al mercado de la instalación profesional como pueden ser grandes ingenierías que diseñan el sistema acústico de un estadio, un teatro, un auditorio…, prescriben el sistema de sonido con el proyecto acústico que han hecho, llevan un sistema de sonido DAS y después aparece el integrador, que instala el equipo de sonido con la ayuda de un ingeniero de DAS.
En el caso del mercado de sonido en vivo le vendemos a una compañía rentada una cantidad de vatios de sonido determinados, y esta le compra a otras empresas la iluminación, la microfonía, pantallas de TV… y esta compañía, a su vez, alquila todo este material a otras compañías.
Todas estas acciones nos dan visibilidad en estadios, discotecas, festivales como Glastonbury o Ultra Music, gracias a una red en la que contamos con 30.000 equipos de sonido de todo tipo en el mundo.

DAS -audio

Instalación acústica de Das Audio en el American Airlines Arena, sede del equipo de la NBA, Miami Heat | Foto cedida.

– ¿Producís en serie o trabajáis bajo pedido?
– Contamos con líneas de producción en serie pero hoy en día hay que pensar solo en el cliente y este cada vez quiere más.
Fabricamos teniendo en cuenta una previsible demanda que calculamos teniendo en cuenta una estadística de consumos pasados, parametrizamos también cómo creemos que va evolucionar cada mercado con los que trabajamos y nivel de producto que van a consumir y fabricamos contra esa previsible demanda que creemos que vamos a tener este año.
De todas formas, cada vez trabajamos más el taylor sound o sonido a medida. Por ejemplo, ahora estamos implantando sistemas de sonidos DAS aptos para estar a la intemperie en los cruceros de Royal Caribbean, concretamente.

– ¿Con qué proveedores trabajáis?
– En el ámbito tecnológico tenemos proveedores italianos. Para moldes o matricería trabajamos con proveedores de la Ford. Contar con esta multinacional cerca, rodeada de importantes proveedores, es una herramienta imprescindible para aquellas industrias más pequeñas porque podemos disponer de la tecnología que ellos conocen.
Por otra parte, nuestra línea de producción de carpintería puede ser considerada como de las mejores que hay en Valencia. La madera que empleamos es abedul finlandés, está certificada y por cada árbol que se corta se plantan diez.

– ¿Cuál es el proceso que sigue DAS a la hora de fabricar un sistema?
– El principio del proceso es el cliente porque es al que tenemos que aportarle valor, soluciones, marca, fiabilidad y calidad. Después la ingeniería desarrolla el sistema y, a partir de aquí, se conceptúa todo y comienza la llegada de tableros…

– ¿Y si el sistema falla?
– Somos muy agresivos en la calidad, la fiabilidad y las garantías. Somos globales e internacionales. Es muy bonito decir que tenemos sistemas sonando en Punta del Este, Indonesia, Yakarta, Texas o Noruega… Pero si soy agresivo en fiabilidad y en garantía y hay una incidencia, ¿cuánto me cuesta esa garantía? Una fortuna… Por ello, no puedo fallar. Tenemos que hacer sistemas muy fiables para que no se rompan nunca, salvo por un mal uso.
La famosa frase “a veces se gana a veces se pierde” y que en EE.UU. se transforma en “a veces se gana a veces se aprende” (Sometimes you win sometimes you learn) es un mensaje que tenemos muy interiorizado. El expertise, la ambición de una start-up, el conocimiento generado, la pasión que nos ha transmitido Juan Alberola por las cosas bien hechas, por el buen sonido, por el cariño a la marca y a la clientela… todo ello está en nuestro ADN.

– ¿Qué planes de futuro tenéis?
– El futuro es ir a por el mundo. Nuestro objetivo es que cualquier profesional del audio, cuando piense en un proyecto para una discoteca, estadio, club, bar, concierto, un barco… piense en DAS, en servicio, en credibilidad, garantías y fiabilidad. Somos una start-up con 50 años de existencia pero con el hambre, la ambición y las ganas de los comienzos.

– ¿Contáis con técnicos de sonido en plantilla?
– Sí, supervisamos las instalaciones o los grandes proyectos en cualquier parte del mundo. Además, nuestros distribuidores están obligados a tener un técnico certificado por nosotros para que les ayuden a la puesta en marcha del sistema.
En este sentido, me gustaría aclarar que puedo tener el mejor sistema de sonido del mundo, pero si el técnico es un desastre, no hay nada que hacer. Por ello, es necesario contar con buenos técnicos para que los equipos suenen como corresponde en un concierto, una gira, una discoteca o en un teatro.

– ¿Hacia dónde se dirige el mundo del audio?
– Vamos hacia más diseño, sistemas más compactos, tecnologías de comunicaciones con el propio sistema, todo ello a medida de las necesidades del cliente profesional. Los sistemas deben ser más ligeros, más compactos, con mucho rendimiento y menos consumo energético.
Otro de los campos en los que hay que trabajar es en el desarrollo de las comunicaciones por red en grandes conciertos, prestando una mayor atención a los hackers que pueden hundir un evento, pero sin dejar atrás la competitividad, la marca y el servicio.

– ¿Disponen de un servicio posventa?
– Para nosotros es fundamental. El cliente que invierte en uno de nuestros sistemas no lo hace como hobby, se trata de una herramienta de trabajo y no puede pararse el sistema de sonido de un estadio, un teatro, una gira… y tampoco puede sonar mal. Debe sonar bien, ser muy fiable y saber que hay un hombre DAS 24 horas en cualquier parte del mundo.

– ¿Sigues vinculado al asociacionismo empresarial?
– Sigo estando en la Junta de Asivalco. Me gustaría destacar que necesitamos una administración que invierta y colabore con las áreas empresariales para que se acerquen al modelo smart city, estén bien comunicadas, limpias, ordenadas, iluminadas.

Suscríbete a nuestra newsletter