Ava-Asaja denuncia la falta de control comunitaria sobre las plagas que afectan a los cítricos

La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-Asaja) denuncia, a la vista de los últimos datos y de la evolución de los acontecimientos durante este mismo año, la situación de absoluto descontrol que impera en las fronteras comunitarias a la hora de vigilar la entrada de material vegetal procedente de terceros países y contaminado por diversas plagas. A las interceptaciones generalizadas de cargamentos de cítricos infectados por enfermedades como la mancha negra y originarios sobre todo de Sudáfrica, se ha sumado ahora la irrupción de un nuevo y alarmante riesgo: la detección en envíos de plantas de Murraya Koenigii –más conocida como árbol del curry- de los dos insectos que actúan como vectores transmisores del “greening”, la bacteria que más estragos causa en la citricultura mundial y de cuya devastadora presencia el territorio europeo está libre por el momento.

Naranjo afectado por el greening

Naranjo afectado por el greening

Lo peor del caso, sin embargo, es que en 2014 la Comisión Europea endureció la Directiva 2000/29 con el objeto de cortar de raíz este tipo de riesgos vinculados a la importación de plantas, pero apenas seis meses después de su entrada en vigor tales cambios parecen haber quedado reducidos a papel mojado.

Efectivamente, entre enero y abril de este año, se han interceptado en los puertos europeos un total de siete partidas de plantas de Murraya portadoras de los vectores transmisores del “greening” de los cítricos, es decir, la Trioza erytrae (psila africana) y la Diaphorina Citri (psila asiática). Cuatro de las partidas de Murraya con presencia de Trioza o psila africana procedían de Uganda y una de Sudáfrica, mientras que los dos cargamentos que albergaban Diaphorina o psila asiática fueron enviados desde Malasia y Vietnam.

Suscríbete a nuestra newsletter