Lo ha presentado su consejero delegado, Javier Marín

Self Bank se transforma en Singular Bank

Singular Bank es fruto de la adquisición por parte de Warburg Pincus de Self Bank a Boursorama (Société Générale). Comenzará a dar beneficios a finales de 2022

Javier Marín, consejero delegado de Singular Bank

Self Bank cambia de nombre. Nace Singular Bank, como un nuevo proyecto financiero construido sobre la base de Self Bank.

El nuevo proyecto bancario, basado en plataforma tecnológica 100% digital, nace tras completarse la adquisición de Self Bank el pasado mes de febrero por parte del fondo americano Warburg Pincus a Boursorama, entidad perteneciente a Société Générale.

Desde entonces, el equipo de Javier Marín, consejero delegado de la firma, ha estado trabajando para crear una entidad en la que conviva la oferta existente hasta el momento de banca del día a día, de inversión y de ahorro, con un nuevo servicio personalizado de asesoramiento patrimonial y gestión discrecional de carteras y financiación.

Según las declaraciones de Marín el nuevo proyecto de la entidad comenzará a dar beneficios a finales de 2022, no obstante, ha asegurado que este hecho no le preocupa. “Lo que me preocupa es llegar a los clientes potenciales”, y para ello, el objetivo del banco es dar “una propuesta de valor distinta a los demás”.

“Tenemos claro que no hay dos clientes iguales. Y, por tanto, no deberíamos hablar de los clientes en plural, sino del cliente en singular. Si cada cliente es distinto, el banco tiene que ser también distinto para cada cliente”, explica el consejero delegado.

En este contexto, el banco está en pleno proceso de apertura de oficinas y de contratación nuevos banqueros. En cinco meses, ha dicho Marín, han incorporado a 41 profesionales.
El banco, que también espera multiplicar su balance -500 millones de euros en depósitos y 1.000 millones en fondos de inversión- cuenta con unos ratios de capital y liquidez entre “los más sólidos de Europa”, ha destacado.

Tres modelos de relación

De este modo, en función de su patrimonio, del grado de involucración que el cliente quiera tener en la gestión de sus finanzas, su perfil, sus preferencias y de la manera en la que prefiera relacionarse con el banco, el cliente contará con tres modelos de relación:

  •  Para aquellos clientes que prefieren seguir tomando sus propias decisiones financieras, la entidad seguirá ofreciendo la información y las herramientas necesarias a través de la Plataforma Self Bank.
  • Para el cliente que quiere disponer de asesoramiento e ideas de inversión que le ayuden a conseguir sus objetivos, pero finalmente decidir por él mismo, está el servicio de Asesoramiento Singular. Para ello, contarán con oficinas físicas y un banquero personal que le permitirá combinar las ventajas que ofrece el mundo digital con la relación personal y humana que precise.
  • Y, por último, en el servicio de Gestión Discrecional Singular es el equipo de profesionales de la entidad el que toma las decisiones, buscando la mayor adecuación a las metas financieras marcadas por el cliente.

Además, ha explicado Marín que el proyecto cuenta con una gran solidez fundamentada en 5 pilares:

  1. Unas ratios de capital y de liquidez que posicionan al banco entre los más sólidos de Europa.
  2. Un equipo directivo con una sólida trayectoria en banca privada, comercial y digital en España, procedentes de importantes bancos españoles e internacionales en los que han ocupado puestos de responsabilidad y que suman una dilatada experiencia en el sector bancario y de asesoramiento.
  3. Una plataforma tecnológica moderna que facilita la relación entre el banco y el cliente de una manera proactiva, eficiente y segura.
  4. Unos accionistas profesionales comprometidos con el proyecto y el equipo.
  5. Una nueva manera de hacer banca basada en un código de actuación que genera la total confianza de sus clientes.

En la presentación y preguntado por una eventual salida a Bolsa, Marín ha asegurado que aunque no es el objetivo actualmente, podría ser “interesante” ya que hay pocas entidades de perfil bajo que no necesitan acumular mucho capital y son predecibles tanto en resultados como en dividendos.

Sobre posibles operaciones corporativas, ha dicho que el plan de crecimiento de la entidad es orgánico, lo que no significa que puedan analizar las oportunidades que surjan.
Al respecto, ha estimado un nuevo proceso de consolidación entre los jugadores “pequeños”.

Suscríbete a nuestra newsletter