La compañía trasladará la producción de motores Ecoboost 2.0 y 2.3 que fabrica actualmente la planta de Valencia a Norteamérica a partir de 2022

Ford traslada la producción de motores Ecoboost de Almussafes a EE.UU

Los sindicatos han asegurado que esta decisión de traslado  "sentencia" a la planta de motores que actualmente cuenta con 980 trabajadores

Archivado en: 

Más del 90% de estos motores de la factoría valenciana se exportan a Norteamérica| E3

Ford trasladará la producción de motores Ecoboost 2.0 y 2.3 que fabrica actualmente la planta de Valencia a Norteamérica a partir de 2022 para situarla más cerca de las operaciones de ensamblaje de los vehículos.

Estos motores se fabrican actualmente en la planta de motores de Valencia y en otras plantas de Ford en el mundo, y más del 90% de los Ecoboost de la factoría de Almussafes se exporta a Norteamérica para ser instalados allí en vehículos, según ha informado la compañía en un comunicado.

La dirección de la multinacional automovilística indica que esta decisión situará la producción del nuevo motor “más cerca” de las operaciones de ensamblaje de los vehículos implicados y mejorará su eficiencia global de fabricación.

Los sindicatos piden alternativas que garanticen la producción

Los sindicatos de Ford en Valencia han asegurado que la decisión de trasladar a Norteamérica la producción de la nueva generación de motores Ecoboost 2.0 y 2.3 “sentencia” la planta de motores, que actualmente cuenta con 980 trabajadores, y han pedido alternativas que garanticen la producción.

El responsable de UGT (sindicato mayoritario) en Ford Almussafes, Carlos Faubel, ha manifestado a Efe que se tendrá que ver si existe alguna opción de viabilidad para la planta de motores una vez que la compañía ha decidido trasladar la producción como parte de “políticas de repliegue a Estados Unidos”.

Faubel ha comentado que hay que esperar a ver la evolución de la transformación del sector del automóvil y de la propia Ford, que se está quedando aislada como marca única en un entorno de alianzas de las marcas.

Desde la planta de Valencia, se va a seguir haciendo “todo lo posible” por seguir siendo “una fábrica puntera” dentro de la reconversión del sector hacia el vehículo eléctrico y hacia un menor volumen de coches a la venta, ante unos años que serán “los más complicados” del sector en general “y en Ford sin ninguna duda”, ha señalado.

Para el STM-Intersindical, el traslado del motor es una decisión “inexplicable e injustificable” y “un varapalo” para la planta de motores, y por ello pide a la dirección que esté “a la altura de la plantilla” y “se ponga las pilas” para buscar alternativas que garanticen producción y empleo para Almussafes.

Según CCOO, nadie se esperaba esta noticia, al contrario, se han estado inyectando inversiones en la planta de motores y la Generalitat dio una subvención para motores entre finales de 2018 y principios de este año.

Suscríbete a nuestra newsletter