Inicio sesión E3 TV Revista E3 Eventos E3 Editorial E3 Newsletter Suscripción revista 5€/mes
Economía 3 menú
Newsletter Suscripción revista 5€/mes

Sostenibilidad

Marketing verde: ¿Qué es y cómo una empresa puede beneficiarse de él?

El marketing ecológico se refiere al desarrollo, marketing y distribución de productos diseñados para minimizar los efectos negativos sobre el medio ambiente, en respuesta a las preocupaciones ecológicas de los consumidores.

Publicado el:
El marketing verde se instala cada vez más en las empresas

La sostenibilidad ambiental es uno de los temas más relevantes a nivel mundial y está involucrando a gobiernos, empresas y consumidores. Los consumidores nunca han sido tan conscientes del medio ambiente como lo son hoy, y esto está impactando los procesos organizativos y comerciales de las empresas. La importancia de comunicar la sostenibilidad para una empresa está aumentando exponencialmente. Como nunca antes, las empresas tienen una necesidad cada vez mayor de comunicar la sostenibilidad y dirigir sus acciones bajo una nueva bandera. Es así como nace el marketing verde.

El marketing verde es la promoción de productos, servicios o actividades descritos como ecológicamente más seguros o más sostenibles para el medio ambiente. Es decir, el eco marketing consiste en vender la imagen de que tu empresa es consciente ecológicamente. Pero no es suficiente con que tu empresa comience a transmitir solo una imagen de conciencia, es necesario que comience a tener una verdadera actitud de transformación y responsabilidad ambiental, social, cultural y económica.

¿Qué es el marketing verde?

El marketing verde consiste en un recurso de marketing combinado con acciones que tienen como objetivo beneficiar al medio ambiente. Esta estrategia, por tanto, se centra en demostrar que el método de producción, los productos o el comportamiento de la empresa no dañan el ecosistema. No basta con que la empresa tenga conciencia ecológica, sino que debe demostrar en la práctica que tiene responsabilidad medioambiental. Para identificar las estrategias de marketing verde las acciones suelen tener frases como: “nuestro producto no daña la naturaleza” o “nuestros productos son 100% naturales”.

El marketing ecológico se refiere al desarrollo, marketing y distribución de productos diseñados para minimizar los efectos negativos sobre el medio ambiente, en respuesta a las preocupaciones ecológicas de los consumidores. El marketing verde se sitúa en el ámbito de la responsabilidad social corporativa de las empresas y responde al cambio social que vivimos actualmente. Los consumidores de hoy se preocupan por proteger el medio ambiente y exigen que la ecología sea parte de los valores de las marcas con las que interactúan.

Algunas de las características y modos de acción mediante los cuales puedes reconocer a las empresas con estrategias de marketing verde y sostenible, son:

  • Sentido de responsabilidad
  • Conservación de recursos
  • Conocedora de las ciencias económicas
  • Poseen un argumento de venta totalmente sostenible
  • Sus acciones tienen relevancia para su entorno
  • Son honestas con su accionar, tanto de manera interna con sus empleados como externa con sus clientes y proveedores
  • Poseen la convicción de una conciencia ecológica para la conservación del medio ambiente.

¿Cuándo nace la idea de esta estrategia?

Las ideas de respeto hacia el medio ambiente empezaron a surgir a finales de la década de 1960, cuando aumentaron los volúmenes de producción de materiales artificiales y se cuestionó el uso de pesticidas, ya que no solo dañaban a las personas sino también a los animales y al medio ambiente. A principios de los años 70, las famosas organizaciones ecologistas Greenpeace y Amigos de la Tierra pusieron en tela de juicio la idea de que el hombre es el rey de la naturaleza.

El interés por preservar el medio ambiente también influyó en el mercado de productos. El enfoque ecológico empezó a extenderse poco a poco: en los años 60 y 70, los consumidores empezaron a prestar atención a los productos ecológicos, aunque, por supuesto, estaban lejos del marketing ecológico moderno. En la década de 1980, aparecieron varias marcas “verdes”. Entre ellas la marca de cosméticos inglesa The Body Shop o la cadena estadounidense de supermercados Whole Foods, que empezaron a crear productos con conciencia ecológica.

Finalmente, en la década de los 90, las marcas ecológicas dejaron gradualmente de ser una historia de un nicho. Surgió el marketing verde, o eco-marketing, es decir, la llamada promoción de productos o marcas respetuosas con el medio ambiente. En términos generales, estos productos deben ser amigables con el medio ambiente o creados a través de una producción ambientalmente segura. Deben funcionar sin sustancias tóxicas o que agoten la capa de ozono, así como sin excesivos envases, y utilizar materiales reciclados o renovables.

¿Cuáles son las estrategias de marketing verde?

La sostenibilidad se puede encontrar en todas las áreas de la empresa. Lo mismo ocurre con el marketing verde o el marketing sostenible. Desde trucos rápidos hasta elegantes campañas ecológicas, te permiten emplear diferentes estrategias de marketing verde. Una estrategia simple es crear “graffitis verdes” es decir, fachadas y vallas publicitarias utilizando musgo, hierba y otras plantas. Aquí el marketing verde y el lead marketing están conectados, economizan recursos y esfuerzos. Al mismo tiempo, no se utilizan productos químicos como pinturas o barnices.

Otra excelente estrategia de marketing verde es el uso de catálogos PDF bien diseñados, que además de verse muy bien permiten buscar fácilmente para obtener información importante. Mientras que los catálogos físicos son incómodos al momento de ubicar un producto. Gracias a ellos puedes llegar a un mayor número de clientes habituales y potenciales, sin necesidad de emplear hojas de papel, tintas e impresiones. Con este tipo de catálogo ahorras tiempo, dinero y sin efectos negativos para el medio ambiente.

También puedes utilizar campañas de marketing que se enfoquen en obsequiar ciertos productos a tus clientes en determinadas situaciones. Los bolígrafos, colgantes y similares rara vez se utilizan, casi siempre se desechan. En cambio, obsequia un producto amigable con el medio ambiente: productos para el cuidado personal elaborados con materias primas naturales, tés naturales, especias orgánicas u otros productos de consumo que se adapten completamente a tu grupo de clientes potenciales. Sorprende a tus clientes con algo realmente práctico y ecológicamente amigable.

¿Qué ventajas aporta a marcas y empresas?

Entre las ventajas que te puede aportar el marketing verde podemos mencionar:

Mejora la imagen de marca y llega a grupos objetivos orientados con valores ecológicos. Hoy en día, muchos clientes potenciales quieren saber que los productos o servicios que han comprado no tienen ningún efecto negativo sobre el medio ambiente. Sobre todo, los millennials quienes quieren identificarse con marcas que no solo están en el negocio con fines de lucro, también que busquen hacer el mundo un poco mejor cada día. Con el marketing ecológico puedes transmitir estos principios de forma eficaz.

Crea niveles más altos de lealtad. Si estás dispuesto a retribuir con tus ganancias, crearás más oportunidades para que la gente te apoye. Es decir, comienza por utilizar en tu empresa paneles solares, puede resultar una inversión costosa que va a disminuir tu margen de ganancias, pero que contribuyen a conservar el medio ambiente. Adicionalmente, si en tu empresa hay verdadera conciencia ecológica y es percibida por empleados, solicitantes y clientes estás dando los pasos correctos para la fidelización sostenible de los clientes.

Aumento de los márgenes de beneficio.  Las personas están dispuestas a pagar más por un producto cuando la propuesta de valor del mismo, es mayor. El marketing verde te ayuda a lograrlo. Ya que le brinda a los consumidores la oportunidad de contribuir con la conservación del ambiente a través de tus esfuerzos. Como empresa tienes que invertir más en los “procesos verdes”, pero los clientes estarán dispuestos a pagar más por ellos, por lo que el beneficio no disminuye y en algunos casos aumenta.

Ejemplos de marketing verde

PepsiCo es uno de los mayores productores de alimentos y bebidas del mundo con ingresos anuales de más de 65 mil millones de dólares y una gama de productos que incluye marcas como Quaker, Gatorade, Pepsi-Cola y Frito-Lay. Durante la última década, PepsiCo se ha convertido en un líder entre las empresas de conservación de agua y energía. Los esfuerzos de sostenibilidad de PepsiCo incluyen trabajar con los agricultores para monitorear el uso del agua y las emisiones de dióxido de carbono para maximizar los rendimientos.

Nestlé ha centrado su estrategia medioambiental en los envases. La empresa se compromete a hacer que el 100% de sus envases sean reutilizables o reciclables para 2025. El principal objetivo de Nestlé es ayudar a sus consumidores a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero en al menos 20 millones de toneladas para 2030. Para el 2025, la intención es reciclar el 100% de los residuos orgánicos (actualmente al 80%).  A partir de 2030, Nestlé tiene como objetivo procesar más de un millón de toneladas de plástico.

Ikea, por su parte, utiliza muchas tácticas y fuentes para gestionar los residuos y renovar la energía: el 90% de sus edificios tiene paneles solares, utiliza parques eólicos para generar energía, ha plantado millones de árboles y la empresa envía solo el 15% de sus residuos a vertederos. Ikea ha recibido numerosos premios por sus esfuerzos de sostenibilidad medioambiental. Es reconocida por Impact Company por demostrar respeto por los derechos humanos y económicos, así como por su contribución al medio ambiente a través de esfuerzos regenerativos.


Suscríbete gratis a nuestra Newsletter
Y recibirás en exclusiva la actualidad económica y empresarial.