Economía 3: Noticias económicas e Información para el liderazgo Economía 3 menú
Newsletter Suscripción revista 5€/mes
billetes

¿Sabes con qué medidas de seguridad se imprimen los billetes que gastamos?

El futuro del efectivo está cada vez más cuestionado. Parece que el mundo tecnológico nos está envolviendo y las formas de pago tienen una clara tendencia digital. La pandemia ha acelerado este proceso y las transacciones electrónicas son algunas de las primeras opciones a la hora del pago. Sin embargo, el dinero en efectivo sigue siendo una opción muy considerada por numerosos usuarios. De hecho, actualmente puede haber en circulación, en todo el mundo, entre 500 y 700 billones de billetes, con una vida útil de entre 1 y 5 años y se imprimen de media unos 150 billones al año.

Ventajas del efectivo

Es uno de los métodos más eficientes desde el punto de vista del coste. Para realizar un pago por cualquier medio que no sea el efectivo, es necesario realizar un gasto en infraestructura y la gran mayoría son dependientes de redes externas. Cuando, por el contrario, la hacemos con efectivo, la transferencia es inmediata y sin costes. Por este motivo, en los momentos de crisis financiera, la demanda de efectivo aumenta gracias a su percepción de seguridad.

En este sentido, el efectivo también garantiza la privacidad de quien realiza el pago y asegura el anonimato ya que no requiere de intercambio de datos. También es fácil de reconocer y autenticar y difícil de falsificar. Pero, ¿cómo se consigue esa alta seguridad en los billetes y quién lo hace?

¿Quién se encarga de la seguridad de los billetes?

Actualmente una empresa Suiza, SICPA, con sede en numerosos países alrededor del mundo, es la encargada de la seguridad de la mayoría de billetes de cualquier país que ahora mismo están en circulación. Ofrecen todo tipo de soluciones para la autenticación segura, identificación, trazabilidad y cadenas de suministro en un mundo cada vez más digitalizado.

De hecho, esta empresa empezó a innovar con la tinta de los billetes cuando el embajador español en Suiza acudió a SICPA para solicitar este servicio. Fue el billete de 100 pesetas el primero en imprimirse con la calcografía de la compañía en el año 1948.

Martín Sarobe, CEO de SICPA en España, explica que “en las últimas décadas, la innovación en el campo del efectivo ha revolucionado la tecnología de impresión de billetes con el fin de evitar falsificaciones, aumentar la durabilidad de los billetes e incrementar la eficacia de la circulación del dinero”.

Niveles de seguridad del billete

Según Sarobe, existen cuatro niveles de seguridad que suelen incorporar la mayoría de los billetes:

  • Nivel 1: Seguridad para el público general. Aquí se incluye la calcografía como tecnología de impresión propia, que le da la tactilidad al billete y encapsula otras medidas de seguridad invisibles. Por ejemplo, un gesto tan universal como frotar los dedos pulgar, índice y corazón, ya nos indica si el billete tiene la tactilidad propia.
  • Nivel 2: Medidas de seguridad semiocultas. Son aquellas que pueden comprobar los establecimientos comerciales mediante herramientas de luz ultravioleta. Se imprimen mediante la tecnología offset o calcográfica.
  • Nivel 3: Medidas totalmente secretas que añaden los bancos centrales para facilitar la detección y selección de sus billetes para agilizar su circulación.
  • Nivel 4: En algunas denominaciones, incluso se añade medidas de carácter forense. Así se consigue que, en caso de que haya algún incendio o accidente, se pueda comprobar si lo que se ha perdido era efectivo legal.

A pesar de todo ello, en palabras del propio CEO de la compañía, “sea cual sea el diseño y las medidas de seguridad utilizadas, los billetes son un símbolo de unidad de un país y una parte de su historia. Son, en muchos casos, el único testigo de la historia de una civilización”

Vive-Costa-del-Sol-300x300
carretillas-elevadoras-still-300x300
carretillas-elevadoras-still-300x300

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.