Gas natural

Las importaciones de gas natural aumentan en pleno récord de subida de la luz

Las importaciones de gas natural aumentaron en junio un 25 % en comparación con el mismo mes de 2020, hasta 34.094 GWh. Las importaciones realizadas a través de gasoducto se incrementaron en el mes analizado un 105 %. Mientras que disminuyeron las de gas natural licuado (GNL), un 15,5 %.

Así lo confirman los datos publicados por la Corporación de Reservas Estratégicas de Productos Petrolíferos (Cores).

¿Cuál es el principal suministrador de gas natural?

Por otro lado, las importaciones de gas natural han descendido un 1 % en tasa interanual, hasta 393.071 GWh. En el primer semestre, aumentaron un 16,3 %, hasta 198.848 GWh. Con un repunte significativo del 92,5 % del que proviene a través de gasoducto y un descenso del GNL transportado por vía marítima o terrestre (16,7 % menos).


Suscríbete gratis a nuestra Newsletter
Y recibirás en exclusiva la actualidad económica y empresarial.

En junio, Argelia continuó como el principal suministrador de gas natural a España. En concreto, con un volumen de 16.496 GWh, lo que supone el 48,4 % del total, seguido por Rusia, con el 19,3 % (6.587 GWh).

En cuanto a las exportaciones de gas, en junio aumentaron un 183,9 % hasta 3.851 GWh. Sobre todo, las efectuadas en forma líquida (2.546,6 % más). Por su parte, Francia continúa como principal destino exportador (1.290 GWh, el 33,5 % del total). También se exportó a Kuwait (1.015 GWh, 26,4 % del total) y a Puerto Rico (920 GWh, 23,9 %).

Las importaciones netas de gas natural en junio aumentaron un 16,7 % en tasa interanual.

Subida de precio, factura de la luz y covid

El aumento en la importación de gas natural tras la peor fase de la pandemia del coronavirus coincide con la paulatina subida de su precio en los mercados internacionales. Este hecho está teniendo su reflejo en la factura de la luz. Cabe recordar que esta materia prima se utiliza para la producción de electricidad en los ciclos combinados.

En 2020, la abundancia de gas natural en el mercado y la caída del consumo durante la crisis del coronavirus hundieron el precio de esta materia prima. Sin ir más lejos, el pasado mayo marcó el mínimo histórico y desplomó a cotas desconocidas hasta ahora las importaciones desde Argelia a España.

La factura de la luz del pasado junio marcó un precio récord, con una media de 62,94 euros por MWH. Un 3,6 % más que en mayo. Ese precio fue superado en julio (92,41 euros por MWh de media) y también se ha rebasado en la primera quincena de agosto (102,11 euros por MWh de media), un 9,6 % más que en julio.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.