Economía 3: Noticias económicas e Información para el liderazgo Economía 3 menú
Newsletter Suscripción revista 5€/mes
categorías profesionales

Categorías profesionales: ¿qué son y qué beneficio le dan al empleado?

Las categorías profesionales en España luego de la reforma laboral del 2012 como concepto dejaron de existir. Estas ahora se convirtieron en grupos profesionales. Es importante saber que la categoría profesional era utilizada para describir y realizar el empleo a ejecutar. Así mismo permitía establecer el porcentaje que se debía cotizar a la Seguridad Social. Igualmente, según la categoría profesional se establece el sueldo mínimo. Es por ello que pertenecer a una u otra categoría profesional determina el ingreso mínimo a percibir.

¿Qué es la categoría profesional?

Como ya lo mencionamos el término categoría profesional dejó de utilizarse después de la Reforma Laboral de 2012. Sin embargo, muchos de los convenios colectivos actuales siguen empleando este término. La categoría profesional específica el puesto de trabajo que se va a desempeñar. Así como el porcentaje que se cotiza en la seguridad social o la remuneración del puesto según el contrato colectivo. Es importante destacar que categoría profesional legislativamente ha sido sustituida por grupo profesional.

La categoría profesional se refiere al grupo que corresponde a un empleado según la actividad o puesto de trabajo que desempeña dentro de una empresa. Atiende a criterios establecidos en el convenio colectivo de aplicación en la misma. Es importante conocer la categoría profesional a la que se pertenece, ya que la misma permite definir el porcentaje de cotización para la seguridad social. El concepto de categoría profesional debe estar presente en el contrato de trabajo y se emplea para clasificar el puesto de trabajo.

¿Qué es un grupo profesional?

El Estatuto de los Trabajadores, en artículo 22, establece que el grupo profesional: “agrupa todas las aptitudes profesionales, titulaciones y contenido general de la prestación laboral de los trabajadores incluidos en dicho grupo, y podrá incluir distintas tareas, funciones, especialidades, profesionales o responsabilidades asignadas al trabajador”. Podemos decir que los grupos profesionales se han convertido en el sistema por medio del cual los convenios colectivos agrupan a los trabajadores de una empresa en función de sus actividades, aptitudes y responsabilidades.

Estos grupos pueden dividirse en Grupo 1, 2, 3 y así consecutivamente según las responsabilidades, puestos, habilidades y aptitudes propias del trabajador. Por ejemplo, en el grupo uno comprende el grupo de personas cuyas habilidades son de carácter profesional o especializado para la empresa, tales como altos rangos de la misma, gerentes, jefes de departamento, etc. En el grupo 2 suelen incluirse trabajadores con buen potencial de dirección o liderazgo, tales como supervisores. En el grupo 3 se pueden ubicar los que aportan con alguna habilidad o función en la empresa específica, por ejemplo, un asistente.

¿Qué es el grupo de cotización?

El grupo de cotización es la forma como la Seguridad Social agrupa a los empleados en función a las actividades que desempeñan. Ello con el fin de determinar las diferentes bases de cotización. Es decir, el grupo de cotización permite fijar el monto que las empresas deben aportar a la Seguridad Social según el grupo al que pertenezca. Para el trabajador pertenecer a un grupo de cotización determinado va a repercutir en las coberturas, bonificaciones y el salario que pueda percibir.

Según las aportaciones que él realice a la empresa, se determinan las coberturas correspondientes a los estados de baja en una empresa o trabajo en concreto. Así como, cubrir y cobrar el paro además de los diferentes aportes que pueda recibir cuando este trabajador se encuentre desempleado. Esto, claro está, dependerá del tipo de Régimen al cual se está adscrito. Este normalmente suele ser el Régimen General establecido por las empresas y sus contrataciones a través de nóminas, aunque también existe un Régimen Especial para Trabajadores Autónomos.

Diferencia entre categoría profesional y grupo de cotización

Las categorías profesionales como se conocían antes según las titulaciones de los trabajadores, y lo que hoy se conoce como grupos de trabajadores. Corresponden a un espectro mucho más amplio de habilidades de estos, poseen una diferencia clara entre los grupos de cotización. Y es que, mientras que los primeros determinan además de sus funciones, el salario que estos recibirán respecto a esta, con los grupos de cotización se determina, es el valor de estas funciones una vez que estos trabajadores entren en situaciones de baja.

Es decir, el primero se enfoca especialmente en el salario o remuneración que los empleados obtendrán. Ello dependiendo de las funciones que cumplan dentro de una empresa, determinados a su vez en niveles de grupo correspondientes. Por otro lado, los grupos de cotización corresponden específicamente al valor del aporte de estos grupos a la sociedad. Este determinará, cuál será su remuneración o seguro que obtendrán una vez que estos entre en baja, sin importar cuál sea la razón, vacaciones, jubilaciones, reposo médico, etc.

¿Para qué sirve la categoría profesional?

Los convenios vigentes para cada línea de trabajo definen las funciones, calificaciones y características de cada uno de los grupos profesionales. Cuando el trabajador firma su contrato de trabajo, una de las cláusulas debe indicar a qué grupo pertenecerá. El número de grupo también debe estar en sus nóminas. Cada grupo o categoría profesional sirve para fijar topes mínimos y máximos que serán abonados por el trabajador. Y, por tanto, la aportación que realice la empresa por las cotizaciones a la Seguridad Social que le correspondan.

Y estos, a su vez, influyen directamente en la acumulación de su derecho a pensión y en la cantidad de prestaciones por enfermedad y desempleo a las que tendrá derecho. Cada año el BOE (Boletín del Estado) publica la tabla con las bases mínimas por las que se cotiza cada trabajador según el grupo profesional en el que se encuentre. Todos los meses la empresa se encarga de abonar la parte de la cotización tanto de los empleadores como de los empleados. Este monto se deduce del salario de los empleados.

¿Cuántas categorías profesionales hay?

Las categorías profesionales se pueden establecer según los grupos, o bien, según la titulación, depende de cada empresa en cuestión cómo desee efectuar esta organización de profesionales. En el caso de categorías profesionales, se establecen, según las titulaciones que corresponden a: Ingenieros y Licenciados en la primera y más alta categoría, ya que desempeñan las funciones más complejas o especializadas. Los técnicos, peritos y ayudantes titulados son la siguiente categoría a mencionar, que cumplen pues, funciones profesionales, pero también se pueden ocupar de ayudar a los ingenieros y licenciados.

Jefes administrativos y personal de dirección es la próxima categoría, y como su propio nombre lo indica, se tratan pues de aquellos jefes o líderes de las empresas, sociedades o negocios cuya responsabilidad es la de dirigir, guiar y recopilar información importante sobre el desarrollo empresarial. Luego corresponde la categoría de ayudantes no titulados, que pueden ser los empleados que conforman las partes de una empresa. Oficiales administrativos, subalternos, auxiliares administrativos, oficiales de primera y segunda, especialistas y oficiales de tercera, peones y trabajadores menores de 18 años, son las categorías restantes y más bajas.

plaresistir-castellano-300
VITHAS-nueva-marca-300

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.