La información económica de los líderes

Provincia de Alicante

El Colegio de Aparejadores ofreció cursos a más de 1.320 profesionales

Para este curso, se plantea se plantea convocar sesiones sobre BIM, eficiencia energética, mediación, bioconstruccion, Passivhaus o gestión inmobiliaria

Centro de Formación del Colegio Profesional de Alicante

El Colegio de Aparejadores, Arquitectos Técnicos e Ingenieros de la Edificación de Alicante (COAATIEA) ha cerrado el ejercicio de 2018 con una oferta de formación y cursos especializados que ha atendido a más de 1.320 alumnos en los 31 organizados que han sumado más de 215 horas en total. El responsable de formación del Colegio, Gustavo Furest, ha señalado que “el cierre de este año es muy positivo, puesto que hemos contribuido a que nuestros colegiados dispongan de la última información técnica y normativa sobre cuestiones que afectan diariamente a nuestra actividad profesional“.

El curso más concurrido y de mayor impacto fue sobre “los planes de trabajo con amiantos o materiales que lo contenga” que congregó a 123 profesionales que recibieron las últimas directrices y consejos para trabajar en la retirada de las estructuras afectadas, la normativa vinculada a depósito en espacios autorizados, así como en materia de consejos de salud e higiene laboral.

Dentro de estos cursos más demandados fue el relativo a “la Redacción de proyectos de Acondicionamiento y reforma de locales y viviendas”, una necesidad del sector fruto de la contracción de la obra nueva y de la necesidad de acometer este tipo de actuaciones que sí reclamaba el mercado. A esta sesión de formación participaron 75 profesionales.

Los objetivos del Colegio en materia de formación pasan por renovar la oferta en más de dos tercios en 2019, ofreciendo cursos y talleres nuevos que se adaptan aún mejor a las necesidades de los colegiados. Entre ellos se plantea convocar sesiones sobre BIM, eficiencia energética, mediación, bioconstruccion, Passivhaus o gestión inmobiliaria.

El 2019 se centrará también en la formación técnica de las nuevas herramientas tecnológicas que ofrece el mercado, así como la mejora en la técnica de la redacción de proyectos en materia de apertura de locales comerciales, manuales de emergencia, informes y dictámenes reclamados por las diferentes administraciones públicas y particulares.

“Es necesario seguir trabajando en satisfacer las demandas de los profesionales, que tienen la obligación de adaptarse a las exigencias de los nuevos tiempos, a los cambios normativos y técnicos que impone – como garantías a la sociedad en su conjunto – tanto las administraciones estatales como comunitarias, además de intentar que la brecha tecnológica y de materiales sean mínimas entre nuestros colegiados. Nuestra actividad es de formación continua, sin tregua, y ese es el objetivo de nuestra intensa actividad“, ha comentado Martín Pomares, presidente del Colegio.

Suscríbete a nuestra newsletter