Inicio sesión E3 TV Revista E3 Eventos E3 Editorial E3 Rankings Newsletter Suscripción revista 5€/mes
Economía 3 menú
Newsletter Suscripción revista 5€/mes

Puig defiende en Barcelona la ‘vía valenciana’ como modelo de estabilidad

Afirma que existe una "profunda anomalía en la redistribución de los recursos públicos, tanto desde el punto de vista de la financiación como desde el de las inversiones"

Publicado el:
Puig defiende en Barcelona la ‘vía valenciana’ como modelo de estabilidad

El president de la Generalitat, Ximo Puig, ha defendido en Barcelona la ‘vía valenciana’ como modelo para generar estabilidad política y crecimiento económico tras el desayuno mantenido con la Societat d’Estudis Econòmics de Foment del Treball, en el que ha descrito la situación de la Comunitat Valenciana en materias como el empleo, las exportaciones, la sanidad y el turismo.

Así, Puig ha recordado “el momento valenciano” que, según el president, ha propiciado que la Comunitat avance a una velocidad superior a la media española “gracias al esfuerzo de empresas y trabajadores”.

Para el jefe del Ejecutivo nuestra comunidad “ha conseguido establecer un marco de estabilidad, honradez y diálogo”, capaz de generar “resultados esperanzadores”.

Puig ha insistido en que el “nuevo panorama de la Comunitat” es un “buen espejo en el que reflejarse”, porque “ha significado pasar página y cambiar de paradigma hacia la estabilidad política, el diálogo social y la honradez”.

El jefe del Consell ha asegurado que las políticas del Gobierno valenciano han consistido en conjugar reformas de justicia social con una “política económica realista” para el conjunto de los sectores productivos.

“No solo hemos recuperado un conjunto de derechos sociales que habían estado arrinconados por el anterior Gobierno, sino que hemos mejorado la situación económica de la que son protagonistas tanto las empresas como los trabajadores”, ha aseverado Puig.

El president Puig ha reclamado un nuevo modelo de financiación para superar las asimetrías económicas del Estado y, al mismo tiempo, garantizar la igualdad entre ciudadanos y el respeto de las singularidades de las diferentes Comunidades Autónomas.

Así, el máximo responsable del Consell ha insistido en que existe una “profunda anomalía en la redistribución de los recursos públicos” en el país, “tanto desde el punto de vista de la financiación como desde el de las inversiones “.

En este sentido, Puig ha apuntado que, hasta ahora, “se han hecho unas políticas sin planificación, sin tener en cuenta la eficiencia y sin considerar lo que representa para la economía el capital físico”.

El president ha apelado al diálogo para solucionar el problema de la financiación pues, según Puig, “el centralismo no es inteligente” y cabe apostar por la “lealtad institucional de ida y vuelta”.