Sábado, 13 de Julio de 2024
Pulsa ENTER para buscar
Rentbis: 12 mese de liquidez en solo 24 horas

El colapso en Valencia y Barcelona lleva a JSV a trasladar tráfico a Alicante

El colapso en Valencia y Barcelona lleva a JSV a trasladar tráfico a Alicante

El puerto de Alicante gana una nueva línea marítima. Esta madrugada llega el primer barco de la línea que conecta Alicante y Turquía, en un tiempo récord de cuatro días.

Una línea que pone en marcha el Grupo JSV en su nueva terminal Hub Portuario Alicante, desviando los tráficos que hasta ahora realizaba fundamentalmente a través de Valencia.

Economía 3 habla con la CEO del Grupo JSV, Sonia Herzog, quien explica cómo la normativa medioambiental que entró en vigor en el sector marítimo en enero de este año está provocando la congestión en las terminales de los grandes puertos; por lo que su servicio de Short Sea Shipping (transporte marítimo de corta distancia) como alternativa al tradicional transporte por carretera se estaba viendo seriamente afectado.

De Valencia y Sagunto a Alicante

– ¿Qué ha cambiado desde que empezasteis a operar la línea con Turquía hace cuatro años?

– Como bien dices llevamos trabajando desde hace ya cuatro años con Turquía, apoyados en socios, navieras y terminales de Valencia, Puerto de Sagunto y Barcelona.

¿Qué es lo que ha ocurrido? Nuestro modelo de negocio y servicio no tiene nada que ver con el servicio regular de otras navieras que puede alargarse entre 10 y 12 días en el tránsito España-Turquia; en nuestro caso hablamos de tránsitos short sea shipping, muy rápidos, con contenedores que tienen la misma capacidad que un camión (45 pies) pero que resultan mucho más eficiente que el camión, al reducir las emisiones.

Nuestro servicio por tanto va muy orientado a esa carga rápida que habitualmente viajaba por camión. Dicho esto, para nosotros la rapidez en la terminal es fundamental porque no nos sirve de nada que el barco vaya rápido, pero luego llegue a una terminal y esta esté colapsada.

Hasta la fecha estábamos trabajando en Barcelona, Valencia y Sagunto.

Los últimos meses, la verdad que las grandes terminales, tanto en Turquía como en España, se han empezado a colapsar de una forma brutal.

¿Por qué el colapso?

– ¿A qué se debe?

– En parte, debido a la nueva legislación de emisiones de CO2 que entró en vigor en enero. Las navieras deben pagar por sus emisiones, se grava el consumo de los barcos y cada año este coste se incrementará porque se irán eliminando los descuentos temporales. Por lo tanto, la mayoría de ellas ha optado por servicios con barcos muy grandes (con lo que la tasa se reparte entre mayor carga y el coste se distribuye en un mayor número de contenedores), y por ir más lentos para consumir menos.

-¿Cuál era vuestra situación?

– Estábamos saliendo de Turquía ya con problemas en la terminal y llegábamos a puertos como Valencia o Barcelona, y nos paralizábamos prácticamente. De hecho, la semana pasada uno de nuestros barcos tuvo que esperar tres días en la terminal de Valencia para ser descargado, con lo cual parte del valor añadido de nuestro servicio se veía afectado.

6 días puerta a puerta

– ¿Cuál ha sido la solución?

– Afortunadamente como contamos con nuestra nueva terminal en Alicante, Hub Portuario Alicante, creemos que esta debe ser la entrada natural a España del tráfico con Turquía.

De este modo, cuando llega el barco, lo trabajamos inmediatamente. Con esta ruta, salimos de Turquía, el sábado por la mañana, de madrugada, y llegamos a Alicante el miércoles a las 0:02 h., prácticamente cuatro días, y ya esa misma noche del martes al miércoles lo empezamos a descargar, con lo cual el miércoles por la mañana ya pueden estar los contenedores en el destino final. Es decir, de puerta a puerta empleamos unos 6 días, es decir lo que nos cuesta recoger una mercancía en la fábrica de Turquía del cliente y entregarla aquí en España en la fábrica de destino.

Esto a través de una terminal grande, es imposible y lo hemos constatado.

– Y luego el trayecto de Alicante a Barcelona, ¿cómo lo hacéis?

– El barco, que llega el miércoles a las 0:02 h. a Alicante, el viernes sale para Barcelona con mercancías que no tienen tanta urgencia, de lo contrario, se descarga en Alicante y llega en camión a su destino el mismo miércoles.

Socios

-Habéis dejado de trabajar en las grandes terminales y habéis dejado de tener socios, ¿qué supone esta nueva apuesta?

– Es una apuesta muy fuerte porque vamos solos, creemos totalmente en este servicio, que es la única alternativa al camión que existe hoy en día, con una solución que reduce además las emisiones de CO2. No ha sido traumático porque todas las terminales y nuestros socios han entendido que nuestro servicio es diferencial; somos un contenedor, pero realmente parecemos un camión.

Cada vez las líneas marítimas van a ir a tránsitos más lentos y nosotros necesitamos dar solución a todo aquello que va por camión o por marítimo, pero que no puede esperar tanto tiempo. Por tanto, te diría que no ha sido difícil porque todo el mundo entiende que nuestro negocio es completamente diferente.

– ¿Quiénes eran vuestros socios?

En Valencia estábamos trabajando con la naviera Global Feeder Shipping de Dubai y con la terminal en Valenciaport de CSP.
En Barcelona estábamos trabajando con APM Terminals Barcelona y nos hemos trasladado a una terminal más pequeña, Port Nou, más orientada a los tránsitos de short sea shipping.

Para nosotros no solamente es importante esa rapidez en el tránsito marítimo y en las descargas en el puerto, o incluso el hecho de contar con un contenedor que tiene la misma capacidad que un camión, sino también reducir las emisiones apostando por el multimodal.

Multimodal

-¿Qué supone para vosotros el multimodal?

Desde Alicante tenemos conexiones ferroviarias con Madrid (Abroñigal) y con el norte de la península (corredor Atlántico) a través de Miranda de Ebro (Burgos). Ahora mismo tenemos dos trenes propios Alicante-Madrid y uno Alicante-Miranda del Ebro y trabajamos con Renfe en estas conexiones.

En concreto en Miranda de Ebro, además la terminal ferroviaria también es nuestra, con lo cual, las garantías del servicio son totales: partimos de una terminal portuaria propia (Alicante) y llegamos a una terminal ferroviaria en Miranda de Ebro, también propia.

La terminal en Alicante nos permite ser el hub catalizador, de todas las líneas y de todos los tráficos, para nosotros es un gran hito también porque conectamos Turquía con las Islas Canarias con apenas 10 días de tránsito, y escalas en Tenerife, Las Palmas y Arrecife.

Por tanto, desde Turquía conexión con el centro y norte de la península a través de Alicante, además de Turquía-Canarias y Turquía-Barcelona.

Perspectivas Turquía

– ¿Turquía es un mercado que está creciendo bien?

– Sí, sin duda; tras el COVID, los problemas del Ever Given que se cruzó en el canal de Suez y los problemas en el Mar Rojo, cada vez más empresas entienden que hay que trabajar una logística de proximidad. Los barcos que vienen desde China e India por el Cabo de Buena Esperanza añaden unos 6-8 días más de tránsito. Esto para una fábrica o para un almacén, implica mucho más dinero porque tiene que aprovisionar más cantidad y durante más tiempo.

Ante estas situaciones, zonas como Turquía o Marruecos se están posicionando como la fábrica de Europa y permiten una logística de proximidad muchísimo más flexible frente a países más lejanos como China o India.

Generalitat prevencio ofegaments
Rentbis: 12 mese de liquidez en solo 24 horas
Generalitat prevencion ahogamientos
Generalitat prevencion ahogamientos
Generalitat prevencio ofegaments
Generalitat prevencion ahogamientos
Rentbis
Mujeres al Timon viaje transformador
Generalitat prevencio ofegaments

Dejar una respuesta