Sierra Norte

Sierra Norte, el proyecto visionario que se gestó a través de tres generaciones

La historia de Bodega Sierra Norte comienza hace ya más de un siglo, cuando Miguel y Lorenzo decidieron plantar un viñedo en Camporrobles. La bodega, relativamente reciente, no se fundará hasta 1999; sin embargo, el cariño por la tierra y la pasión por la innovación son los lazos que conectan estas tres generaciones que han hecho posible un proyecto que hoy se extiende por las tres denominaciones de la Comunidad Valenciana.

Sierra Norte es un proyecto joven especializado vinos unidos al territorio, todos diferentes y con la impronta de las variedades locales: bobal en Utiel-Requena, monastrell en Alicante y moscatel en Valencia. Vinos mediterráneos, distintos y a precios razonables.

Charlamos con Mapi Domingo, enóloga de Bodega Sierra Norte y responsable de Enoturismo, acerca de todas estas cosas:

-¿Cuáles son los mayores atractivos de la Bodega Sierra Norte y qué podemos descubrir a través del enoturismo?

– Hace poco más de un año que empezamos a trabajar en enoturismo y la verdad es que estamos encantados con el resultado porque la satisfacción de la gente tras la visita es muy alta. Entre los atractivos podemos destacar el propio edificio, vanguardista y sostenible, con cubiertas vegetales. También el enclave, un paisaje rural precioso rodeado de viñedos y, a la vez, muy accesible desde la A-3.

Además, estamos restaurando Casa Calderón, una antigua bodega donde se producía vino ya en 1900 y que está anexa a la nueva bodega, que completará con un acogedor hotel rural de 8 habitaciones y un restaurante, nuestra actual oferta enoturística. La cata también es otro de los aspectos que más destacan los visitantes por completa y diferente.

Conocer el proceso tras una botella de vino

– ¿Cómo contribuye el enoturismo a conocer, querer y entender más el vino?

El buen enoturismo abre ante el visitante, de par en par, todo el laborioso proceso que hay para obtener una botella de vino. En nuestro caso, tratamos de sensibilizar sobre todos los aspectos relacionados con nuestro trabajo, el primero y prioritario, en el viñedo donde la sostenibilidad es lo primero.

Durante la visita a la bodega también se hace notable la alta tecnificación que se necesita para elaborar vinos exigentes que cumplan con los estándares que marca la normativa. Muchos visitantes se sorprenden al ver la zona de elaboración, no se la imaginan tan innovadora.

Desde el enoturismo tratamos de quitar complejidad y seriedad al mundo del vino

Desde el enoturismo tratamos de quitar complejidad y seriedad al mundo del vino, para que todo el mundo aprenda y se acerque a él de un modo sencillo y natural. Entender algo es el primer paso para disfrutarlo.

– ¿Qué ofrecéis en vuestra visita a la bodega?

Intentamos que las visitas sean una experiencia que los enoturistas recuerden siempre y hacerles sentir cómodos, como en su propia casa. Realizamos un recorrido guiado que les lleva por la nave de elaboración y la sala de barricas, donde ofrecemos la posibilidad de probar un vino directamente de la barrica. El itinerario culmina con una cata, donde los visitantes eligen tres vinos que desean probar y que les hemos presentado previamente.

Los vinos los acompañamos de una degustación con embutido de la zona, queso artesano, pan de horno, aceite de oliva virgen extra de una almazara local y chocolate de un obrador cercano.

Sierra Norte: Una bodega transversal y con valores

– ¿Cuál es el perfil de vuestro visitante?

Tenemos un rango amplísimo. Acuden jóvenes que se están iniciando en el consumo del vino y tienen curiosidad por probar distintos vinos y ver cómo es el proceso. También viene gente que sí consume vino habitualmente y quiere profundizar en sus conocimientos. Muchos visitantes son clientes de la bodega, que eligen y consumen nuestros vinos desde hace muchos años y que quieren conocernos más de cerca, venir a ver cómo se elaboran vinos que son tan familiares para ellos, como Pasión de Bobal o Bercial, que son marcas muy asentadas.

Los grupos de empresa están activándose ahora, una vez que hemos dejado atrás las restricciones de la covid-19, ya que se trata de una actividad que encaja muy bien con actividades de team building.

– ¿Qué valores puede aprender el visitante recorriendo vuestra bodega?

Descubrir toda la labor que hay detrás de una botella de vino. De hecho, muchos, tras la visita, nos comentan que hasta les parece barato el vino para todo el trabajo, inversión y tecnificación que hay detrás.

Todos nuestros vinos son ecológicos desde el inicio de nuestra actividad, hace más de 20 años

Nosotros también damos mucha importancia a la parte sostenible. De hecho, todos nuestros vinos son ecológicos desde el inicio de nuestra actividad, hace más de 20 años, y elaborados gracias a una viticultura sostenible.

Vivir la experiencia vitícola

– Teniendo en cuenta cómo evoluciona la uva desde que aparecen los primeros brotes hasta que se recoge ¿Contáis con experiencias adaptadas a cada época del año?

Sí, además de las visitas habituales, durante el año creamos distintos eventos según la época en la que estemos. Por ejemplo, durante la vendimia tenemos un evento que consiste en vendimiar unos cuantos racimos, prensarlos manualmente para extraer el mosto y ver en qué consiste ese proceso de trabajo tras la recogida de la uva. Por último, a nuestros enoturistas-vendimiadores les preparamos un almuerzo campero acompañado de nuestros mejores vinos, por supuesto.

– Contáis con una propuesta de escape room. ¿En qué consiste?

La experiencia de enoturismo con escape room la ofrecemos en la bodega de La Roda (Albacete) donde se nos ha escapado un bodeguero loco que encierra a nuestros visitantes en una habitación secreta que hay en la sala de barricas. Para salir han que resolver acertijos y salvar distintas pruebas de habilidad, lógica…

Escapar merece la pena, porque a la salida les esperamos con una estupenda cata maridaje.

Planes de futuro

– ¿Tenéis previsto ampliar vuestra oferta enoturística actual?

Además de la visita exclusiva de enoturismo, contamos con otra experiencia que incorpora una actividad multiaventura. En breve incorporaremos una nueva opción que une enoturismo con visitas culturales, por ejemplo al casco histórico de Requena, museos o parajes singulares.

Durante el año hacemos eventos puntuales que tienen mucho éxito y que, además de la actividad en cuestión (vendimia, pilates, yoga, artesanía, talleres de distintas disciplinas…) incluyen visita a la bodega y cata y cuya temática ya estamos trabajando.

También hemos abierto una vinoteca, un wine bar donde se puede ir a tomar unos vinos cualquier día de la semana.

– ¿Por qué recomendaríais a alguien ajeno al mundo del vino probar una de vuestras experiencias?

Se trata de una experiencia de ocio diferente que te permite descubrir el vino con otros ojos y disfrutar de una actividad preciosa en un entorno especial. Es tan recomendable que si vienen una vez, repetirán muchas más veces.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.