Olite Javier Campos Turismo de Navarra

El turismo nacional da aire a los establecimientos extrahoteleros en julio

El turismo nacional impulsó la recuperación de los establecimientos extrahoteleros (apartamentos, cámpines, casas rurales y albergues) en julio, cuando el número de pernoctaciones de los residentes en España se situó un 19,3% por encima de los niveles prepandemia, tras alcanzar los 11,6 millones.

La creciente demanda nacional ha permitido a estos alojamientos acortar parte de la brecha que existe entre las cifras previas a la crisis sanitaria y las de este año. Este verano, no obstante, el número de pernoctaciones continúa a la mitad (34,6 millones en los siete primeros meses frente a los 68,5 millones de 2019).

Según la Encuesta de Ocupación en Alojamientos Extrahoteleros publicada del Instituto Nacional de Estadística (INE), solo en julio se registraron 16 millones de pernoctaciones. Se trata de un 21,7% menos que hace dos años, aunque un 58% más que en el mismo mes de 2020.


Suscríbete gratis a nuestra Newsletter
Y recibirás en exclusiva la actualidad económica y empresarial.

Más allá de la lógica recuperación respecto al año pasado, cuando esta temporada coincidió con la desescalada por el primer estado de alarma por la pandemia, los datos arrojan cierto optimismo. Y es que las pernoctaciones de los residentes en España -algo más de 11,6 millones, el 72,5% del total- mejoraron en un 19,3% los niveles del último julio precovid.

Este avance ha compensado la caída del 59,1% (en comparación con el mismo mes de 2019) en las de los no residentes, que se quedaron en 4,4 millones; consecuencia de las limitaciones que aún arrastra el turismo internacional en ciertos países.

Alemanes, franceses y británicos, principal fuente de turismo

La estadística también ofrece la evolución de las pernoctaciones en el conjunto de alojamientos turísticos españoles, incluidos los hoteles, que ascendieron a 42,4 millones. Un 93,9% más que en 2020.

De ese total, las de residentes subieron un 74,1%, a cerca de 26,6 millones, en tanto que las de no residentes lo hicieron un 139,5%, hasta casi 15,9 millones, gracias a la afluencia de alemanes, franceses y británicos. Estos fueron los principales mercados emisores, que supusieron casi el 50%.

Cataluña, con más de 8,1 millones de pernoctaciones, fue el destino preferido en el conjunto de alojamientos, seguida de Andalucía (más de 7,4 millones), y Baleares (más de 6,8 millones). Teniendo en cuenta el tipo de establecimiento, las noches en alojamientos extrahoteleros representaron el 37,8%.

Suben las pernoctaciones y los precios

Dentro de este último grupo, las pernoctaciones en apartamentos turísticos repuntaron un 88% respecto a 2020, hasta los 6,5 millones. La Comunitat Valenciana, Andalucía y Canarias fueronlos principales destinos con 1,7 millones, 1,1 millones y 1 millón, respectivamente.

Los puntos calientes fueron Benidorm (Alicante), San Bartolomé de Tirajana (Las Palmas) y Oropesa del Mar (Castellón).

También aumentó el índice de precios de apartamentos turísticos, un 9,3% respecto a julio de 2020. La estancia media fue de 5,15 días, aunque en algunas zonas de costa, como Murcia, estuvo cerca de la semana.

Otras modalidades de turismo

Sobre los cámpines, sumaron 7,2 millones, un 45,2% más, con Cataluña a la cabeza, con 3 millones de pernoctaciones, de las que 1,3 millones fueron en la Costa Brava. De hecho, los puntos con mayor concentración fueron Torroella de Montgrí (Gerona), Tarragona y Montroig del Camp (Tarragona).

Los cámpines se consolidan así como una de las fórmulas preferidas de los turistas, con una estancia media de 4,47 días; a pesar de que el precio ha crecido un 1,04% en tasa interanual. Mención especial merece el repunte del 8,25% en los de tercera categoría.

En la misma línea, las pernoctaciones en casas rurales, que en julio superaron los 1,6 millones, un 15,9% más que en el mismo mes de 2020, con una duración media de 3,24 días.

Asturias fue el destino más elegido (229.085), mientras que por zonas turísticas lo fue Mallorca (141.975). Precisamente Baleares fue la comunidad en la que más subieron los precios medios, un 10,46 %, seguida de Madrid, un 10,42 %.

Con todo, el mayor avance ha sido el de las pernoctaciones en albergues, que en julio rondaron las 607.630, un 147,4% más que en 2020. La duración media fue de 2,27 días.

Galicia fue el destino principal de este tipo de turismo, con 143.271 pernoctaciones, debido, entre otros, al Camino de Santiago, aunque Baleares alcanzó la mayor ocupación, con el 59,5% de las plazas ofertadas.

Agosto, clave en la recuperación del turismo

Los números facilitados por el INE dan muestras de una recuperación en este sector, después de que las pernoctaciones extrahoteleras cayeran un 45,8% en junio, a 7,1 millones, respecto a 2019.

Ahora la clave está en cómo evolucionará agosto. Por lo pronto, se prevé que los datos estén por encima de los 14,7 millones del año pasado, aunque posiblemente aún lejos de los 25,3 millones del agosto previo a la pandemia.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.