Opinión

Innovación, flexibilidad y resiliencia: tres valores para 2021

CIO
Sothis
Archivado en: 

A Ingmar Bergman se le atribuye una frase que este año ha cobrado un significado trascendente: “Solo alguien que está bien preparado tiene la oportunidad de improvisar”. 2020 ha sido un año de cambios y en los últimos meses hemos comprobado que las empresas que partían con los deberes hechos en materia de teletrabajo, por ejemplo, se han adaptado mucho mejor a un escenario que a muchas otras les pilló con el pie cambiado.

Este es un caso concreto, pero marca una tendencia común en la economía digital: cuando una disrupción tiene lugar, dirigimos la mirada a las empresas que han tenido más éxito. Y son, parafraseando al director sueco, las que mejor se han preparado las que han sido capaces de reaccionar. No ha sido fruto de la casualidad, sino, lo más seguro, de un concienzudo análisis y una cuidada planificación. Desde fuera, solo vemos el resultado de meses de esfuerzo y trabajo, pero, precisamente, para llegar a ese punto y liderar el cambio, hace falta una inversión en tiempo, planificación y recursos.

Rozamos la recta final del año y es un buen momento para hacer balance de las lecciones aprendidas en este 2020 y analizar por qué quien ha tenido éxito lo ha logrado y qué pueden hacer las empresas que van a la zaga para emularlo. En 2021, la transformación digital dejará de ser una ventaja competitiva. Saber diferenciarse en un mercado cada vez más digitalizado se convierte en una necesidad, y precisamente estos tres valores ayudan a conseguirlo.

Si debemos seleccionar los principales valores del año, sin duda serían la capacidad de innovar, la flexibilidad y la resiliencia. En Sothis, lo hemos llevado a cabo a través de varios proyectos, que pueden servir de muestra de cómo aplicarlos de manera real:

–  Las herramientas para optimizar los procesos empresariales, el control e ingeniería industrial y el potencial de la tecnología para la toma de decisiones se han vuelto más importantes que nunca. Durante los primeros meses de la pandemia, hemos ofrecido formación y servicios tecnológicos sin coste para ayudar a las empresas de sectores esenciales. Entre otras medidas, las compañías que lo solicitaron tuvieron a su disposición un paquete de servicios que incluían sistemas de alerta frente a ciberataques, asistencia en notificaciones de brechas de seguridad para cumplir con la normativa de la AEPD o asesoramiento ante campañas de phishing y sobre teletrabajo eficaz.

– Por otro lado, el mercado es cada vez más competitivo y la carrera tecnológica se ha disparado. En un contexto adverso, dejar de invertir en tecnología puede ser un parche que funcione a muy corto plazo, pero que tenga consecuencias negativas a lo largo del tiempo. Este año, hemos puesto en marcha Intelligent Services Intelligent Technology (ISIT), una oferta flexible para ayudar a las empresas a financiar proyectos de renovación tecnológica. Lo concebimos como una manera de facilitar el despliegue de proyectos tecnológicos que muchas veces quedan detenidos por no poder hacer frente a un gasto inicial elevado por adquisición de hardware.

– En el ámbito industrial, hemos visto en los últimos años cómo han cobrado fuerza tendencias como la hiperconectividad, la visión artificial, el desarrollo ágil de aplicaciones gracias al low-code, los modelos de gestión de la producción MES/MOM, la metodología lean o los gemelos digitales con la puesta en marcha virtual. Son ya una realidad en la empresa española, y por ello quisimos celebrar un congreso dedicado a analizarlas y crear un punto en común de debate en el que, junto a partners, clientes y otros actores, poder compartir conocimiento para anticiparnos a las tendencias del mañana.

– En cuanto a los sistemas de gestión de procesos empresariales, en Sothis creemos firmemente en el papel protagonista de los entornos cloud en la empresa. Muestra de ello es el reconocimiento como partner con mayor crecimiento de suscripciones cloud en 2019 que nos ha otorgado SAP. El salto a la nube ya ha tomado un papel estratégico para toda gran empresa, pero creemos que será una tendencia generalizada a corto plazo. Más allá de este caso concreto, es importante prestar atención a todas las tendencias en cuanto a los software de gestión empresarial si queremos poder tener capacidad de reacción ante futuras disrupciones.

Estos han sido algunos ejemplos de los proyectos que hemos abordado este año. En todos ellos, hemos querido aplicar los valores que, de nuevo, creemos que marcarán la hoja de ruta de los próximos meses: capacidad de innovación y flexibilidad para ayudar a nuestros clientes a ser más resilientes. En Sothis, creemos que la tecnología debe evolucionar al ritmo del negocio, muy en sintonía con una aplicación real que proporcione ventajas competitivas, al ritmo de cada empresa.

2020 nos deja una lección sobre la importancia de mejorar de manera continua, a través de la innovación que exigen los nuevos retos. Por ello, tomaremos buena nota para seguir aplicando esta visión y ayudar a nuestros clientes a encarar 2021 con las mayores garantías de éxito.

Suscríbete a nuestra newsletter