Finanzas

La EBA cree que la pandemia hace aún más importante la consolidación bancaria

"Las segundas olas de contagios y una recuperación económica retrasada podría debilitar aún más al sector bancario", dijo Campa

Archivado en: 

Oficinas de la EBA

El presidente de la Autoridad Bancaria Europea (EBA, acrónimo en inglés), José Manuel Campa, afirmó este lunes que la pandemia de coronavirus hará aún más importante avanzar en la consolidación del sector bancario europeo y advirtió de que este debe prepararse para el probable aumento sustancial de los préstamos fallidos.

“Todavía no hemos dejado atrás lo más difícil y continuaremos nuestros esfuerzos de vigilancia. La necesidad de abordar la sobrecapacidad, revisar los modelos de negocio y avanzar con la consolidación del sector bancario será cada vez más importante“, dijo Campa en una comparecencia ante la comisión de Asuntos Económicos de la Eurocámara.

Advirtió de que “podrían surgir debilidades en instituciones individuales y tenemos que estar preparados para abordar el probable gran aumento de los préstamos no productivos”, aquellos que acumulan más de 90 días de mora o se consideran irrecuperables.

Campa señaló que, si bien hasta ahora el sector ha mostrado “resiliencia” ante la crisis económica generada por el covid-19, “hay desafíos por delante” y que, a pesar de las medidas de apoyo “sin parangón” adoptadas por las autoridades, la crisis económica le “golpeará fuerte”.

Las segundas olas de contagios y una recuperación económica retrasada podría debilitar aún más al sector bancario”, dijo el jefe de la patronal bancaria europea, recordando que algunas debilidades ya existentes “pueden verse exacerbadas por la crisis”. Se prevé que el deterioro de los activos y la prolongación en el tiempo de unos tipos de interés más bajos “pesen sobre una rentabilidad ya débil”.

“Los bancos con menores niveles de capital, malos modelos de negocio y una exposición mayor a riesgos podrían afrontar retos”, insistió Campa, quien señaló que las pruebas de estrés que la EBA llevará a cabo entre enero y julio de 2021 serán “una buena base para evaluar la situación” de los bancos.

“Tenemos que asegurar que siguen robustos y continúan apoyando a la economía durante la recuperación“, dijo el presidente de la EBA, quien recordó que esta agencia ha adoptado medidas para ayudar durante la pandemia, como posponer los test de estrés o relajar los requisitos administrativos para los bancos, y les ha instado a usar cualquier alivio de capital para apoyar a la economía real.

Sobre las negociaciones con Gran Bretaña

Además de la baja rentabilidad y el previsto “aumento sustancial” de los préstamos fallidos, Campa mencionó el Brexit entre los “potenciales riesgos” para el sector, si bien insistió en que “no deberíamos esperar ningún problema de estabilidad financiera en ningún posible escenario” para la salida del Reino Unido.

Los riesgos para la estabilidad se han mitigado y los bancos están en general preparados, aunque seguimos llamando a los supervisores y bancos a hacer todos los esfuerzos para asegurar que las operaciones funcionan bien el próximo año”, dijo.

La EBA considera en particular “imperativo” que las instituciones que ofrecen servicios de pago sean autorizadas en la UE para que puedan seguir prestando sus servicios en los Veintisiete tras la salida definitiva del Reino Unido.

Este país abandonará la UE definitivamente cuando expire el periodo transitorio el 31 de diciembre, pero Londres y Bruselas aún no tiene un acuerdo que regule su futura relación.

Suscríbete a nuestra newsletter