Cumple 135 ediciones

La cabalgata más antigua de España recorre esta noche las calles de Alcoy

Participan más de mil alcoyanos que dan vida a pajes y antorcheros, servidores, escoltas, músicos y grupos de danza

El Rey Melchor en una imagen de archivo |Foto: Ayuntamiento de Alcoy

La Cabalgata de los Reyes Magos de Alcoy, la más antigua de España, cumple este domingo 135 años.  Su celebración se ha realizado de forma continuada desde 1885, si bien sus antecedentes documentales se remontan al año 1866.  Desde 2001 cuenta además con la declaración de Fiesta de Interés Turístico Nacional.

De su organización se ocupa actualmente la Concejalía de Fiestas del Ayuntamiento de Alcoy, en colaboración con la Asociación de San Jorge. En la cabalgata participan más de mil alcoyanos que dan vida a pajes y antorcheros, servidores y escoltas, carros y carrozas engalanadas, bandas de música locales y los grupos de danzas Carrascal y Sant Jordi.

Según informan desde el consistorio alcoyano “todos conocen su papel y unen su esfuerzo para dar la máxima brillantez a la visita de Melchor, Gaspar y Baltasar” quienes, un año más, serán el centro de atención de miles de miradas, especialmente infantiles.

Bajo la luz de las antorchas  la comitiva iniciará  el desfile a partir de las 18 horas amenizado con melodías musicales escritas para la ocasión que serán interpretadas por las cuatro bandas de la localidad: Corporación Musical Primitiva; Sociedad Música Nova; Unión Musical; AM Serpis;  y diferentes agrupaciones de dulzainas y tabales.

Una legión de 450 pajes serán los encargados de llevar a los niños sus regalos. Para ello usan largas escaleras de mano con las cuales suben a los balcones de las casas para repartir los centenares de paquetes que portan los camiones que van detrás de la comitiva.

El séquito real vivirá su momento más mágico al llegar a la plaza de España, entre las 20 y las 21 horas. Allí, en el acto de la Adoración, Melchor, Gaspar y Baltasar colmarán al Niño Jesús de oro incienso y mirra con El Mesías de Haendel y un castillo de fuegos artificiales como fondo para arropar  la escena más esperada de la noche.

Tras el punto álgido de la cabalgata, los Reyes Magos proseguirán su camino y terminarán su desfile al final de la avenida País Valencià. Esta es una de las novedades de la 135 edición, ya que los organizadores han recortado el recorrido habitual y ya no pasará por el puente de Cervantes, calle Els Alçamora ni por el puente de Sant Roc.

Durante la mañana, unas 7.000 personas tienen previsto visitar hasta las 15 horas el Campamento Real de los Reyes Magos situado en el área montañosa del Preventori de Alcoy. Allí, quienes hayan adquirido sus entradas con antelación podrán visitar la zona donde los pajes trabajan en la preparación de la cabalgata.

Suscríbete a nuestra newsletter