Afecta a algunas de las 28 instalaciones del sector cerámico de Castellón

El Gobierno alarga en 2 años la vida útil de las plantas de cogeneración

La decisión entra en vigor el 1 de enero de 2019 y es una medida transitoria mientras se aborda la regulación del sector a más largo plazo

Una de las plantas cerámicas de la provincia.

El Consejo de Ministros aprobó ayer un real decreto que permite mantener en servicio durante dos años las plantas de cogeneración de la industria cerámica. Una medida que da estabilidad al sector, que veía con preocupación cómo, en breve, tendría que cerrar las instalaciones que han agotado el ciclo de vida útil.  La medida se toma a la espera de regular el sector a más largo plazo como pide el sector de la cogeneración.

El clúster cerámico castellonense cuenta con 28 de estas instalaciones y 15 de ellas se verían afectadas por el cierre, por lo que este acuerdo del Gobierno permite a las empresas mantenerlas en servicio veinticuatro meses más.

Las empresas del sector cerámico castellonense temían que las plantas que agotan su ciclo dejasen de ser rentables toda vez que perderína las primas por la cogeneración de electricidad con el calor sobrante de los hornos cerámicos. Calor que se destina a generar electricidad y destinarla o bien al mantenimiento de las instalaciones de la empresa o venderlo al mercado de la energía eléctrica.

La prórroga de actividad incluida en el real decreto forma parte del paquete de medidas urgentes acordadas por el ejecutivo para impulsar la industria española. La medida, que se incluye en la disposición transitoria tercera, afecta a aquellas plantas de cogeneración que utilicen combustibles o gas natural, como las cerámicas, y que hayan agotado su vida útil a partir del pasado mes de enero.

Hasta ahora, las plantas que superaban los 25 años dejaban de recibir compensaciones, pero ahora el Gobierno las amplia durante dos años más, pero restringiendo la medida a aquellas que han superado los 25 años. La medida entraré en vigor a partir del 1 de enero de 2019.

El sector cerámico nacional se concentra en la provincia de Castellón donde están el 85% e de las empresas. Según la patronal del sector, Asociación española de fabricantes de azulejos y pavimentos cerámicos (Ascer), actualmente hay 28 instalaciones de cogeneración en la cerámica y que suman una potencia de 240 MW.

Estas plantas producen alrededor de 1.300 GWh de energía eléctrica al año, de la cual una parte es consumida por las propias fábricas mientras que los excedentes se revierten a la red. Así las cosas, el consumo eléctrico global del sector equivale prácticamente a la producción de las cogeneraciones cerámicas.

El pasado noviembre, el sector de la cogeneración planteó al Gobierno la necesidad de buscar soluciones al problema de la caducidad de la vida útil de las plantas cogeneradoras, ampliándola hasta el 2030 o hasta la puesta en marcha del Plan Renove previsto en la Ley del Sector Eléctrico desde el 2013.

La Asociación Española de Cogeneración (Acogen), la patronal del sector, apuntó entonces que en los dos próximos años, 50 plantas de cogeneración llegarán al final de su vida útil y 99 industrias tendrán que tomar decisiones de inversión sin que exista un marco legal que haga posible su actividad y esas nuevas inversiones. Y en los próximos 5 se verán afectadas 250 plantas.

Por ello, la solución propuesta por Acogen es mantener en operación las plantas hasta 2030, extendiendo la retribución actual de aquellas que llegan al final de su vida útil o hasta la llegada del nuevo Plan Renove, un programa que acumula un retraso de más de 5 años.

Suscríbete a nuestra newsletter