La información económica de los líderes

¿Qué aportan los consejeros independientes?

2015-junio-deloitte-grupo-03

[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”show”]

Agustín Gregori (Grefusa).- Las aportaciones de los consejeros independientes son fundamentales. En el Consejo están representadas de forma paritaria las dos ramas de la familia, con dos consejeros cada una, y además hay dos consejeros externos, que desarrollan una primera función de propiciar el desbloqueo en el hipotético caso de desacuerdo entre las dos ramas familiares, basándose, precisamente, en su independencia, objetividad y gran experiencia en la aplicación de buenas prácticas de gobierno corporativo.

La presencia de los consejeros externos en los Consejos de empresas familiares es fundamental porque, precisamente por su condición de empresa familiar, los intereses de la familia y del negocio, queramos o no, siempre están presentes, pero en la familia el factor clave en la toma de decisiones es el amor y el cariño entre sus miembros, mientras que en la empresa, lo que orienta la toma de decisiones es la consecución del éxito económico. Y, como sabemos, amor y dinero son como el aceite y el agua; no mezclan bien.

Los consejeros externos, por su condición de externos, están en mejores condiciones para orientar la toma de decisiones, priorizando exclusivamente los intereses de la empresa.

– ¿Qué criterios siguen en la selección de consejeros independientes?

– En primer lugar, hemos buscado consejeros que nos aporten su mejor y mayor conocimiento en las mejoras prácticas del gobierno corporativo. Además, buscamos personas con experiencia en las nuevas áreas de negocio a desarrollar por la compañía según el plan estratégico aprobado.

Francisco Sanchis (Compac).- Nosotros tenemos un consejero asesor externo, que juega un papel fundamental en dinamizar y enriquecer las reflexiones y el trabajo del consejo de administración. La empresa es de una sola familia, en el Consejo formalizado desde 2009 estamos mi madre y los cuatro hermanos. ¿Con qué criterio lo seleccionamos? Por una parte, conoce la empresa perfectamente y, además, tiene amplia experiencia de participación en Consejos de Administración de empresas de tamaño y estructura accionarial similar a la nuestra, e incluso de empresas cotizadas. Por otra parte, en las empresas familiares la dinámica del día y de la gestión, es la prioridad y acaba ocupando casi toda la atención del Consejo. La presencia de externos a la gestión del día a día hace que el Consejo amplíe la perspectiva de análisis de los temas.

Salvador Huerta (Azulev).- Nuestra situación es un poco especial, pues en el accionariado de Azulev están presentes tres fondos de inversión diferentes, con representación en el Consejo: los gestores y directivos tenemos dos representantes, dos de los fondos tienen un representante cada uno, y el tercer fondo tiene tres representantes. Estos representantes de los fondos, ¿son consejeros dominicales o externos e independientes?

En un caso la respuesta es clara, pues uno de los tres consejeros que participa en representación de uno de los fondos, no está en la estructura directiva de dicho fondo. Se le buscó por su conocimiento y experiencia en mercados exteriores y comercio internacional. Los otros cuatro administradores que están en el Consejo en representación de los fondos donde sí son directivos, por una parte responden al modelo de consejero dominical (representan los intereses de su participación accionarial), pero también se ajustan al perfil de consejero independiente, pues participan en otros Consejos de Administración de otras empresas de diferentes sectores y nos aportan una visión más amplia y enriquecida del mercado, precisamente por esa participación en empresas de actividades diferentes a la nuestra.

Fidel García-Guzmán (Guzmán Global).- Tenemos tres consejeros independientes, porque estamos convencidos de que su aportación es fundamental para el mejor desarrollo de la compañía. ¿Qué nos aportan los consejeros externos? En primer lugar, objetividad y rigor en los análisis y toma de decisiones. Objetividad porque, precisamente por su condición de externos a la familia, no están condicionados por lo que señalaba Agustín sobre mezclar amor y negocio; están en el Consejo con el único objetivo de hacer mejor a la compañía. Y rigor porque, al no estar condicionados por ningún otro factor, van a procurar hacer las cosas lo mejor posible en la toma de decisiones, por encima de cualquier otra consideración.

– ¿Qué criterios sigue la empresa para la selección de consejeros externos?

– Hemos pasado por diferentes modelos. En estos momentos, cada uno de los independientes responde a un perfil. En un caso se trata de un empresario valenciano con experiencia en gestión de compañías y visión internacional del negocio. En el segundo caso, el perfil buscado es el de una persona con amplia experiencia en la aplicación de las mejores prácticas de gobierno corporativo, porque hacer trabajar a un Consejo en la excelencia no es nada fácil. Y el tercer caso es una mujer con amplia experiencia en el mundo del “coaching” y la gestión del talento en las organizaciones.

[/mepr-rule]
[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”hide”]

Para leer el artículo completo:
Suscríbase a la la edición digital de Economía 3;
con su cuenta de suscriptor

[/mepr-rule]

Suscríbete a nuestra newsletter