Carta de motivación

¿Qué es una carta de motivación? ¿Cuál es su función y cómo debe elaborarse?

Si estás en búsqueda de una oportunidad de empleo o de estudios, seguro habrás escuchado sobre la carta de motivación. Se trata de un documento escrito en el que explicas las razones que te hacen la persona ideal para unas pasantías, puesto o beca. Por este motivo, no existen cartas incorrectas o correctas, ya que cada quien argumenta cuáles son sus razones para aprovechar esa oportunidad. Lo que sí es importante, es que sepas cómo expresarte de forma adecuada para aumentar tus posibilidades de aceptación.

¿Qué es una carta de motivación?

Se trata de un escrito formal que exigen algunas empresas e instituciones educativas como parte de sus requisitos de ingreso. Aquí el individuo coloca las razones por las cuales es un candidato para esa organización y normalmente, no debe exceder de una página. Este documento, lo utilizan los institutos como un filtro, evaluando diferentes cualidades del profesional. Así que, debes prepararte muy bien para esta prueba, debido a que cientos de individuos presentarán la misma carta de motivación. Esta debe ser tu mejor carta de presentación.

Aquí es necesario tener altas habilidades de escritura, edición y comprensión lectora para dar argumentos de forma precisa. Además, debe ser un poco más extensa que una carta de empleo, porque hablas de tus motivaciones intrínsecas. Mientras que, en un currículum señalas tus objetivos y trayectoria profesional, en una carta de motivación muestras tu lado más humano. Por ello, tienes que entender la diferencia entre ambos. Todo esto también obliga a tener en cuenta las características de esa compañía o institución, para tener chance de quedar seleccionado.

¿Para qué sirve esta carta?

Una carta de motivación puede servir para determinar si una persona de verdad desea ocupar una plaza en una institución. Aquí las organizaciones dejan de lado el perfil profesional por el lado más humano. Esto suele ocurrir en oportunidades de estudio, puesto que existen diversos cursos y estudios que representan un gran sueño para las personas. Sin embargo, como los cupos son limitados, deben filtrar la mayor cantidad de alumnos para quedarse con los que tienen mayor potencial. Esta es en parte la utilidad de una carta de motivación.

Por otro lado, las compañías buscan conectar con las motivaciones intrínsecas que tiene todo ser humano. ¿Por qué? Esto revela el compromiso que tendrá con el puesto y con los valores de la empresa, lo que podría convertirse en un activo de valor para el equipo. Por tal motivo, no solo importan las habilidades técnicas, sino lo que está en lo más profundo de su corazón. Aunque parezca extraño, esto es de mucha relevancia para los técnicos de selección, así que hay que aprovecharlo.

¿Cómo se hace una carta de motivación?

Lo primero que debes saber antes de hacer una carta de motivación, es que el formato es diferente al del currículum. En este caso, el documento te presentará como ser humano, hablará de tu pasado y lo que buscas para el día de mañana. También, de tu sentido de pertenencia, aspiraciones y cómo siempre has buscado esa oportunidad para desarrollarte como profesional. Por lo tanto, la carta mostrará realmente cuál es tu motivación y lo que te ha llevado a buscar esa vacante.

En otras palabras, podría decirse que una carta de motivación es un documento personal de cada ser humano. En ella, se reflejan muchos detalles que hablan sobre tu vida y cómo esa oportunidad te transformará como ser humano. Con ello, la organización tendrá una imagen más clara de ti y podrá tomar una decisión más precisa. Incluso, es como una confesión sobre lo que te llevó a postularte para ese puesto o máster. Por lo que, es indispensable ser sincero en todo momento.

¿Cómo debe estar estructurada?

Para maximizar tus posibilidades de quedar en una organización debes utilizar una adecuada estructura en la carta de motivación. En este sentido, lo primero que tienes que agregar son los datos del remitente. Aquí colocarás tus datos personales, dirección de contacto y número telefónico. Luego, agregas la información del destinatario, vigilando que el cargo al que te postulas y el nombre de la empresa estén escritos correctamente. Posteriormente, añades la fecha y ciudad desde donde escribes, para luego comenzar con el escrito.

Si es una solicitud de empleo, puedes colocar “estimado” seguido del nombre del profesional al que va dirigida la carta. No obstante, si el documento es para una institución educativa, debe ir dirigida hacia el rector junto a su nombre y apellido completo. Una vez hecho esto podrás colocar la introducción, donde agregarás el motivo de la carta y en el párrafo siguiente darás la explicación respectiva.  Luego, se coloca el cuerpo del documento y culminas con una nota de despedida, quedando atento a la respuesta del destinatario.

¿Qué es una carta de motivación máster?

La carta de motivación puede ser para múltiples oportunidades, incluyendo la solicitud a un máster. Se trata de un estudio avanzado que dura dos años o más en el que el profesional se especializa en un área determinada. Por consiguiente, puedes usar la estructura dada en el párrafo anterior, pero debes saber con exactitud a quién va dirigida. En estos casos debes destacar lo importante que es para ti conseguir este objetivo para tu vida profesional. Así aumentarás tus probabilidades de quedar seleccionado.

Una buena idea sería la de anexar tu experiencia académica y el cómo tu carrera ha sido relevante para ti. También puedes añadir premios recibidos por tu desempeño en la academia, así como cualquier otro reconocimiento. A su vez, si es una institución de referencia, sería interesante escribir cómo has soñado por estudiar en esta universidad, intentando elevar el nivel de autoestima del destinatario. Con estos elementos es probable que destaques sobre los otros candidatos que también desean quedar seleccionados.

Ejemplos de una carta de motivación

Más allá de que sea una carta de motivación para una escuela o empresa, la estructura debe ser la misma. Comienzas con tus datos personales para que puedan comunicarse contigo y luego haces el respectivo saludo al destinatario. Luego, en la introducción colocas una breve biografía y de inmediato añades la relevancia de esa oportunidad para ti. Esto podría servir para que el destinatario sepa que de verdad vas a por ese proyecto y marcará una gran diferencia en tu futuro profesional.

Posteriormente, puedes dedicarte al cuerpo de la nota. Aquí no necesitas ser tan extenso, ya que solo tienes una página para el texto. Haces un breve recorrido por tus aspiraciones y habilidades blandas para luego relacionar el puesto o curso con tu desarrollo profesional. Para finalizar, te despides cordialmente y dejas tus datos de contacto para una posible entrevista. Con esto habrás hecho una correcta carta de motivación que dejará impresionado a los reclutadores. Esperamos que logres conquistar ese puesto que tanto deseas.

Ceu-posgrado-julio-septiembre-300x300
warmia-Mazury-Polska
warmia-Mazury-Polska
nuevaedicion-julio-600

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.