Según el Ministerio de Trabajo en mayo se destruyeron 2835 empleos

La recuperación de la construcción no palía el aumento del 1,3% del paro en Castellón

Los sindicatos creen que se ha ralentizado el ritmo de destrucción de empleo y la Asociación Provincial de la Construcción valora la recuperación del sector

El número de parados se incrementó en Castellón el pasado mayo.

El incremento del paro mes tras mes es una de las consecuencias colaterales de la pandemia sanitaria de las que Castellón no se ha librado, pese a que los datos de la primera quincena de marzo denotaban el buen ritmo de la agricultura, gracias a la campaña citrícola, y la cerámica.

Fue un espejismo porque con el Estado de Alarma y la paralización de la actividad los números rojos afloraron. Y los datos del paro de mayo lo evidencian. Según el Miniserio de Trabajo el desempleo en la provincia de Castellón creció un 1,3% respecto a abril, al registrar 607 desempleados  y alcanzar los 47.218 parados, al tiempo que se destruyeron 2.835 empleos.

Si marzo y abril fueron meses negativos, con una importante reducción de la actividad y el consencuente incremento del paro, mayo ha sido el peor de los últimos años, pese a que tradicionalmente, según empresarios y sindicatos, es un mes en el que aumentan las contrataciones en el sector servicios por la inminencia de la temporada turística. De esta tendencia negativa  se salva la construcción que rescata a 198 trabajadores, casi la totalidad de afectados por los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) ,como indican desde la  Asociación Provincial de Empresas de la Construcción de Castellón (APECC).

Por sectores,  el de Servicios repitió como el más castigado con 416 nuevos desempleados, consecuencia directa del cierre de establecimientos de restauración, hostelería y hoteles, penalizados por la restricción de movilidad.  El final de la campaña citrícola, que mantuvo el nivel de ingresos por exportaciones en marzo, envía a 103 trabajadores al paro, en un sector que alcanza los 1.897.  Tampoco ha tenido un buen comportamiento la industria, obligada a parar por primera vez, lo que llevó hasta las oficinas del INEM a 86 trabajadores, con lo que la cifra total de desempleados en este sector alcanzó en mayo los 5.676.

Con todo, los sindicatos prefieren quedarse con lo menos negativo de los datos. Pese a reconocer que la situación dista de estar como antes de la crisis. Desde UGT reconocen que los números “denotan que se ha ralentizado el ritmo de destrucción de empleo, debido a la reactivación de los sectores productivos; y presentan una tendencia a la recuperación”.  Y es que este mes el paro ha vuelto a crecer, aunque lo ha hecho de forma moderada.

De hecho la Secretaria de Empleo, Formación e Igualdad de Género del sindicato  Pilar Mora, considera que los datos “reflejan una paulatina recuperación consecuencia de las medidas negociadas con los agentes sociales”,  por lo que insiste en la necesidad de seguir esa senda.

Acerca de los ERTE, cabe indicar que en mayo se contabilizaron 849 expedientes en la provincia de Castellón con 32.025 trabajadores afectados,  3.381 menos que en abril, según los datos del Ministerio de Trabajo. Un descenso como consecuencia de la reducción de número de operarios inmersos en los Expedientes de Regulación  por fuerza mayor, que pasaron de los 29.954 del mes pasado a los  25.234 actuales.

Pero los datos de destrucción de empleo que reflejan la gravedad del problema  no son algo aislado, porque según el informe del Ministerio de Trabajo denotan en mayo se suscribieron  6.380 contratos, 967 más que en abril, lo que supone un aumento del 17,86%. Sin embargo, la evolución interanual es muy negativa con 12.892 contratos menos respecto a 2019, lo que supone una caída del 70%, como apuntan desde la  Asociación de Empresas de Trabajo Temporal (AETT) de la provincia de Castellón.

Habrá que esperar a conocer los datos de junio para ver cómo responden los sectores industrial, con la entrada en vigor este mes de la Fase 3 y el final del confinamiento, y el de Servicios con la apertura de establecimientos hoteleros y la llegada de turistas, para comprobar si los números rojos siguen reinando sobre los positivos.

coronito

Suscríbete a nuestra newsletter