La información económica de los líderes

La Universitat de València acoge la 3ª Conferencia Internacional de FP

Formación profesional vs precarización del mercado de trabajo

Un encuentro internacional analiza en València cómo mejorar la calidad de la FP, su conexión con el mercado laboral, y las posibilidades de carrera profesional que ofrece

“No hay sistema de FP que esté plenamente satisfecho de su funcionamiento, sin necesidad de establecer cambios. Hay una búsqueda de adaptación y mejora continua en los diferentes sistemas de formación profesional de Europa, tanto en lo que respecta a la cualificación técnica del mismo como a la capacitación humana de los alumnos para desenvolverse en la vida adulta y ciudadana”.

Esta es una de las conclusiones que ha detallado a Economía 3, Fernando Marhuenda, catedrático de Didáctica y Organización Escolar en la Universitat de València sobre la 3ª Conferencia Internacional de Formación Profesional, “Cruzando las Fronteras en la Educación y Formación Profesional:  preocupaciones pedagógicas y demandas del mercado”, que se está celebrando estos días en València.

Por su parte, Mónica Moso, de la Fundación Bankia por la Formación Dual que está apoyando el encuentro, ha detallado que “gracias al grupo de investigación sobre FP que lidera el catedrático Fernando Marhuenda, hoy, con este encuentro, València y la UV es el epicentro de la investigación de la FP en Europa”.

Fernando Marhuenda y Mónica Moso

Esta es la primera vez que esta conferencia sale de Alemania y se celebra, concretamente en València. Desde Economía 3 hablamos con ambos sobre los retos y propuestas pendientes de este base educativa fundamental para el desarrollo de la sociedad :

– ¿Podrían detallarnos en que consiste este congreso científico?

F.M.: Es una reunión académica que engloba a académicos, investigadores e instituciones formativas que tienen como objeto de estudio la FP y sus políticas y prácticas en los diferentes sistemas de todo el mundo, con el objetivo final de mejorar la calidad de la FP.
Gran parte de las personas que están presentes en València formamos parte de la Red Europea de Investigadores sobre Formación Profesional (VETNET), que a su vez pertenece a la Asociación Europea de Investigación Educativa. Dentro de este marco, en 2015, la universidad de Bremen propuso organizar un congreso específico para abordar la FP y esta es su tercera edición en la que se presentan un total de 65 papers , es decir resultados de proyectos o contratos de investigación.

– ¿Qué dos retos se podrían destacar de todos ellos?

F.M.: La necesidad de dar respuesta a las demandas del mercado de trabajo, con una formación efectiva que facilite el acceso de las personas al mercado laboral y por otra, garantizar que la FP proporciona una educación y formación adecuada para participar de una vida activa, autónoma e independiente como ciudadanos.

– ¿En que aspectos coinciden los diferentes sistemas de FP de los distintos países?
M.M.: En la apuesta por una FP de calidad, capaz de adaptarse a las necesidades del empleo y en la necesidad de ofrecer un desarrollo profesional a quienes se titulen en esta base educativa tan importante para el desarrollo de la sociedad.

Es muy importante también para las empresas tener gente cualificada en las competencias y capacidades demandadas por los nuevos avances y requisitos tecnológicos, ya que tener gente bien cualificada es un vector de competitividad.

Además, coincidimos en que hace falta más investigación, colaboración y recursos para saber qué está pasando en la FP y cómo podemos ir mejorando desde las distintas vertientes: social, educativa, laboral, empresarial… así como para poner en común las políticas que se están impulsando para su fomento entre los jóvenes.

– ¿Qué cuestiones pueden ser a corto plazo las más preocupantes?

F.M.: La orientación profesional y el desarrollo de la carrera profesional en la FP en un contexto de creciente precarización del mercado de trabajo, donde la misma noción de carrera está en entredicho.

El sistema productivo debe reconocer las cualificaciones que el sistema educativ0 proporciona y garantizar que estas personas, que tienen una titulación, pueden avanzar profesionalmente en aquello para lo que se han formado convenientemente.

En esta crisis ha habido sectores empresariales que han encontrado dificultades para proporcionar una formación idónea porque se han visto obligados a reducir los contratos de aprendizaje que es una de las claves de los sistemas duales.

Otro aspecto preocupante es la dificultad de atraer a jóvenes…, la universidad parece que cuenta con mayor atractivo, por ello, países como Ucrania han puesto sobre la mesa cómo están experimentando un descenso en el número de centros de FP, en el número de estudiantes, así como una caída drástica, de hasta una quinta parte, del profesorado de FP que ha buscado otras alternativas. Si nos comparamos con ellos nuestra posición es muy favorable.

Marhuenda haciendo uso de la palabra

Otros asuntos a tener en cuenta, abordados en este encuentro, tienen que ver con la formación en el puesto de trabajo, los contratos de aprendizaje, la inclusión, la calidad y evaluación de la FP, la formación del profesorado y de los formadores de FP, etc.

– ¿Qué aspectos se pueden resaltar de nuestro sistema de FP?

F.M.: Un criterio compartido por la comunidad académica es que gran parte del éxito de un sistema de FP depende del propio contexto, de la tradición histórica de la formación en ese país y de las relaciones previas existentes entre el sistema productivo y formativo.

Hay muchos países como España donde el sistema de FP tiene una raíz más escolar que productiva, sin embargo una de nuestras fortalezas es que ya en los años 90 incorporamos las practicas obligatorias y eso ha aproximado la formación al mundo de la empresa. Otra peculiaridad es que empresarios y sindicatos tienen la capacidad de diseñar los títulos curriculares, esto es de definir los contenidos. Y que cuenta con una tasa de inserción considerable, dando respuesta a un perfil de gente cada vez más mayor que ha retornado al sistema educativo.

No obstante, no hay sistema de FP que esté plenamente satisfecho de su funcionamiento, sin necesidad de establecer cambios.

– Las empresas se quejan de que los avances van muy rápido, mientras que lo que compete al sistema educativo va mucho más lento…

M.M.: Uno de los retos está en ir alineando las velocidades del sistema educativo y del empresarial, quizás no se puedan igualar del todo pero siempre se pueden mejorar: hay distintas estrategias, como una mayor colaboración entre un ámbito y otro. Desde la Fundación Bankia por la Formación Dual tenemos un acuerdo estratégico con la Asociación Española de Centros de FP en Colaboración con la Empresa (FP-Empresa) y estamos fomentando programas para esta mayor colaboración.

También se promueve una mayor autonomía a la hora de decidir sobre diferentes cuestiones dentro de los centros de FP para que sean más rápidos y ágiles a la hora de adaptarse a las necesidades del mercado laboral y por último destacaría la apuesta por los centros integrados de FP, es decir, centros en los que únicamente se imparte FP, no bachillerato. Están muy orientados a la empresa y además ofrecen FP para la empresa, esto es, permiten a la empresa mantener a sus empleados cualificados… Esta figura está en crecimiento y puede ser un buen catalizador para casar las necesidades de la oferta y la demanda.

La “foto” de la FP en la Comunitat

Según un reciente estudio de Dualiza Bankia, la enseñanzas de Formación Profesional en la Comunitat Valenciana aglutinan a unos 92.000 alumnos, y alrededor de 10.000 profesores en 425 centros (2018), cifras que han crecido en los últimos años. Existe una variada y amplia oferta de títulos (162, de los cuales 33 son de FPB, 49 de ciclos formativos de grado medio, y 80 de ciclos formativos de grado superior).

La enseñanza pública es la protagonista (el 75% de los centros y el 78% de los alumnos).

El estudio destaca asimismo, que la Formación Profesional Dual es un sistema novedoso y relativamente reciente (algo más de tres años de funcionamiento). Si bien, dadas las complejidades administrativas es escaso el número de centros que lo llevan a cabo, aunque en general, la mayoría están satisfechos con el planteamiento y su desarrollo. De momento, en la Comunitat solo el 2% del alumnado de la FP elige esta opción, estando por debajo de los valores estatales. Además, el 12% de los estudiantes pertenecen a la modalidad semipresencial.

Suscríbete a nuestra newsletter