El dinamismo empresarial de los parques científicos y tecnológicos valencianos

Profesora del Departamento de Economía y Empresa  Universidad CEU Cardenal Herrera

OLYMPUS DIGITAL CAMERAEl número de empresas activas en la Comunidad Valenciana en junio del año 2015 era de 339.533 según el Directorio Central de Empresas del INE, lo que supone un 10,6 % del total de las existentes en España, y sitúa a la Comunidad Valenciana en el cuarto puesto del ranking. Por delante de la misma se encuentra Cataluña, que es la primera concentrando el 18,3 % de las empresas, seguida de la Comunidad de Madrid con un 16 % y Andalucía con un 15,1 %. En la Encuesta Industrial de Productos del mismo año, la Comunidad Valenciana sube a la tercera posición en el ranking con el 10,6 % de la producción total del país; Cataluña se mantiene en primer lugar con un 23,1 %, seguida de Andalucía con un 11,4 %.

Estos datos nos dan una idea del numeroso tejido empresarial y el peso del sector industrial ubicado en nuestro territorio, lo que nos lleva a cuestionarnos qué papel juegan en este dinamismo industrial los parques científicos y tecnológicos y los polígonos industriales o parques empresariales.

Antes de avanzar en el análisis, tendríamos que aclarar y diferenciar algunos de estos términos. Según la Asociación de Parques Científicos y Tecnológicos de España (APTE) el parque científico y tecnológico es un proyecto, generalmente asociado a un espacio físico, que mantiene relaciones formales y educativas con las universidades, centros de investigación y otras instituciones de educación superior. Está diseñado para alentar la formación y el crecimiento de empresas basadas en el conocimiento y de otras organizaciones de alto valor añadido pertenecientes al sector terciario, normalmente residentes en el propio parque. Posee un organismo estable de gestión que impulsa la transferencia tecnológica y fomenta la innovación entre las empresas y organizaciones usuarias del parque. Los expertos diferencian el parque científico del tecnológico. Según estos, mientras el parque científico está más ligado a la universidad e impulsa empresas spin-off, el parque tecnológico está más enlazado al sector privado y en él se instalan, generalmente, empresas ya consolidadas.

Por otro lado, los polígonos industriales, parques industriales o parques empresariales -también llamados cinturón industrial, polo industrial o zona industrial- son un espacio territorial en el cual se agrupan una serie de actividades industriales, que pueden o no estar relacionadas entre sí. Los parques industriales tienen la particularidad de contar con una serie de servicios, como pueden ser: abastecimiento de energía eléctrica y de agua con diversos tipos de tratamiento, en función del uso que se le quiera dar. Los parques industriales pueden ofrecer otros servicios comunes, como servicio de vigilancia, portería o tratamiento de aguas.

La Comunidad Valenciana alberga seis Parques Científicos: “Ciudad Politécnica de la Innovación” (vinculado a la Universitat Politècnica de València), “Espaitec. Parc Científic, Tecnològic i Empresarial (de la Universitat Jaume I de Castelló),Parc Científic Universitat de València”,Parque Científico de Alicante (Universidad de Alicante) y Parque Científico Empresarial de la Universidad Miguel Hernández de Elche”. Cada uno de ellos se gestiona de forma independiente bajo el paraguas de las correspondientes universidades públicas valencianas.

Respecto a los parques tecnológicos en la Comunidad Valenciana tenemos pocos ejemplos. En la provincia de Valencia nos encontramos con el parque “València Parc Tecnològic (vinculado en su nacimiento al Impiva, actual Ivace), y en la provincia de Alicante, Elche Parque Empresarial (en adelante EPE) sería el ejemplo más cercano a la noción de parque tecnológico.

EPE es un proyecto que cuenta con un organismo estable de gestión que impulsa la actividad económica y organiza su actividad (elemento fundamental para favorecer su dinamismo). Además, no solo acoge empresas ya existentes y maduras para potenciar su competitividad, sino que dedica importantes esfuerzos para atraer nuevas empresas. Y si bien las relaciones formales y educativas con las universidades y centros de investigación son incipientes, y aún no se ha consolidado la transferencia tecnológica y la innovación entre las empresas y los usuarios del parque, presentan unas perspectivas de lo más halagüeñas. Y ello ha tenido ya ciertas consecuencias positivas, que a continuación resaltamos.

EPE se ha convertido en un parque que es capaz de atraer iniciativas empresariales, no solo de su entorno geográfico más cercano, sino que también atrae actividad económica tanto de ámbito nacional como internacional. A pesar de que el tamaño de las empresas instaladas es medio, es mucho mayor que el de las empresas a nivel nacional. De las empresas de EPE cabe destacar, además, su capacidad de generación de empleo y exportadora.

Elche Parque Empresarial es una positiva excepción a la realidad de la provincia de Alicante, en la que la actividad industrial mayoritaria se ubica en polígonos industriales. En Alicante hay 61 municipios que albergan unos 147 polígonos industriales (de diferentes tamaños y ocupación).

Seguramente esto explique que el borrador de la Ley de Áreas Empresariales, en el que actualmente se está trabajando en la Conselleria de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo y el Ivace, se centre en los polígonos industriales y en su categorización en función de sus servicios. Si bien este proyecto normativo nos parece positivo e interesante, y su análisis lo podemos posponer para otro momento, valdría la pena hacer un comentario. Si su objetivo es promover un tejido industrial que aumente el tamaño de nuestras empresas, con una mayor capacidad exportadora y con un elevado potencial tecnológico, quizás haya que incluir más indicadores en la categorización de estas áreas empresariales. El modelo de gestión y su grado de profesionalización, así como el grado de promoción de la tecnología y la innovación serian variables a considerar. EPE es un ejemplo de parque empresarial que parece que promueve estos objetivos, igual se podrían analizar cuáles son las claves de su éxito si queremos implementar sus resultados.

Suscríbete a nuestra newsletter