La liberalización del sector

2015-sept-ITV-fachadaFrancisco Llopis no es partidario de la liberalización del sector hacia otros agentes como pueden ser los concesionarios ya que “resultaría totalmente perjudicial tanto para el usuario como para la seguridad vial”.

Además, el gerente de ITV de Levante recomienda que se vigile objetivamente el estado de los vehículos y “no llevemos más cambios en su estado que los que requiera la seguridad vial”. Por ello, recalcó que “difícilmente se puede lograr este objetivo si existe un interés por una de las partes implicadas. Igualmente, entendemos que se encarecerá el coste para el usuario y no mejorará su seguridad”.

[masinformacion post_ids=”55979,56151″]

En cuanto a la guerra de precios que se está dando entre comunidades autónomas, Francisco Llopis argumenta que esta no se puede dar sin que afecte a la calidad del servicio requerida por la ciudadanía. “Nuestro trabajo consiste en garantizar que quien circula por nuestras carreteras, tanto conductores como pasajeros, vayan seguros y no solo en dar la pegatina una vez superada la prueba”. Además, añade, “existen unos precios mínimos que garantizan la profesionalidad de nuestros técnicos”.

Sobre descuentos y promociones que pueden realizar otras empresas, en el sector de las ITVlas tarifas de inspección están reguladas”. Actualmente se encuentran en vigor los precios que marca el Acuerdo del Consell del 28 de marzo de 2014 (DOCV n.º 7244 de 31.03.2014) y son de aplicación en toda la Comunitat Valenciana. “De modo que no hay margen para ningún tipo de descuento o promoción”, constata Llopis.

Del mismo modo, las ITV están obligadas a revisar los puntos exactos que recoge el Manual de Procedimiento de Inspección de las Estaciones ITV, editado por el Ministerio de Industria, Energía y  Turismo así como la catalogación de los defectos.

Vehículos y motocicletas en condiciones de seguridad

En opinión de Francisco Llopis, “el cliente de la Comunitat Valenciana es consciente de que si el vehículo no reúne las condiciones necesarias no pasará la inspección por lo que, en la mayoría de las ocasiones, lo lleva a la revisión en las condiciones óptimas”. Y los datos facilitados por el gerente de ITV de Levante así lo atestiguan. En la Comunidad Valenciana la tasa de rechazo del vehículo se sitúa en torno al 11 % mientras que  la media nacional ronda el 18 %. Los defectos más habituales que se detectan hacen referencia a las frenos, los neumáticos o las rótulas.

Afortunadamente, –destaca el directivo de ITV de Levante–, el sector del automóvil está liderando el crecimiento en España en estos momentos y ya se está percibiendo una renovación del parque móvil”. De hecho, en el mes de julio se han vendido cerca de 93.000 vehículos, un 22 % más que el año anterior.

En cuanto a las motocicletas, “gracias a la inspección que llevamos a cabo controlamos que posean los preceptivos limitadores de velocidad, cuando el ciclomotor así lo requiera o que el nivel de ruido sea el adecuado, entre otros aspectos. Así pues contribuimos a incrementar la seguridad vial y la salud de las personas”, subraya. De todas formas, desde ITV de Levante están apreciando una tendencia a la baja en el uso de los ciclomotores. En este sentido, argumenta, “están proliferando las motos de 125 cc que se pueden llevar con el mismo permiso en detrimento del ciclomotor (hasta 50 cc)”.

En cuanto a las quejas del sector, Francisco Llopis ha hecho hincapié en que “el anterior Ejecutivo valenciano abordó un recorte de tarifas sin tener en cuenta los costes que afrontamos en la explotación del día a día, algunos de ellos derivados de la propia concesión. Aunque, entiendo que los nuevos tiempos nos permitirán afrontar mejoras para el ciudadano en aras de facilitar el acceso a nuestros centros de inspección y acortar las esperas, entre otros aspectos, contando con el apoyo necesario e inexcusable del nuevo gobierno”, concluye.

Suscríbete a nuestra newsletter