Plan de Actividades para 2020

La CNMV presenta un plan que simplificará requisitos e impulsará las salidas a bolsa

CNMV baraja ciertas actuaciones como sensibilizar a los actores internacionales para que el proceso de salir a bolsa sea menos complejo y costoso

El presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Sebastián Albella | EFE/J.J. Guillén

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha presentado hoy su Plan de Actividades para 2020, que incluye hasta 44 objetivos concretos o actuaciones que desarrollará a lo largo del año.

El Plan reafirma y refuerza las tres líneas estratégicas ya definidas en 2019: prioridad a la supervisión, fomento de la competitividad del mercado español y atención a los desarrollos tecnológicos en el sector financiero. Como novedad, se publica un “Plan Anual Normativo de la CNMV”.

Y todo ello, según ha detallado el presidente de la CNMV, Sebastián Albella, en un “entorno complejo, tanto desde la perspectiva de los mercados como de la regulación”. “2020 será un año más de intensa actividad para la CNMV, los mercados no se van a parar, con sus riesgos y oportunidades, y la CNMV tampoco”, ha concretado.

Líneas estratégicas

La CNMV seguirá dando prioridad a la función de supervisión, cuyo objetivo es la promoción de la integridad y transparencia de los mercados y tutela de los intereses de los inversores.

El objetivo es contribuir a la competitividad del mercado español, promoviendo la transparencia en los criterios supervisores, agilizando procesos y simplificando requisitos y trámites.

Además, tiene previsto elaborar un informe de situación, con posibles medidas de impulso de las salidas a bolsa. El citado informe versará sobre las causas de la reducción del número de salidas a bolsa en los últimos tiempos y las posibles medidas para promoverlas, con el fin de que las empresas se financien en mayor medida a través del mercado.

En este sentido, Albella ha explicado que la CNMV baraja ciertas actuaciones como sensibilizar a los actores internacionales para que el proceso de salir a bolsa sea menos complejo y costoso.

“Creemos que podemos contribuir a mover las aguas en este sentido”, ha subrayado el presidente de la CNMV que también contempla otra línea de actuación en este sentido, y es estar “vigilantes para evitar que se impongan requisitos adicionales a las cotizadas salvo que este muy justificados”.

En esta línea,  se ha fijado como objetivo la publicación de un informe sobre el régimen de responsabilidad por la información contenida en folletos de emisión o admisión a negociación.

En este área destaca la modificación de algunas recomendaciones del Código de Buen Gobierno, cuya consulta pública ya se ha iniciado, así como la posible elaboración de un código que contenga indicaciones o recomendaciones sobre la implicación a largo plazo de los accionistas.

Respecto a la supervisión de los intermediarios financieros, el Plan contiene, entre los objetivos relacionados con la gestión y control de la liquidez de las Instituciones de Inversión Colectiva (IIC), una nueva Guía Técnica y una actuación de supervisión en coordinación con el supervisor de los mercados europeos (ESMA).

También está previsto revisar la actividad publicitaria de las principales entidades extranjeras que operan en España en régimen de libre prestación de servicios de inversión y se trabajará en propuestas concretas sobre restricciones de la publicidad de productos especialmente complejos como CFDs y opciones binarias.

Respecto de la línea estratégica relacionada con la atención a los cambios y nuevos fenómenos de mercado impulsados por la tecnología, la CNMV asegura que “seguirá manteniendo una visión favorable a la innovación y al uso de las nuevas tecnologías en la provisión de servicios financieros”, pero, al mismo tiempo, “actuará con la cautela necesaria y sin descuidar la supervisión de los riesgos”.

En el campo de la estabilidad financiera, la CNMV diseñará y realizará pruebas de estrés sobre fondos de inversión, y prevé realizar un estudio que analice en qué medida las disposiciones fiscales están alineadas con los objetivos de la normativa relativa a distribución de productos financieros y, en general, a la prestación de servicios de inversión.

Por otro lado, con la finalidad de acelerar la transformación digital de la institución, se diseñará y pondrá en marcha un Plan Integral de Transformación Digital y el establecimiento formal de un canal de denuncias para la comunicación por parte del personal de la CNMV de conductas irregulares o infracciones. Las denuncias podrán ser anónimas. Además, en 2020 se agilizarán ciertos procedimientos de autorización mediante la habilitación de nuevos trámites específicos en su página web.

Además la CNMV llevará a cabo una evaluación general de la posición de la CNMV desde el punto de vista de la sostenibilidad con definición de un plan de acción al respecto.

Suscríbete a nuestra newsletter