La información económica de los líderes

Debido a los intereses generados

Generalitat gana 4,6 millones a Hacienda a cuenta de la disputa del IRPF de hace 6 años

El Tribunal Económico da la razón a la Conselleria y obliga a la AEAT a ingresar lo cobrado "indebidamente" en 2015 por los impuestos de años anteriores

El conseller de Hacienda Vicent Soler en una reunión con el entonces Ministro Cristóbal Montoro en 2018. | Archivo Efe/Ballesteros

Las batallas con la Agencia Tributaria Estatal tienen sus tiempos. Ayer la Generalitat ganó oficialmente una a cuenta de los pagos pendientes de varios meses del IRPF de 2013 y 2014. Las arcas autonómicas verán aumentar sus ingresos en 4.633.955,39‬ euros tras formalizar y resolver el Tribunal Económico Administrativo Central (Teac) a favor de la Conselleria de Hacienda los recursos de 2015.

Esta pequeña paga ‘extra’ da un final feliz a uno de los más duros varapalos  que ha sufrido la liquidez de la Generalitat. El origen de la causa se remonta a 2015, cuando la AEAT (Agencia Estatal de Administración Tributaria) reclamó las cantidades de varios meses del IRPF correspondientes a los años 2013 y 2014 y sus intereses.

El entonces Gobierno Popular de Alberto Fabra vio como las cuentas recibían un bocado de 736 millones en 2015 con cargo a los recursos del sistema. La suma procedía de IRPF de 2013 (223 millones), IRPF 2014  (477 millones) y 36 millones de intereses sobrevenidos por no pagar esas cantidades en tiempo y forma.

En un contexto de pura crisis, la Conselleria de Hacienda interpuso dos reclamaciones en los meses posteriores. Por un lado, solicitó la suspensión de la ejecución de la decisión, pues el sistema se resentía enormemente y por otra, se reclamaron las devoluciones de las retenciones practicadas.

El 20 de abril de 2015, la Agencia Tributaria desestima los recursos de la Generalitat. Los intereses de demora superaban los cien millones, según el cálculo de la AEAT.

Tras cuatro años, el Tribunal ahora resuelve a favor de la Generalitat y el contador se vuelve a poner a cero respecto a la deuda que la Generalitat tenía con la Agencia, aunque contablemente requiere de un proceso administrativo. No obstante, la gran diferencia es que el tiempo ha jugado a favor de la Conselleria.

Si bien la AEAT tiene que devolver el total de la cantidad, también es cierto que Hacienda no perdona deudas. Con esta resolución, la Conselleria de Hacienda salda su debe con la Agencia y en el haber, se encuentra un extra,  El dinero cobrado “indebidamente” ha generado unos intereses de 4,6 millones.

En este sentido, la resolución del Tribunal apunta a los términos en los que se debe ejecutar el asunto son: “La devolución de lo ingresado indebidamente con sus correspondientes intereses de demora“, “compensar de oficio las deudas en ejecutiva” y “liquidar los intereses de demora de las deudas de retención de trabajo personal incluidas en ambos procedimientos de deducción, desde el fin del periodo voluntario hasta la fecha del acuerdo de devolución y tramitar, en su caso, la solicitud de compensación a instancia de la Generalitat”. 

Las cuentas finales son dos apuntes contables de 36.808.528,54 euros de reintegro  y 110.584.788,20 euros por intereses de demora de acuerdo con lo que fija el Tribunal. La diferencia entre los intereses de demora de entonces, es decir, de los 105.950.832,81 euros y los dictados por el Tribunal dejan una diferencia de 4,6 millones.

A buen seguro que este ingreso extra ya tiene destino. Es lo que tienen las batallas, cuando se ganan.

Suscríbete a nuestra newsletter