Pactan un incremento de 2,5% en este año y en los dos siguientes

Ascer y sindicatos “sellan” el preacuerdo de la cerámica en tiempo de descuento

Los trabajadores deberán aprobar en asambleas el preacuerdo de un convenio para 3 años que afecta a más de 16.000 trabajadores y 140 empresas

La reunión de la Mesa de Negociación dio sus frutas tras cinco horas de debate

Tras meses de desencuentros, sindicatos y patronal, Ascer, sellaron anoche, en el tiempo de descuento, pasadas las diez, el preacuerdo de convenio colectivo que dará estabilidad a los más de 16.000 trabajadores y 140 empresas del sector del azulejo y la cerámica en la Comunitat Valenciana. Preacuerdo que deberán refrendar los trabajadores en asambleas de delegados que convocarán Comisiones Obreras (CC. OO.) y UGT. Ambas partes consensuaron subidas salariales del 2,5 por ciento para este año y los dos siguientes.

En una jornada maratoniana de negociaciones, las representaciones sindical y empresarial acercaron posturas y sellaron un preacuerdo. Fueron cinco horas de reunión en la Mesa de Negociación del Convenio, el cuarto, que entrará en vigor una vez que los delegados de los trabajadores lo refrenden. 

Para favorecer el acuerdo ambos partes acordaron que no habrá cláusula de revisión salarial de obligado cumplimiento en previsión de posibles subidas del Índice de Precios al Consumo (IPC) superiores a lo pactado, tan sólo habrá una cláusula de intenciones. La diferencia, importante, es que el poder adquisitivo que pudieran perder los trabajadores en este tiempo debido al IPC se compensaría en el siguiente convenio.

Eso sí, se acordó que los incrementos se calculen sin absorción, una figura legal que preserva las ganancias de los empleados en el caso de que el convenio de su empresa tenga fijados aumentos mayores que el acuerdo que fija las condiciones de todo el sector.

Así, el acuerdo que regirá en este sector hasta el fin de esta década se adapta a la situación actual de un sector cerámico que sale de la crisis y, gracias a la exportación. Un sector que fue capaz de crecer un 6% en 2017 y que espera repetir crecimiento en el actual. Por ello, los incrementos salariales son sensiblemente mayores que los que regían en el anterior convenio marco del sector, que fueron entre el 0,5% y el 1,9%.

La negociación partió de posturas dispares en cuanto a incrementos salariales, al pedir CC. OO. y UGT un 3,1%, en tanto que Ascer plantaba la mitad, un 1,4% y un 1,8%. Incrementos que elevó la patronal, en su última oferta, al  2,5% este año y un 2,2% los dos siguientes. Esa fue la base sobre la que anoche se fraguó el acuerdo, al rebajar sus peticiones los sindicatos y acercarse a las mismas la patronal. 

Las dos partes acordaron crear y poner en marcha una comisión bilateral que analizará posibles reducciones de la jornada laboral de los trabajadores, a cambio  UGT y CC. OO. han aparcado su demanda de rebajar las 1.776 horas anuales.

Suscríbete a nuestra newsletter