La información económica de los líderes

Propuesta de la Generalitat al Comité Tècnico de Evaluación

El nuevo modelo de financiación debe incluir la reestructuración de la deuda

Madrid vuelve a retrasar el nuevo modelo de financiación autonómica

Cinco comunidades autónomas han secundado la propuesta valenciana ante el Comité Técnico de Evaluación (CTPE) del Sistema de Financiación. El representante de la Generalitat, en la última reunión del comité, defendió que la reforma del modelo de financiación debe acompañarse de una solución al problema de la deuda acumulada por la infrafinanciación. Esta solución debe garantizar la viabilidad y sostenibilidad de las haciendas autonómicas.

Además del apoyo de seis autonomías, incluyendo la Valenciana que presentó la propuesta, y Cataluña que no participa en las reuniones, pero que coincide en el diagnóstico y el tratamiento al problema, otras seis autonomías se mostraron favorables a la reestructuración de la deuda autonómica y dos por una solución mixta.

El Consell ha reclamado ante el Gobierno Central una compensación de la deuda generada por la infrafinanciación, tanto de la derivada de la insuficiente dotación del modelo de financiación para dar cobertura a los servicios públicos fundamentales del conjunto de las comunidades autónomas, como de la deuda que han sufrido algunas autonomías, entre ellas la valenciana, por la infrafinanciación relativa en el reparto de recursos.

José Antonio Pérez ha explicado que únicamente con la modificación del modelo de financiación no se acabará con el problema, y que sin propiciar una solución al lastre de la deuda heredada, que es responsabilidad de un modelo injusto, no se garantizará una solución de futuro.

La carga de la deuda que soportan las comunidades amenazará la viabilidad financiera de las comunidades a partir del momento en el que los tipos de interés se normalicen, dificultará la cobertura presente y futura de los servicios públicos fundamentales, y afectará a las perspectivas de crecimiento futuro de los territorios.

La representante de la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef) abogó también por que la reforma del modelo de financiación aborde una solución al problema de la deuda acumulada por las autonomías, que permita dar viabilidad a la aplicación de instrumentos eficaces de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera en el subsector público regional.

Nuevo retraso del modelo

Los representantes del Ministerio de Hacienda anunciaron cinco semanas de retraso en la presentación del nuevo de modelo. Para el Ejecutivo valenciano, el retraso resulta incomprensible y recuerda que las autonomías fueron capaces de presentar sus criterios por escrito y sus propuestas en tres semanas.

A juicio del Consell, en el transcurso de las reuniones del Comité Técnico se han evidenciado consensos en temas básicos para la reforma del sistema de financiación como la suficiencia, la corresponsabilidad fiscal o la equidad y estructura del modelo, mientras que las discrepancias están acotadas. Por ello, resulta difícilmente justificable la tardanza del Gobierno central en presentar su propuesta del nuevo modelo, que lleva ya camino de cinco años de prórrogas.

Comunitat Valenciana y Murcia refuerzan su pacto por la reforma de la financiación

Los consejeros de Hacienda de la Comunitat Valenciana y Murcia, Vicent Soler y Andrés Carrillo, respectivamente, se reunieron en Alicante para preparar la reunión que los presidentes de ambas autonomías mantendrán próximamente con el objetivo de unificar criterios de cara a la reforma de la financiación autonómica.

Todos los expertos coinciden en que son las dos autonomías peor financiadas y los presidentes pretenden asegurar la suficiencia financiera para proporcionar los servicios públicos básicos a sus ciudadanos.

“El sistema debe garantizar la adecuada cobertura de recursos para asegurar un nivel similar de calidad en los servicios básicos de sanidad, educación y protección social que reciben los ciudadanos, un principio de equidad que no se cumple actualmente”, ha recalcado Soler.

El conseller añadió que “el nuevo modelo de financiación autonómica debe partir de grandes consensos y no de la confrontación entre territorios. Es mucho más lo que nos une que lo que nos separa y eso es lo que debemos poner en valor”.

La Comunitat Valenciana y Murcia ya pactaron un texto con ocho puntos sobre la reforma de la financiación. En el acuerdo se plasmó la necesidad de instaurar un sistema que proporcione estabilidad a la financiación de la sanidad, la educación y los servicios sociales, y no dejar que los recursos se vean afectados por los ciclos económicos.

Las dos comunidades piden lealtad institucional entre Estado y comunidades y que el nuevo modelo sea sencilla, transparente y que permita la planificación.

Suscríbete a nuestra newsletter