Importancia del código civil

Código Civil español: ¿Qué es y cuál es su importancia en la actualidad?

España tiene un sistema de derecho civil basado en códigos legales integrales y leyes arraigadas en el derecho romano. El derecho civil se aplica en todo el territorio de España, pero hay comunidades autónomas que cuentan con un sistema de derecho civil propio, que se aplica con relación a determinadas cuestiones legales. El Código Civil coexiste con otras leyes que regulan áreas específicas del derecho civil. En la legislación española la Constitución es el núcleo del sistema jurídico y contiene principios y valores fundamentales que se aplican a toda normativa vigente en el país.

¿Qué es el código civil español?

El Código Civil español es el texto legal normativo que regula las relaciones civiles entre las personas, tanto naturales como jurídicas. En él se encuentran el total de normas relativas a los derechos y obligaciones de las relaciones entre las personas, las leyes de familia, el patrimonio personal, las relaciones contractuales y la responsabilidad civil extracontractual.

El código civil español se organiza de manera sistematizada. El objetivo que persigue es, es que las relaciones civiles tengan los mismos derechos y deberes en la relación, de manera que no se atenten contra los derechos o deberes de otros, lo que podría perjudicar el desarrollo de relaciones justas, recíprocas y sanas. El incumplimiento de dichas normas, pueden tener como resultado sentencias penadas por una corte.

¿Qué temas aborda el código civil?

El Código Civil enmarca toda la normativa en cuanto a las relaciones entre personas, cosas y acciones. Regula todos los derechos y deberes que posee una persona desde el momento de su nacimiento, hasta incluso, después de su muerte. Las principales disposiciones legales del Código Civil en España abordan los siguientes aspectos:

Personas: la definición jurídica de ciudadano español, el estatuto de extranjería, la personalidad civil y la distinción entre personas físicas y jurídicas, como empresas y negocios españoles.

Domicilio y matrimonio: los requisitos para contraer matrimonio en España, los derechos y deberes de los cónyuges, la nulidad del matrimonio, su disolución, los efectos legales de la separación y el divorcio.

La paternidad y filiaciones: el apoyo entre parientes, relaciones padres hijos, la patria potestad, la representación legal de los hijos.

La edad legal y la emancipación y los aspectos de la incapacitación: cuestiones relacionadas con la tutela, el defensor judicial, la custodia legal y las disposiciones del poder.

La propiedad, copropiedad y posesión: la clasificación de la propiedad, el derecho de adhesión, las propiedades especiales y la adquisición y efectos de la posesión y el registro de la propiedad;

Contratos y asociaciones: las disposiciones generales de los contratos españoles, su validez, efectividad y nulidad, las obligaciones de los socios y las obligaciones legales dentro de un contrato.

¿Cómo está estructurado el Código Civil de España?

El Código civil español está estructurado según el modelo francés que ordena el mismo en personas, cosas y modos de adquirir. Está conformado por un Título preliminar y cuatro Libros. Los libros se dividen a su vez en títulos, los títulos en capítulos, los capítulos en secciones y las secciones en artículos. En total está conformado por 1.976 artículos.

Su estructura es como sigue:

  • Título preliminar. De las normas jurídicas, su aplicación y eficacia (artículos 1 al 16)
  • Libro primero. De las personas. (artículos 17 a 332)
  • Libro segundo. De los bienes, de la propiedad y de sus modificaciones (artículos 333 a 608)
  • Libro tercero. De los diferentes modos de adquirir la propiedad (artículos 609 a 1087)
  • Libro cuarto. De las obligaciones y contratos (artículos 1088 a 1976)
  • Art. 1976: no es un artículo en materia civil, es una disposición final derogatoria.
  • 13 Disposiciones transitorias: relativas al paso de la legislación antigua a la nueva (derecho transitorio)

¿Cuál es la finalidad del Código Civil?

El código civil tiene una finalidad clara. Regular todos los derechos y deberes que tienen las personas ya sean naturales o jurídicas en sus relaciones, tanto contractuales como extracontractuales. De esa forma tener una sociedad que pueda manejarse de forma mucho más ordenada, justa y equilibrada. Ante la falta de un código civil, no existirían derechos o deberes del ciudadano, por lo que esto podría suponer lo que se conoce como un pueblo sin ley, donde se permiten injusticias de todo tipo sin ningún tipo de reclamo.

Es por ello que, además de regular las relaciones o tipo de parentesco entre personas, también se busca regular los bienes de las personas, es decir, deberes y derechos sobre las propiedades o cualquier cambio que exista referente a los acuerdos, la adquisición de propiedades. Ante el incumplimiento de la normativa establecida la persona puede sufrir denuncias legales que tendrá que asumir y pagar.

¿Cuántas reformas ha sufrido el CC?

Desde la creación y entrada en vigor del Código Civil español en el año 1889, el mismo ha sufrido de una gran cantidad de reformas que buscan, en todo momento, mejorar los elementos regulatorios que este posee. Además de adaptarse a los cambios lógicos que se generan por el paso del tiempo. También estas reformas buscan cubrir todos los derechos y responsabilidades de las personas, y que todos tengan la oportunidad de hacer valer dichos derechos y deberes sin importar raza, color o edad. En total las reformas que ha sufrido el código civil español, ascienden a las cuarenta y cinco ocasiones, desde la entrada en vigor de este.

Después de todas estas reformas realizadas a lo largo del tiempo, se tiene como resultado el Código Civil como se conoce en la actualidad. Este se encuentra en vigencia para dar cumplimiento de sus respectivas normas. El último cambio, de hecho, conocido de este código, se realizó el 15 de septiembre del 2021, cuya versión puede descargarse a través de internet en un documento PDF para facilitar su lectura.

Importancia del Código Civil

Esencialmente, el Código Civil trata sobre la resolución de conflictos, asegurando que las disputas entre individuos no se conviertan en una confrontación violenta. Fomenta la cooperación entre los miembros de la sociedad, disuadiendo los comportamientos de explotación y las prácticas comerciales poco éticas. Sin un Código, las empresas más grandes podrían explotar a las empresas más pequeñas al no pagar los bienes o servicios prometidos. Al mismo tiempo, un inquilino no tendría ningún recurso si su antiguo propietario simplemente se negara a devolver un depósito de seguridad sin una explicación adecuada.

nueva-revista-300
DIPVAL-Turismo-CV-FITUR-300-4
Caixabanc-bancodelayn-300
ECO3-octubre-2021

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.