La información económica de los líderes

Valdés: “Me satisface ver cómo coexisten mis obras más recientes con otras que tienen más de 30 años”

La Fundación Bancaja inaugura hoy a las 20h la exposición Valdés: Una visión personal, una antología sobre el artista valenciano de mayor prestigio internacional. Cerca de 150 obras recorren de modo retrospectivo toda su trayectoria en solitario desde principios de los 80 tras el fin del Equipo Crónica. En la presentación, esta mañana, se ha contado con la presencia de Manolo Valdés -que vive y trabaja en Nueva York-, el catedrático de Historia del Arte Kosme de Barañano, que ha comisariado la antología, y el presidente de la Fundación, Rafael Alcón.

“Odalisca”, monumental obra pictórica de técnica mixta sobre arpillera, fechada en 2017, o su célebre serie de “Perfil con imágenes de Sonia Delaunay” (1997), sumadas a sus características esculturas, como el caso de “Helechos dorados” (perteneciente a la Fundación Hortensia Herrero), las reinterpretaciones de figuras pop como Mickey Mouse o sus estudios sobre figuras capitales de la Historia del Arte (su versión de “La danza”, de Matisse), configuran un espacio de voluptuosidad sensorial, tan propia en la obra de Valdés,  y elevada a la máxima potencia dada la gran cantidad de trabajos que se muestran.

“A veces me preguntan mi edad y no me la sé, o tengo que pensar mucho para recordarla. No soy consciente del paso del tiempo; me siento como siempre, trabajo igual que en las épocas en las que ni vendía ni exponía”, ha confesado Valdés“Por eso, cuando recorrí ayer la exposición, sentí una gran satisfacción por ver cómo coexisten cosas que he acabado hace apenas tres meses con las obras que tienen más de 30 años”.Valdés web

La presencia de su obra en su ciudad natal se ha vuelto constante desde hace un año, cuando precisamente la Fundación Bancaja dedicó una retrospectiva al Equipo Crónica, el pasado verano se exhibieron seis esculturas monumentales en la Ciudad de la Artes y las Ciencias y que culmina con la antología presentada hoy. Pasaron años en que ciudades como Nueva York, San Petersburgo, o más recientemente París, con su muestra de esculturas al aire libre en la Plaza Vendome, fueron los centros divulgadores de su prolífica actividad. Sin embargo, Valdés atribuye este gran aumento de atención a su obra en Valencia a una “mera coincidencia. Hacía tiempo que no exponía aquí, pero siempre me he sentido bien. He recibido recompensas por parte de distintas instituciones valencianas, y nunca he tenido una mala relación con la ciudad”.

Barañano ha indicado que su criterio principal para organizar las obras ha sido “más temático que cronológico. Me pareció la mejor manera de comprender los 35 años de carrera de Valdés. Si los espectadores encuentran algún defecto, el responsable será el comisario, no el artista”. Ante esta afirmación, Valdés ha confesado que “yo no puedo comisariar una exposición mía, porque no podría ser neutral. De hecho, se han rescatado algunas obras que puede que yo no hubiera escogido. Pero eso me sirve de estímulo: es posible que lo que menos me guste lo retome pronto con nuevas energías”.

Rafael Alcón ha subrayado la doble satisfacción ha supuesto la presencia hoy de Valdés y el arranque de este último trimentre del año en el que el Centro Cultural Bancaja celebra el X aniversario de su remodelación centrado en las figuras de grandes artistas valencianos. Próximamente será el turno de Vicente Ortí y a finales de año, el regreso de Sorolla para cerrar el círculo iniciado en otoño de 2007.

 

Suscríbete a nuestra newsletter