El presidente de BBVA pide que se modere la regulación y se dote a las pymes de mejor financiación

El presidente de BBVA, Francisco González, ha subrayado en la cumbre celebrada en Turquía la necesidad de finalizar pronto la agenda regulatoria para tomar una pausa y analizar su impacto en la recuperación. “La regulación debe poner el foco en el crecimiento y no solo en la estabilidad financiera”, ha señalado Francisco González en la cumbre, donde los empresarios comparten con los políticos sus conclusiones sobre grandes temas de la economía mundial. 

b20-bbva5Francisco González ha trasladado dos recomendaciones a los líderes políticos. La primera es tomarse una pausa en la regulación del sector financiero y calibrar su impacto en la economía. El presidente de BBVA entiende que es normal que tras la crisis financiera global, el foco predominante de los reguladores fuera la estabilidad, pero considera que ha llegado el momento de analizar bien los impactos de la regulación para no lastrar el crecimiento económico ni el crédito. Además, ha afirmado que es fundamental que haya mayor consistencia entre regulaciones y países.

En su opinión, el principal reto que sale de esta cumbre del G20 es impulsar el crecimiento económico mundial. Las previsiones de BBVA Research apuntan a que la economía mundial crecerá en 2015 a su ritmo más bajo desde 2009. Además, el presidente de BBVA ha propuesto impulsar el desarrollo tecnológico digital porque potencia el crecimiento. En este ámbito, opina que la regulación también juega un papel fundamental, como mecanismo para proteger a los consumidores pero fomentando, al mismo tiempo, las ventajas que se derivan del avance tecnológico. 

Como segunda recomendación, Francisco González ha pedido dotar a las pequeñas y medianas empresas de mejores mecanismos de acceso a la financiación. 

En clave nacional, el presidente de BBVA ha afirmado que en foros como este se evidencia el prestigio que hoy tiene España. A su modo de ver, todos reconocen la fortaleza de la economía, a pesar de las incertidumbres que generan algunas situaciones políticas muy concretas. Francisco González considera que España está en una posición inmejorable para seguir siendo uno de los motores de Europa. En este sentido, cree necesario que el gobierno que surja de las elecciones sea estable y apueste por las reformas que aseguren un modelo de crecimiento sostenible.

Suscríbete a nuestra newsletter