La información económica de los líderes

Los sectores productivos levantan cabeza con el final de la crisis

2014-julio-Sectores-tira-01

Una crisis económica y social sin precedentes, acompañada de una crisis de valores, que ha desestabilizado la economía y la sostenibilidad del conjunto del tejido productivo son factores que han tenido consecuencias directas sobre las estructuras y la capacidad productiva de las empresas, está obligando a las empresas a replantearse su manera de hacer como vía para garantizar su supervivencia.

Sin embargo, ante una recuperación ligera como la que parece percibirse en la actualidad, los principales sectores productivos de la región aún tienen ante sí importantes retos que superar como son la innovación permanente, la cooperación y la internacionalización.

[masinformacion post_ids=”27894,27833″]

Si tomamos como punto de partida para el inicio de la crisis el año 2008 vemos como los principales sectores productivos de la Comunidad Valenciana han sufrido un duro revés. El grueso de las empresas del Azulejo, textil, agrario, metalmecánico… han tenido que adecuar drásticamente sus estructuras a la recesión. La adaptación al cambio para sobrevivir ha supuesto sin embargo, que encaren el final de la crisis con datos más optimistas. Frente a la dureza con la que estos sectores vivieron la crisis, destaca el agroalimentario valenciano que ha sido uno de los sectores que mejor la soportó, sin sufrir graves tensiones laborale. Un sector, que Federico Félix, presidente de Fedacova, prevé que incrementará su facturación bruta un 2% al cierre de este año.

Para el mercado de baldosas cerámicas el ejercicio 2007 fue el último en el que se registró cifra récord de ventas. En esa fecha la facturación del sector se repartía casi al 50% entre ventas domésticas y exportaciones, ahora tras el derrumbe del mercado de la construcción en España el 80% de las ventas son exteriores. Las ventas nacionales a pesar de haber caído en torno al 70% desde el inicio de la crisis, aún seguían cayendo en 2013 si bien a menor ritmo (-3%).

Según explica Isidro Zarzoso, presidente de Ascer, se ha reducido el número de empresas “y todas han tenido que adaptarse a la nueva coyuntura dimensionando sus estructuras y realizando ajustes en producción y empleo”.

Desde 2008 el sector ha perdido el 47% del empleo. A pesar de las dificultades, Zarzosa defiende la competitividad del sector. Dice que “lo demuestra su capacidad de exportación a todo el mundo, a pesar del incremento de la competencia y de la penalización en costes energéticos”.

A pesar de los importantísimos ajustes realizados en estos años, la mitad de empresas del sector cerámico tuvo pérdidas en 2008-2012 y el aumento de los costes está impactando muy negativamente en los resultados de las empresas. La reforma energética es un claro ejemplo. A pesar de su competitividad y liderazgo internacional, y de destinar el 80% de su producción al mercado exterior, el sobrecoste de la reforma puede llevarse por delante a la mitad de la industria.

El sector cerámico español es un sector eminentemente exportador, a día de hoy las ventas al mercado exterior copan el 80% de las ventas totales. Aunque las exportaciones crecen de forma sostenida desde hace tres años, la caída del mercado nacional ha sido muy importante desde el inicio de la crisis en 2008.

En 2013 las exportaciones registraron un crecimiento de un 7,6%, sin embargo este dato positivo no logra compensar la atonía que vive el mercado doméstico que descendió en torno a un 3% en 2013. No hay que olvidar que pese a que la exportación está evolucionando favorablemente, las ventas domésticas suponen el 20% del total, lo que sitúa a España en el primer puesto del ranking de mercados.

En el ejercicio 2014 hay varios frentes abiertos por “lo que sería irresponsable realizar previsiones” dice Zarzoso. En su opinión, la coyuntura que se avecina es “muy grave como venimos anunciado. Por un lado está la reforma energética, que nos resta y restará competitividad en los mercados internacionales, y cuyas consecuencias no podemos cuantificar detalladamente, pero que en general será negativa. Las empresas llevan años mejorando y controlando la gestión para ajustarse a la situación, sin embargo, esta medida va a frenar la situación de estabilidad que parecía podría haberse producido en el medio plazo. Los márgenes por actividad están muy ajustados, y esto va a empeorar la situación. Por otro lado, se tiene que despejar la incertidumbre en el mercado nacional que lleva seis años cayendo”.

EL METAL REMONTA TRAS LA ADVERSIDAD

A las consecuencias que ha provocado la crisis económica y social se suma una incontrolada economía sumergida y el intrusismo lo que ha provocado una caída consecutiva en estos años de la productividad del sector metalmecánico y una destrucción “significadita del empleo” como describe el presidente de Femeval, Vicente Lafuente. A pesar de este retroceso, el metal ha sabido remontar la situación, como lo demuestra un cierre de ejercicio de 2013 que se ha saldado con un incremento del 9,2% de la producción.

Este repunte demuestra, en opinión de Lafuente, la capacidad de las empresas de servicios, comercio e industria del metal para reaccionar y remontar adversidades. ¿Y cómo lo han hecho? “Abordando transformaciones en sus estructuras para adaptarse a un nuevo modelo productivo. En este sentido, han tenido que reducir los márgenes de rentabilidad y beneficios hasta límites extremos y muy a su pesar, prescindir, de gran parte de su capital humano”. Tras estos pasos, y como medida para salir fortalecidas han apostado por estrategias de apertura al exterior, de liderazgo en costes, de diferenciación, flexibilidad, innovación permanente.

“Nosotros como organización empresarial, –añade Lafuente-, también hemos tenido muy presente que no podíamos ser ajenos a los tiempos de cambio. Con tal motivo, y desde el inicio de la crisis, hemos apostado por readaptar nuestra estructura y nuestros servicios para adecuarnos a la realidad de la demanda. Los ajustes se han encaminado a lograr un modelo de negocio que nos permita encontrar un punto de equilibrio en la cuenta de explotación, sin depender de subvenciones que hipotequen nuestro futuro”.

De cara al futuro, Lafuente considera que los retos a los que debe enfrentarse su sector en el corto plazo para aumentar competitividad  deben pasar  por “adoptar fórmulas de cooperación efectivas para dar el salto a otros mercados y aprovechar la oportunidad que nos brindan los mercados exteriores; mano de obra bien cualificada que les permita afrontar la globalización y los cambios tecnológicos. Pero sobre todo los empresarios no tenemos que decaer y, más que nunca, debemos mantener firme nuestro compromiso con la generación de empleo y riqueza”.

El último Informe de Coyuntura del sector que elabora Femeval constata que el metal de la Comunitat ha estrenado el primer trimestre de 2014 con un nuevo aumento del 10,7% de su actividad productiva, indicador que mantiene en positivo desde junio de 2013. Este dato coloca a nuestro sector 3,5 puntos por encima de la media de producción española que ha sido del 7,2%. Las expectativas en cuanto a ventas, empleo e inversión continúan también con su lenta tendencia al alza para el segundo trimestre de 2014, lo que denota un cambio de tendencia hacia una consolidación de la recuperación.

Como contrapartida, tanto el empleo como las exportaciones han acusado un descenso en de enero a marzo. El número de ocupados en el sector metalmecánico ha disminuido por segundo trimestre consecutivo, y se ha saldado con 7.575 trabajadores menos. Por su parte, el valor de los productos exportados ha caído por primera vez desde finales de 2012, al descender en un 2,4% respecto al mismo periodo de 2013. 

En 2013, según revelan los datos oficiales del Ministerio de Agricultura, la Comunitat fue la región española donde más suelo de cultivo se abandonó, con un total de 8.065 hectáreas. Es más, en los últimos diez años se han dejado de cultivar más de 167.000 hectáreas.

AGRICULTURA: ANTE EL RETO DE SER RENTABLE

“La crisis estaba instalada en el sector agrario bastante antes de que se produjese la gran recesión que ha afectado a muchos sectores de la economía productiva y al ámbito financiero a lo largo de estos últimos seis años” lamenta Cristóbal Aguado, presidente de AVA-ASAJA. La alimentación, y más aún en tiempo difíciles, es un sector muy sensible y estratégico y, de hecho, las exportaciones agroalimentarias han seguido tirando del carro de la economía. Pero por desgracia, esa vitalidad exportadora “no se ha visto reflejada en los precios que han percibido los productores, puesto que en muchos, en demasiados casos, esas cotizaciones se han situado por debajo de los costes de producción y, evidentemente, resulta imposible mantener la actividad durante mucho tiempo bajo unas circunstancias tan adversas” explica Aguado. Por este motivo, apunta a la rentabilidad como principal reto al que debe enfrentarse el sector agropecuario, “sin unos precios mínimamente dignos no hay futuro”.

Para lograrlo, Aguado señala que el propio sector debe asumir su cuota de responsabilidad y también de autocrítica con el objeto de introducir cambios y mejoras que le permitan participar de forma mucho más directa en todo el valor añadido que se genera a lo largo de la cadena de valor. Sin embargo, añade que ello “no servirá de nada si las administraciones no actúan de manera decidida sobre la estructura que determina el actual funcionamiento de la cadena agroalimentaria, una cadena en la que los productores ocupan una posición de absoluta desventaja competitiva y negociadora. Somos partidarios de la economía de mercado, pero lo que impera en la actualidad es la ley de selva y por eso urge establecer los mecanismos que impidan los abusos que se están produciendo y que cada año condenan la viabilidad de miles de explotaciones agropecuarias”.

Las previsiones que maneja AVA para este año no pueden ser peores. Se arrastran los efectos de una sequía que está teniendo consecuencias devastadoras para los cultivos. Las pérdidas derivadas de la sequía en el sector agropecuario valenciano superan ya los 350 millones de euros y van en aumento, aseguran desde la patronal agraria.

Además, la campaña de cítricos ha sido un “verdadero desastre; tampoco en hortalizas han ido bien las cosas y las perspectivas para el viñedo, el almendro o el olivar son igualmente nefastas. Todo esto por no hablar de los brutales sobrecostes que están soportando los regantes para paliar ese déficit hídrico que les ha obligado a regar durante los meses de invierno y tener que extraer el agua de cotas cada vez más profundas”.

NUEVO MODELO EN EL TEXTIL

Pasados seis años de crisis económica las transformaciones en las empresas textiles valencianas se han dado en diferentes aspectos sobre la base de una mayor eficiencia, productividad y competitividad. Un cambio de modelo que ha permitido adaptarse a las nuevas circunstancias del mercado produciendo artículos mas innovadores y especializados, de mayor valor añadido, con un servicio rápido y eficaz de atención en los diferentes canales de distribución.

2014-julio-Sectores-TIRA-2

El impacto ha dependido variablemente de cada una de las empresas, en función del punto de posicionamiento de partida de flexibilidad y preparación en sus diferentes valores de visión, organización, producto, orientación al cliente, innovación e internacionalización.

En los últimos cinco años las exportaciones textiles valencianas han subido un 30%; en lo que va de año han mejorado un 4% respecto al mismo período del año anterior y por primera vez en los últimos 9 años el sector empieza a crear empleo en una tasa interanual del 1’35%. Un dato más que constata el buen ritmo del sector: la importación de bienes de equipo ha subido un 26% en el último año. “Todo ello son claros síntomas de que las cosas empiezan a cambiar y que para 2014 las previsiones son un poco mejores que las del año 2013” reconoce José Serna, secretario general de Ateval.

No obstante, Serna considera que sería necesario reactivar el consumo interno que sigue estancado, “para los productos de poca reposición y así consolidar la recuperación del sector textil valenciano, así como un euro no tan fuerte que ayudase a las exportaciones”.

A su juicio, los retos fundamentales a los que debe enfrentarse el sector textil son la innovación permanente, la cooperación y la internacionalización. “Partimos -sostiene el secretario general de Ateval-, de un colectivo de empresas mayoritariamente familiares y pymes que necesitan una adecuada financiación, mayor inversión en I+D+i, una adecuada cooperación para suplir la falta de tamaño para una mas potente internacionalización, la generación de marcas con mayor potencia y mejor valor identificativo comercial de los productos que se exportan”.

JUGUETE CON MUCHO PESO EN EL EXTERIOR

En 2011 el marcado nacional de juguetes cayó un 7% y en 2012 fue del 10,6%. En 2013 creció un 0,3% y acumulado al mes de abril de 2014, el mercado crecía ya un 1,2%. Aunque el consumo ha dejado de caer, “la recuperación está siendo muy ligera y lenta” asegura José Antonio Pastor, presidente de la Asociación Española de Fabricantes de Juguetes (AEFJ). No es así en cuanto a las exportaciones del sector juguetero que han continuado creciendo, y muy especialmente en mercados emergentes, lo que ha atenuado el impacto de la caída del mercado nacional.

En 2013 las exportaciones del sector juguetero crecieron un 8,18 %, y acumulado al mes de febrero crecen un 26,92 %. Otro síntoma de mejoría es que ha habido cierta relocalización de producción en los últimos años.

“Todavía es pronto para hacer previsiones para final de año -señala Pastor-, ya que el 75% del consumo se produce en la campaña de Navidad/Reyes, pero los datos apuntan a que debería registrarse un mejora, aunque sea ligera”.

En cuanto al comercio, muy concentrado en este sector, no ha habido cambios significativos salvo el aumento de aprovisionamientos de producción nacional, fruto de una política más conservadora, y un incipiente comercio online, que si bien todavía no representa más del 4% de las ventas, se espera que tenga un gran desarrollo, a tenor de lo sucedido en Reino Unido, Alemania y Francia.

La crisis también ha traído un cambio en el comportamiento del consumidor, más racional y menos impulsivo, y siendo que el juguete es un producto con un alta componente de impulso en su compra, “las empresas tendrán que trabajar más intensamente en la percepción social del valor del juego y el juguete, a lo largo de todo el año, y como herramienta indispensable para el desarrollo sano de los niños” considera el presidente de la patronal juguetera.

En cuanto a los desafios que el sector juguetero debe afrontar a corto plazo, Pastor apuesta por la internacionalización y avanzar en el modelo de internacionalización, mas allá de las exportaciones, “para lo cual debería ser capaz de ganar dimensión”.

Junto a ello señala la necesaria adaptación a los requerimientos y especificidades del canal online y superar el reto colectivo de la estacionalidad, “pues España es el mercado más estacional de la UE, el que menos juguetes y gasto por niño año presenta, con diferencia, y en el que mayor es la percepción de que se tienen demasiados juguetes, y por tanto una barrera para aumentar su consumo”.

TIC, SOCIOS DEL CAMBIO DE MODELO

Durante los años de recesión económica, en el sector TIC se han producido profundos cambios en los procesos comerciales y productivos, cambios que se extenderán en los próximos años a todos los sectores.

“Hace varios años algunos mayoristas de informática comenzaron a interactuar con el B2B con sus clientes y algunos otros decidieron no hacer ese cambio, estos últimos ya no existen” evidencia Joaquin Garrido, presidente de Estic.

Las TIC son un factor de cambio radical  en las economías y sociedades. Según Garrido, la revolución digital que comenzó hace algunos años se intensificará en los próximos diez años. “Y nuestro sector es capaz, por preparación, de posicionarse entre las primeras regiones de Europa pero necesitamos que nuestras administraciones y la sociedad en general decidan implementar más activamente las TIC en todos los procesos y si priman que esa tecnología que decidan utilizar sea creada aquí, estaremos dando un paso definitivo en el posicionamiento de nuestra región entre las más prósperas en un futuro próximo”.

Suscríbete a nuestra newsletter