Internacionalización mesa

Internacionalización a debate: La sobredemanda tensiona la cadena de suministros

La diversificación y internacionalización se han convertido en una necesidad para las empresas. Una realidad que ya se puso de manifiesto en la crisis de 2008 y se ha confirmado como consecuencia de la crisis sanitaria que estamos viviendo.

Pero la covid-19 ha sacado a relucir nuevas variables que están sacudiendo el mercado internacional como son las tensiones crecientes en el mercado internacional, la falta de algunas materias primas, la fuerte dependencia del mercado chino, el aumento del precio de la energía, el incremento de precios como consecuencia de todas estas variables, pero se da una peculiar circunstancia: “estamos muriendo de éxito por una explosión de pedidos nunca vivida hasta ahora” tal y como manifestaron algunos de los participantes en la mesa de debate organizada por Grant Thornton en nuestro Club Deportivo Empresarial Alcatí para hablar sobre internacionalización.

Podéis acceder a la galería de fotos de la jornada a través de este enlace.

«El 45 % de las empresas de entre 50 y 500 trabajadores prevé exportar el año que viene»

Andrés Gurrea, socio director de Grant Thornton Comunitat Valenciana; María Dolores Parra, directora general de Internacionalización de la Conselleria de Economía Sostenible de la Generalitat Valenciana; Vicente Mompó, coordinador de Internacionalización de Cámara Valencia; María Jesús Gómez, CEO de Jesús Gómez, S.L. (Flor de Mayo y La Casa de los Aromas); Loles Champel, directora de Negocio Internacional Territorial Este de Banc Sabadell; Manuel Zaragozá, director financiero de Blumaq; y Santiago Oliver, director general de Keraben Grupo hablaron también sobre su estrategia de internacionalización y sus mercados actuales.

Un estudio realizado por Grant Thornton, –tal y como expuso Andrés Gurrea– y que engloba a empresas de entre 50 y 500 trabajadores, refleja que en España el 45 % de ellas prevé exportar el año que viene. “Se trata de la cifra más alta que hemos registrado en los últimos diez años, un porcentaje que en la Comunitat se situaría en el 41 %”.

El informe revela que los empresarios valencianos tienen previsto exportar a Francia, como suele ser habitual, a Rusia, Alemania y Latinoamérica. Ante estos datos, Gurrea subrayó que “la internacionalización no es una opción, es necesaria para mantener la rentabilidad de las empresas”.

Mesa de internacionalización

«EE.UU. será un pilar de crecimiento junto con Oriente Próximo, Magreb y Europa del Este»

Santiago Oliver (Keraben Grupo) recalcó que su compañía factura en torno a 150 millones de euros y el 60 % corresponde a exportación y esta “sigue creciendo a pesar de la incertidumbre que hay en el mercado”. Sobre el sector cerámico, Oliver subrayó que las exportaciones están subiendo en torno a un 25 % y “nuestro principal competidor, Italia, en torno a un 18 %. Lo que significa que sigue habiendo oportunidades para crecer en el exterior a pesar de los costes de transporte y los sobrecostes en nuestros productos, debido al incremento del coste energético y las materias primas”.

Explicó que su foco está en Europa y que están presentes en 116 países. Reconoció que “EE.UU. será un pilar de crecimiento junto con Oriente Próximo, Magreb y Europa del Este, pero dependerá de Rusia”.

Manuel Zaragozá (Blumaq) explicó que tienen filiales en 14 países, exportan a 150 y facturan cerca de 50 millones de euros y la exportación supone el 75 % de su facturación.
Coincidió con Oliver en que las exportaciones se han incrementado espectacularmente “y no sabemos por qué y además, no parece que el fin esté próximo”.

«Detectamos un nicho muy interesante de internacionalización en África«

Vicente Mompó (Cámara Valencia) coincidió con ellos en que las exportaciones estaban creciendo a muy buen ritmo en 2021, “con independencia de los problemas logísticos y de materias primas”. De hecho, “los datos que tenemos tanto de la Dirección General de Aduanas como de exportaciones e importaciones, además de los datos de certificados de origen de países terceros, vislumbran que estamos en los mismos niveles que en 2019 por estas fechas”.

Coincidió también con el resto de contertulios en que la internacionalización está siendo más complicada debido a la escasez de los fletes y a la mala distribución de los contenedores y descartó que hubiera escasez de los mismos. Destacó la relevancia que van a tener países como El Magreb, EE.UU., Canadá o Emiratos Árabes y expresó sus dudas sobre China. “Además, detectamos un nicho muy interesante en África subsahariana y occidental. No sería en volumen, pero sí que se hacen muchas operaciones interesantes por parte de empresas valencianas”.

Sobre el Reino Unido, explicó que en 2016 representaba el tercer mercado de todas las exportaciones valencianas y “ahora ya debe ser el sexto y el segundo fuera de la Unión Europea, detrás de EE.UU. y no tiene visos de crecer. Con lo cual, todas esas ventas que se hacían al Reino Unido se han diversificado hacia otros mercados”.

¿Qué país dejará de tener interés para la internacionalización?

También se mostró positivo ante el buen funcionamiento de los Países Nórdicos, los países del Este de Europa y los del área de Kazajistán. Mompó calificó Turquía como una alternativa para la importación de suministros, “aunque es competencia directa nuestra, es un país muy interesante para implantarse”. En cuanto a Japón, no lo consideró una alternativa debido a los altos costes de logística.

Sobre China, subrayó, que desde Cámara creen que va a dejar de ser interesante para determinados sectores “por precio, plazos e incertidumbre”. “El consumo en este país se está apagando –reiteró– porque el coste energético es inasumible. A todo ello se suma el miedo a contagiarse por la covid-19. Además, están exportando inflación y escasez. Todo lo que ellos no consumen lo venden al exterior”.

Para 2022, Mompó prevé que continuarán todas estas tendencias condicionadas por los precios de las materias primas y, sobre todo, por los costes logísticos que se están empezando a estabilizar “aunque no van a bajar y es posible que hasta finales de 2022 no se normalice esta situación”.

«Ya no se trata solo de incremento de costes sino de encontrar hueco para poder enviar la mercancía«

María Dolores Parra (GVA) comentó que están apoyando a empresas valencianas en 35 países para informarles sobre cómo entrar en el país, a través de qué canal, quién es la competencia, a qué precios podrían vender sus productos… Confirmó también que “la venta en EE.UU. está funcionando ya que necesita abastecerse de bienes de consumo y productos relacionados con el hábitat. La cerámica también ha ido ganando cuota de mercado en EE.UU. a la espera de fidelizar la marca para que se pueda consolidar a pesar de lo que ocurra con China”.

Sin embargo, “tenemos el problema de cómo enviamos la mercancía. Ya no se trata solo de incremento de costes sino de encontrar hueco para poder enviarla”. Confirmó que se está produciendo un repliegue de las empresas valencianas hacia países cercanos y que están ampliando su base de clientes en Francia, Italia, Alemania, etc., diversificando con productos nuevos adaptados a las necesidades de dichos destinos.

Puso de relieve que “España se ha convertido en una oportunidad dentro de Europa porque, donde antes no entrábamos por precio, ahora destacamos porque suministramos bien y a tiempo”. Es decir, “la incertidumbre en China o Vietnam ha generado oportunidades en Europa que antes no existían para nuestras empresas”.

«Creíamos que este año iba ser más difícil, pero las empresas siguen saliendo al exterior a pesar de los impedimentos»

María Dolores Parra adelantó que empresas valencianas están solicitando información sobre cómo abrir filiales en América Latina. “Anteriormente estos mercados se cubrían a través de exportación y ahora se preguntan si es conveniente establecer una joint venture para no perder los canales de venta debido a los problemas logísticos”, añade.

Loles Champel comentó que desde Banc Sabadell trabajan con diferentes sectores y perfiles de empresas y han percibido que están creciendo mucho el número de empresas pequeñas que se decantan por exportar. “Creíamos que este año iba ser más difícil, pero las empresas siguen saliendo al exterior a pesar de los impedimentos que se están encontrando”. Coincidió con el resto de sus compañeros de mesa que las empresas están vendiendo a los países europeos y añadió que “están buscando proveedores próximos para no tener problemas de suministro y seguir funcionando”.

¿Dónde exportamos a corto plazo?

Sobre los problemas de transporte, Oliver (Keraben) señaló que resulta muy difícil importar desde Asia o desde otras áreas más lejanas, lo que ha provocado que la demanda en internacionalización se concentre en Europa. “Por lo tanto, el mercado europeo seguirá siendo nuestro pilar de crecimiento. Pensamos también que EE.UU. seguirá creciendo gracias a los problemas de transporte, ya que un cliente americano recibe mejor servicio si compra desde Europa que desde Asia”, subrayó.

En cuanto Latinoaméricadonde nuestra posición es más débil debido al posicionamiento de precio de nuestros productos, seguirá habiendo oportunidades por ese efecto de que el transporte en el Pacífico es más caro que en el Atlántico”, destacó. Países como Magreb y Oriente Próximo, Oliver los calificó como “esenciales para la cerámica y con un alto potencial de crecimiento”.

Sobredemanda e internacionalización

Oliver puso sobre la mesa otro fenómeno que están viviendo como es la sobredemanda. “Ha habido tal explosión de la demanda –acentuó– que muchos fabricantes no hemos podido dar abasto, una situación que ha generado oportunidades de negocio para pequeñas empresas ya que el cliente está dispuesto a comprar donde haya disponibilidad”. Sin embargo, “ahora estamos poniendo palos en las ruedas a esta bonanza debido al aumento de los costes de las materias primas, que viene sobrellevado por esta sobredemanda y por el sobrecoste energético que estamos viviendo”.

Desde Blumaq, su director financiero señaló que en su negocio se centran más en buscar a la persona o a la estructura adecuada a la hora de implantarse en un país, ya que suelen crecer orgánicamente. “Acabamos de abrir en Kazajistán con la mirada puesta en Indonesia, Australia… Estamos en Rusia, un mercado que está creciendo a tal ritmo que estamos construyendo naves para almacenar el stock porque en nuestro negocio si no tienes el producto, el cliente lo busca en otra parte”, dice.

Traumas en la cadena de suministro

La recuperación progresiva del comercio pospandemia, tal y como manifestaron los participantes, ha provocado traumas en las cadenas de suministros en varios frentes como la escasez de materias primas o problemas logísticos.

Ante este panorama, Zaragozá (Blumaq) incidió en que el problema principal reside en que el transporte se ha parado en el ámbito internacional. “Las materias primas no han desaparecido de golpe. Es más difícil acceder a ellas y parte de culpa la tiene el transporte. Es como si pararas un horno cerámico, que cuesta más ponerlo en marcha que pararlo, y con el transporte internacional ha pasado algo parecido”.

Sobre el aumento de los precios, Zaragozá ratificó que ya los han incrementado entre un 3 y un 5 %, “hoy por hoy, no es mucho. Aunque hemos tomado esta medida porque proveedores ya nos los han subido. La gran suerte es que contamos con mucho stock”.

Oliver reconoció que “sí que están tomando medidas drásticas porque contamos con el hándicap de la subida del precio de la energía”. Entre dichas medidas está la subida de los precios que “para el 1 de diciembre estaría en torno al 20 %”.

Admitió también que su principal problema no es la escasez de materia prima, “que sí que la hemos notado y nos ha obligado a sobreestocar algún componente para protegernos. Nuestro principal problema es que el gas ha subido un 300 %, un sobrecoste desmesurado que nadie entiende muy bien por qué. Además, si no empieza a bajar en los próximos meses, la situación será crítica para el sector”.

«Si esta situación se prolonga habría que pensar alternativas para consumir menos energía»

Oliver anunció que otra decisión crítica que van a tomar “es parar el 50 % de la producción en diciembre porque el sobrecoste de dicho mes es como si el gas subiera un 600 %, algo inasumible. En enero arrancaremos al 100 % porque no hay una crisis de demanda, hay una crisis energética mundial que está poniendo en peligro la supervivencia de las empresas del sector”. Advirtió también que “si esta situación se prolonga habría que pensar alternativas para consumir menos energía”.

Informó que a sus clientes se les suma el problema de transporte ya que “tenemos la suerte o la desgracia de vender Ex Works (EXW) –el comprador asume los costes del transporte de la mercancía–, lo que está provocando el encarecimiento del producto en destino”.

María Dolores Parra (GVA) señaló que “las empresas se están sobreestocando mucho. Con lo que sigue incrementándose la demanda en el ámbito internacional además de la presión sobre el transporte internacional. Si todos empiezan a sobreestocarse, ¿hasta cuándo se va alargar esta situación?

María Jesús Gómez (Jesús Gómez, S.L.) indicó que ellos fabrican perfumes. “Estamos presentes en la gran distribución y el 32 % de nuestra facturación, que asciende a 24 millones, corresponde a exportación”.

«Hay componentes que si no los tienes te vas a tener que enfrentar a muchos problemas»

Calificó la situación de falta de materias primas como “la pescadilla que se muerde la cola”. Reconoció que “hay componentes que si no los tienes te vas a tener que enfrentar a muchos problemas. Por ello, mi equipo está buscando segundas opciones por Europa y Turquía y sí que las estamos encontrando”. A pesar de todo, abogó por “frenar esta ansiedad en la que estamos entrando todos como el sobrestock”.

Confirmó también que se han visto obligados a subir los precios “para paliar el impacto, pero tendrá que haber un subida en su justa medida después de analizar los costes”. Sin embargo y a pesar de la situación, tienen grandes pedidos, “volúmenes insospechados que no habíamos visto en la vida”.

Internacionalización: ¿Adiós China, hola Europa?

Para Manuel Zaragozá (Blumaq), la situación de China será temporal. “Salir fuera del país de origen es un riesgo y cuanto más tardes en hacerlo peor. Pero ahora, la única salida que tenemos para seguir creciendo es la exportación y si hace falta comprar y no hay en China, buscaremos otros destinos”.

María Jesús Gómez reconoció que “si los planes de acción que estamos tomando hoy para amortiguar los problemas de abastecimiento y contención de los costes –homologación de proveedores europeos–, los hubiéramos tomado antes de la pandemia, la adaptación no habría sido tan abrupta y el impacto sobre la rentabilidad más contenido. Pero como en todas las crisis, surgen oportunidades y desafíos”.

Vuelta a Europa

Oliver informó que el sector de la cerámica está volviendo a Europa debido a que los problemas de transporte están haciendo inviable comprar en Asia. Destacó que también tienen un sobrecoste añadido vinculado al consumo de gas como son los derechos de emisión de CO2. Por ello, reivindicó que “en aquellas partes del mundo donde fabrican sin ningún tipo de sobrecoste por las emisiones emitidas se les exija de alguna manera, ya que si no es así perdemos una gran competitividad”.

María Dolores Parra (GVA) explicó que las empresas quieren saber cómo implantarse para llegar a mercados como Asia o América Latina. “Nos piden ayuda para buscar un partner local o cómo pueden fabricar en ese país porque la alternativa es perder ese mercado. También nos piden ayuda para que les busquemos proveedores en Europa”.

Garantizar el suministro en la internacionalización

Otro aspecto importante respecto a la internacionalización que puso sobre la mesa Oliver fue que “la preocupación no es tanto el precio como garantizar el suministro”. En esta misma línea, Mompó incidió en que, ante la incertidumbre actual, “las empresas más beneficiadas serán aquellas que tengan material para producir y servir a los clientes sí o sí”.

En este sentido, María Jesús Gómez insistió en que existe tal caos de entrada y expedición de mercancía que “los profesionales de la logística no se están adaptando al ritmo y se están produciendo gran cantidad de fallos que se traducen en dinero. Por ello, es necesario digitalizar el sector de la logística”. Por otra parte, tanto Loles Champel como María Jesús Gómez reconocieron que a los errores logísticos se suman a los reaprovechamientos de transportes que se están produciendo.

warmia-Mazury-Polska
Conselleria-Ola-de-Calor
Randstad-Verano-300
nuevaedicion-julio-600

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.