Análisis

Chinalización

El gigante asiático no compra nuestras manufacturas sino las materias primas con la que ellos fabrican lo que les compramos.

Ilustración: Daniel Sirera

Las exportaciones valencianas a China sumaron 407 millones de euros, por contra, las importaciones de productos del gigante asiático han crecido un 15,4 %. Pero indagando, indagando descubrimos que el gigante asiático no compra nuestras manufacturas sino las materias primas con la que ellos fabrican lo que les compramos. Economía circular perversa. Chinalización.

Dos sucesos recientes están marcando la evolución del comercio internacional. Por un lado, el conflicto comercial iniciado por Estados Unidos con China en marzo de 2018, con acusaciones de prácticas desleales en el comercio, manipulación de la divisa asiática y robo de propiedad intelectual. Por otro, la propagación del coronavirus que ha paralizado las cadenas de producción en China y su comercio exterior en el comienzo de este año.

Que ambos sucesos tienen y tendrán un impacto negativo en el comercio internacional, no debería tener discusión. Sobre el segundo, no solo se trata de un problema de salud pública sino también económica, de riqueza nacional. Si bien es pronto para predecir sus efectos, se estima que, en tanto no se agraven la intensidad, duración y extensión de la epidemia, se reducirá el Producto Interior Bruto español alrededor de un 0,1 %.

Aunque pareciera que estos acontecimientos nos quedan un poco lejanos, China tiene un enorme peso en el comercio internacional de la Comunitat Valenciana. Aunque para nuestros exportadores no constituya un mercado prioritario, somos muy dependientes de sus manufacturas. Veamos…

¿Qué peso tiene China?
China es nuestro principal mercado proveedor exterior, con un peso aproximado en valor del 13 % de las importaciones totales realizadas por la Comunitat Valenciana en 2019 (26.348,22 Mills. Euros). Sin embargo, fue el décimocuarto mercado de destino de nuestras exportaciones. La influencia de este mercado en nuestras compras viene creciendo a un ritmo promedio del 6 % desde 2015, en tanto que las exportaciones valencianas han caído un promedio del 2,5 % en este periodo.


*Reportaje redactado antes de la crisis del coronavirus.

Puedes leer el artículo completo en la REVISTA Economía 3. 

Este mes puedes acceder a todo el contenido gratis con la promoción #desdecasa. Utiliza el código: ECONOMIA3JUNTOSPODEMOS

Suscríbete a nuestra newsletter