Sanifruit, productos poscosecha que no dejan residuos ni precisan tratamiento de vertidos

2015-dic-Sanifruit

Hace casi tres décadas, el ingeniero agrónomo Francisco Biel decidió dedicarse a aditivos de poscosecha para cítricos desarrollados a partir de productos naturales. Hoy en día, la firma –ahora dirigida por los hijos del fundador– factura más de un millón de euros y espera en esta campaña un crecimiento de las ventas cercano al 30 %. 

[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”show”]

Javier y Érica Biel Martín, hijos del fundador, son los actuales responsables de la empresa. Javier, licenciado en ADE, se ocupa de la gerencia y el área de ventas, mientras que Érica es ingeniero agrónomo y dirige el departamento de I+D. Fueron ellos los que crearon la empresa Sanicitrus, S.L. y la marca Sanifruit.

Desde sus orígenes, la empresa tuvo claro que iba a seguir por una senda natural, utilizando en la fabricación de sus productos para poscosecha aquello que proporcionaba la misma naturaleza.

Sin residuos

Productos que no dejan residuos, que alargan la vida útil de la fruta y evitan su podredumbre. Esta apuesta desde los inicios por unos productos naturales se ha visto refrendada con las modificaciones de las normativas cada vez más estrictas en el uso de fitosanitarios.

Los beneficios de los productos Sanifruit abarcan diferentes campos.  Son seguros ya que la fruta carece de residuos perjudiciales para la salud humana, tanto para el cliente final como para los empleados manipuladores de las centrales hortofrutícolas.

Tranquilidad de uso

Esto supone una mayor tranquilidad, tanto para el cliente consumidor –la fruta conserva todos sus valores organolépticos y mejora su vida útil– mientras que el agricultor no tiene que preocuparse más que por ofrecer la mejor fruta posible a sus clientes.

Así no se tiene que preocupar de posibles problemas que puedan surgir por el incumplimiento de normas respecto a residuos o vertidos.

Otra de las ventajas de los productos Sanifruit es la economía que supone disponer del sistema más sencillo para la manipulación de la fruta, una mayor duración de esta en el proceso de comercialización, con la consiguiente disminución de mermas, rechazos o pérdidas por elevados valores de fruta estropeada.

Tratamiento de aguas innecesario

Al provenir de productos naturales se hace innecesario tratar el agua utilizada para eliminar los residuos. Este tratamiento sí es necesario para los vertidos procedentes de fungicidas de síntesis.

El principal cliente de Sanifruit son las centrales hortofrutícolas en general, pero  con una especial relevancia en el mercado citrícola, sin que esto excluya otras frutas y hortalizas.

Objetivo: internacionalización

Sanifruit es la única empresa nacional capaz de suministrar tratamientos poscosecha sin residuos químicos, que resulten efectivos.

En estos momentos, la firma ha iniciado un proceso para exportar sus productos a clientes de otros países y ampliar así su mercado.

Sanifruit cuenta con la certificación ISO 9001-2000 y colabora con diferentes entidades en el apartado de investigación, entre ellas el CSIC, la Universitat de València o la Universidad de Cartagena.

La facturación en la pasada campaña fue de un millón de euros. Para la actual, las previsiones contemplaban un incremento del 30 %, si bien fuentes de la compañía creen que se superará a la vista de la evolución de la campaña.

Inversión en comercialización e I+D

Parte de los beneficios se habrán invertido este año y lo serán el próximo en las áreas de comercialización y de I+D, donde reside el futuro de la empresa. La dirección está dispuesta a invertir lo necesario para que estos dos departamentos tengan un desarrollo sostenido en los próximos años.

El futuro de la empresa pasa por dos ejes principales. En primer lugar, el desarrollo de nuevos productos, siempre con el objetivo de que la fruta de cualquier tipo sea más sana y saludable para el consumidor, sin residuos perjudiciales para la salud, y siempre con productos más naturales y sometidos a las legislaciones sanitarias y de comercialización de los estados en los que actúe.

El segundo eje se fundamenta en el desarrollo del actual mercado citrícola, en el que Sanifruit basa su know how. También en conquistar otros mercados tanto en productos hortofrutícolas como en países.

En este sentido, Sanifruit ha dado a conocer su catálogo de productos en la última edición de Fruit Attraction con un considerable éxito comercial.

Como dice su visión de empresa, Sanifruit quiere convertirse en el proveedor de conocimiento en tratamientos poscosecha de frutas y hortalizas, referente en todo el mundo.    

[/mepr-rule]
[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”hide”]

Para leer el artículo completo:
Suscríbase a la la edición digital de Economía 3;
con su cuenta de suscriptor

[/mepr-rule]

Suscríbete a nuestra newsletter