Guadalest, un pueblo lleno de historia

Guadalest, un pueblo lleno de historia, castillos y cultura en Alicante

Ubicado en la Comunidad Valenciana, específicamente en la comarca de Marina Baja en la provincia de Alicante, Guadalest es un lugar de visita obligada. Se encuentra a la altura de un acantilado, de unos 600 metros de altura, y tras un desnivel puedes ver la puerta medieval del casco histórico que está excavada en la roca. La belleza de esta población la ha hecho merecedora de formar parte de la Asociación de Los pueblos Más Bonitos de España.

¿Qué ver en Guadalest?

Guadalest solo cuenta con 200 habitantes, es un pueblo tranquilo lleno de historia. Cuando recorres el municipio no puedes dejar de visitar:

El pueblo pintoresco Guadalest

El pueblo de Castell de Guadalest se divide principalmente en dos barrios: la antigua zona medieval, accesible solo a través de un túnel elevado a través de la roca, y el Arrabal. Este último fue creado en una fecha posterior y se encuentra en la ladera. Al pasear por sus calles adornadas con casas blancas, geranios, palmeras y macetas de colores, te toparás con una gran cantidad de tiendas de artesanías. El pueblo es un mirador natural: elevado por encima de la roca, el pueblo domina el valle, el embalse turquesa de Guadalest y las montañas circundantes.

Castillo de San José

También conocido como el Castell de Guadalest, es el punto más alto de la localidad. Aquí puedes disfrutar de una hermosa vista de todo el valle. Por un lado, puedes ver el embalse de Guadalest y el Mediterráneo por el otro. Jaime I conquistó a los musulmanes y durante el reinado de Pedro IV se fortificó el castillo. Sin embargo, los terremotos de la Edad Media y la Guerra de Sucesión lo destruyeron. Actualmente se encuentran las fachadas de las murallas de la ciudad, el aljibe y la torre de honor.

Embalse de Guadalest

La provincia de Alicante cuenta con muchos sitios de gran interés debido a los hermosos paisajes que tiene, pero muy pocos se equiparan al Embalse de Guadalest, de  aguas cristalinas que provienen del río Guadalest y, al estar rodeado de montañas, la convierten en un paraje espectacular. Aquí se pueden hacer diversas actividades, compartir con amigos o disfrutar de sus jardines mientras cae el atardecer por cada uno de los rincones de este mágico lugar.

Museo de la bicicleta

Los amantes de la movilidad sostenible y del ciclismo deben acudir a este museo especializado. Aquí encontrarán los primeros 60 modelos que fueron construidos en toda la historia, incluyendo el triciclo, el celerífero y la draisiana. Además de explicar los orígenes de este medio de transporte también argumentan sobre la importancia de utilizar la bicicleta para reducir el impacto ambiental en todo el mundo, animando así a cada vez más personas para que se movilicen con este vehículo.

Iglesia de Nuestra Señora de la Asunción

Esta iglesia es una de las más antiguas de la Comunitat Valenciana. Fue construida en el siglo XVIII. Esta sufrió las mismas consecuencias que otros templos cristianos, al ser incendiada en la Guerra Civil. Además de lo hermosa que es por dentro, lo más llamativo es su campanario que se encuentra sobre una roca  visible en prácticamente todo el municipio. Aún sigue en funcionamiento y los católicos practicantes acuden a la misa que se realiza diariamente.

Museo Histórico Medieval

Guadalest es un pueblo de estilo medieval. Y en el museo histórico medieval puedes encontrar detalles sobre cómo vivían en la época. En él encontrarás todas las herramientas con las que torturaban a los prisioneros, prácticas muy comunes durante la Edad Media. Se trata de un lugar qué te permite tener una referencia sobre como actuaban nuestros antepasados y que te ayudará a entender el comportamiento de la sociedad. Sin duda alguna te quedarás asombrado al visitar este museo.

Prisión del siglo XII

Uno de los lugares más particulares de Guadalest es la prisión que data del siglo XII y que está ubicada debajo del Ayuntamiento. En este lugar quedó plasmada cómo se trataba a las personas y las torturas a las que eran sometidos los prisioneros de la época. La mazmorra abovedada puede herir tu sensibilidad por su historia. Para llegar a ella debes bajar a lo más profundo del Ayuntamiento, muy por debajo de sus sólidos muros. Visitar la prisión de Guadalest es una experiencia que te traslada en el tiempo.

Plaza de San Gregorio

Se trata de uno de los sitios más visitados en Guadalest y cuenta con un espectacular mirador desde donde puedes ver las montañas y el Embalse de Guadalest. Esta plaza es ideal para compartir con amigos gracias a su agradable clima. Cuenta en diferentes lugares con binoculares especiales para poder observar los detalles más lejanos sin tener que pagar un solo euro. Es una parada obligatoria para que disfrutes del paisaje.

La casa Orduña

Una de las casas más emblemáticas del pueblo. Esta pertenecía a la familia Orduña, cuyos miembros trabajaron al servicio de los marqueses en El Castell de Guadalest. Llama la atención de este lugar que sus muebles, cuadros y diversas decoraciones son originales de la época. Esta casa museo tiene guías particulares que ofrecen un recorrido por cada una de las habitaciones y van narrando todas las historias que rodean a este maravilloso inmueble.

Senderismo en Guadalest

Uno de los grandes atractivos de Guadalest es su ubicación, rodeado de montañas. Allí puedes encontrar muchas rutas de senderismo que te permiten disfrutar de todo el paisaje. Escalada y ciclismo de montaña son algunos de los deportes que pueden practicarse en solitario o en compañía. El gobierno local ha hecho una importante labor para impulsar estas actividades. Las vías están señalizadas y vigiladas con el fin de ofrecer protección y seguridad a cada uno de los turistas que decidan hacer deporte en algunas de estas mágicas rutas.

¿Dónde alojarse en Guadalest?

Guadalest es un municipio que se caracteriza por contar con un alto flujo de visitantes, así que se han desarrollado diversas infraestructuras para ofrecerles alojamiento. La mayoría de sus pueblos cuentan con apartamentos y casas rurales, combinando perfectamente con los alrededores. Sin embargo, si se quiere algo más exclusivo hay hoteles de muy buena calidad en poblaciones como Beniardá y Benimantell que tienen todo lo que se necesita para pasar varios días sin inconvenientes. Cada una de estas opciones ofrece precios que se ajustan a todos los presupuestos.

Gastronomía de Guadalest

Hay muchos restaurantes y establecimientos que venden platos representativos del lugar. Uno de los más importantes es la olleta de blat, así como el pimiento relleno y el arroz con alubias, sabores muy variados para satisfacer las necesidades de distintos paladares. La Comunitat Valenciana se caracteriza por ser una región con una gastronomía muy variada cuyas recetas originales se han expandido a diversos países. Solo hay que seleccionar el sitio adecuado y deleitarte con las opciones que existen para comer.

¿Cómo llegar a Guadalest?

La forma más sencilla de llegar es por Benidorm, una ciudad cercana a Alicante. Si decides ir en coche hay que tomar la vía CV-70 y seguir el trayecto, un camino muy agradable por sus paisajes. Esta misma autopista conecta también al municipio con Altea y a Alcoy y Cocentaina, otras de las vías que se pueden utilizar para llegar a Guadalest. En estas ciudades existen diversas empresas de transporte que ofrecen el servicio para llegar a este singular pueblo.

Ribera Salud Ritmos de vida
implica corporate finances
implica corporate finances
Infocif bases de datos

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.