Pago de Tharsys

R.García, Pago de Tharsys: «Tenemos una ginebra requenense en camino»

Después de 20 años, «el viento ha soplado muchas veces a favor y muchas otras en contra» en estos viñedos requenenses. Rebeca García González, directora de Marketing y socia de Pago de Tharsys, expresa cómo el sector del vino, al ser un producto de consumo no esencial, está «muy influido por la situación económica del momento, por el estado psicológico de las personas y por la política nacional e internacional».

Sin embargo, a pesar de los obstáculos que hayan podido encontrar por el camino –la última «gran tormenta», por ejemplo, con la pandemia de la covid– en su 20º aniversario han conseguido ser una marca consolidada y reconocida, «con unas tasas de crecimiento que superan el 12 %, incluso en los años complicados; exportando a más de 25 países y con salud financiera para seguir invirtiendo en mejorar a todos los niveles: técnico y humano y, sobre todo, en lo que respecta a sostenibilidad en su más amplio sentido».

Eso sí, la imaginación y el atrevimiento por bandera: «Este año de aniversario hemos realizado catas verticales de nuestros vinos y cavas más emblemáticos y hemos disfrutado de su extraordinaria evolución y longevidad. También, hemos presentado una nueva gama de destilados a base de botánicos naturales y ecológicos en la que llevábamos más de tres años trabajando. Esta línea se queda con nosotros y va a crecer. Tenemos una ginebra requenense en camino».

Aromas frutales y florales

Los vinos de Pago de Tharsys tienen la particularidad de criarse en un suelo calizo, que se formó hace más de 23 millones de años. Según explica García, este tipo de terreno «se caracteriza por una infiltración de agua elevada, fantástica aireación, muy buena mineralización de la materia orgánica, muy baja retención de nutrientes y de agua y rendimientos muy bajos». Esto da lugar a «vinos muy frescos, con una acidez natural elevada, caracterizados por sus intensos aromas florales, frutales y minerales y larga longevidad».

Presencia en 25 países

Los vinos y cavas de Pago de Tharsys llegan a 25 países y un 50 % se queda en el mercado nacional: «Nuestro mercado principal para el cava es Japón y los países del norte de Europa. En España, las ventas están muy repartidas entre cava y vinos blancos y tintos”. “Nos gustaría estar en todas partes, hasta en la Estación Espacial Internacional», bromea García sobre su expansión.

Y añade García González: «En la Comunitat Valenciana, que es nuestro mercado local, el cava también tiene un peso importante, sobre todo en el canal de Alimentación y, en segundo lugar, en el Horeca. Después de la pandemia ha habido cambios de tendencia importantes en los segmentos de mercado, y ha ganado peso el canal de Alimentación y la venta a través de plataformas digitales y tiendas online».

Enoturismo

Pioneros en la región en abrir sus puertas, su área de enoturismo ha evolucionado mucho en los últimos diez años. Además de visitar la bodega, cuentan con un pequeño hotel rural y proponen diversas actividades para disfrutar del entorno vinícola.

«Tenemos un apasionado equipo profesional de ocho personas que recibe con los brazos abiertos 361 días al año a todo aquel con curiosidad por iniciarse o profundizar en la cultura del vino», agrega García González.

Fundacion Vicente Ferrer Navidad
Fundacion Vicente Ferrer Navidad
GVA Expo disseny i Territori

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.