La información económica de los líderes

Mañana se presenta la guía de Ruzafa

Los barrios de Valéncia también tienen su guía turística: Benimaclet y la huerta

Cabanyal, Canyamelar y el Grau ya tienen sus propias rutas para visitantes

 / 
Archivado en: 

La vida cotidiana en los barrios puede ser constituir también un atractivo turístico. Así lo cree el programa europeo Alter Eco, en el que participa la Fundación Turismo València. Como consecuencia de este programa aparece la Guía Turística de Benimaclet, que hoy presentó la concejala de Turismo del Ayuntamiento de València, Sandra Gómez, junto con la directora general de Vivienda, Rehabilitación y Regeneración Urbana, Rebeca Torró; la directora del Instituto Valenciano de Edificación, Begoña Serrano, y el arquitecto, Manuel Cerdà.

La guía se basa en la experiencia personal de vecinos del barrio que presentan cuatro rutas que destacan las tradiciones del barrio; un recorrido por distintos paisajes como la huerta, las alquerías o la Casa del Trencadís. Sandra Gómez aseguró que el libro recoge la forma de vivir de “un barrio caracterizada por su dinamismo, su actividad cultural, artística y musical”. La responsable municipal de turismo añadió que “quienes viajan no están interesados en barrios sin personalidad. El turista busca ser un vecino más, quiere conocer esa ciudad de barrios en que viven sus vecinos y vecinas”.

La Fundación Turismo València colabora con el programa Alter Eco presentando espacios llenos de vida más allá de ser turísticamente interesantes. Para ello, se editan las guías que, de momento, suman dos: Cabanyal, Canyamelar, el Grau; ahora Benimaclet y próximamente Ruzafa y Gran Vía. Gómez destacó de este programa “que preserva el patrimonio del Mediterráneo, desde una perspectiva turística responsable y sostenible, unos valores que rigen la estrategia turística de València”.

La guía de Ruzafa se presenta mañana en el Ubik Café. Del barrio, Sandra Gómez ha destacado que está lleno de actividades, de comercios y locales de restauración, “un barrio donde el cine, arte y música convergen. Un barrio donde se viven las fallas, un barrio para familias, mayores y jóvenes”.

La concejala ha insistido en que la actividad turística debe desarrollarse en condiciones óptimas, “que beneficien a todos, protegiendo nuestro legado, identidad y nuestro patrimonio natural y cultural”.

Suscríbete a nuestra newsletter