Ribera Salud explica su modelo de gestión en la Harvard Bussiness School

Harvard Bussiness School (HBS) ha elegido el modelo de gestión del Hospital Universitario de La Ribera para aplicar el llamado ‘Método del Caso’; una metodología de enseñanza de un caso práctico de la que fue pionera y que se ha trasladado a las mejores escuelas de negocio del mundo.

De izquierda a derecha, el director financiero de Ribera Salud, Pablo Gallart; el consejero delegado, Alberto de Rosa, el profesor Kevin Alan Schulman; y la directora de Organización y Gestión Asistencial, Elisa Tarazona.

De izquierda a derecha, el director financiero de Ribera Salud, Pablo Gallart; el consejero delegado, Alberto de Rosa, el profesor Kevin Alan Schulman; y la directora de Organización y Gestión Asistencial, Elisa Tarazona.

El consejero delegado de Ribera Salud, Alberto de Rosa, ha sido invitado a la sede de esta escuela de negocios en Boston para asistir a la presentación del caso que realizó el profesor Kevin Alan Schulman. Tras la exposición del profesor, se mantuvo un debate sobre las claves de este modelo y su aportación de valor al sistema público de salud en el que participaron cerca de 90 alumnos y expertos docentes de 20 países. Según esta metodología de enseñanza, todos los alumnos tienen que participar, opinar sobre qué se debería hacer en el caso en cuestión y discutir todos los ángulos del problema. Es lo que llaman ‘Learning by doing’ (aprender practicando) y la esencia es analizar lo que sucede en el presente.

El precedente fue la visita al Hospital Universitario de La Ribera, en julio del año 2013, de Regina Herzlinger, profesora del Máster in Business Administration (MBA), quién visitó el centro hospitalario para conocer de primera mano el modelo concesional sanitario conocido internacionalmente como ‘Modelo Alzira’.

Los tres puntos que más destacaron los alumnos y docentes sobre el modelo de colaboración público privado fueron, por un lado, la relación a largo plazo que establece una empresa y la Administración para prestar los mejores servicios públicos a menos coste, ya que se trata de un modelo financiero muy particular, con una baja rentabilidad y un contrato a largo plazo. Según se puso de manifiesto, este modelo requiere del desarrollo de modelos avanzados de segmentación poblacional y modelos predictivos pues, como los resultados de salud se consiguen a largo plazo, hay que hacer una fuerte inversión en tecnología y en promoción de la salud y prevención de la enfermedad en el entorno de una medicina personalizada.

Además de esta larga relación de partenariado, el debate se centró en el reto de construir un nuevo posicionamiento y relación entre los stakeholders (grupos de interés): atención primaria y especializada, el domicilio, el sector social y la comunidad (asociaciones de pacientes, colegios, ayuntamientos…) y su implicación en el estado de salud de la población impulsado por un modelo de financiación capitativo pionero en Europa. Por último, un tercer aspecto que subrayaron fue la importancia de estar a la vanguardia tecnológica, en un sector con un fuerte peso de la I+D y de la innovación.

Según el consejero delegado de Ribera Salud, Alberto de Rosa, los alumnos formularon preguntas de alto nivel y plantearon reflexiones estratégicas sobre cómo podría ser mejorado el proyecto. “Nuestro modelo es pionero en muchos aspectos pero, al escucharles, me he dado cuenta que lo más importante que tiene, y lo que más llama la atención en otras realidades, es que ha supuesto un cambio en las relaciones tradicionales dentro del sistema sanitario: entre el gobierno y el sector privado, entre los niveles asistenciales, entre la prestación directa de servicios y las telecomunicaciones; con una visión asistencial a largo plazo frente a una visión de objetivos a corto plazo”.

Otras empresas españolas que han sido objeto de estudio en la HBS, además de Ribera Salud, han sido Mercadona, Inditex, Mango, Telefónica o ChupaChups.

Suscríbete a nuestra newsletter