Miércoles, 24 de Abril de 2024
Pulsa ENTER para buscar

La industria básica reclama 10 medidas para restaurar su competitividad en la UE

La industria básica reclama 10 medidas para restaurar su competitividad en la UE

Integrar el Pacto Industrial de la Unión Europea en la Agenda Estratégica Europea más amplia, racionalizar la legislación y la simplificación del marco de ayudas estatales, transformar a Europa en un líder mundial en el suministro de energía abundante y asequible con bajas emisiones de carbono mediante alianzas estratégicas e infraestructuras sólidas o garantizar la autosuficiencia de las materias primass, son sólo algunas de las diez medidas que han reclamado los 73 líderes industriales de casi 20 sectores industriales entre los que se encuentran el químico, el farmacéutico, el papelero, el siderúrgico, el minero, el del aluminio, el del vidrio, el del zinc, el metalúrgico, el textil, el de las refinerías, el cementero, el de la cal, el de los fertilizantes, el de la cerámica, el de los gases industriales y el de la biotecnología.

En concreto, los líderes de la industria europea han presentado la «Declaración de Amberes para un Pacto Industrial Europeo» al primer ministro belga, Alexander De Croo, y a la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen. Dicha declaración subraya el compromiso de la industria con Europa y su transformación, y esboza las necesidades urgentes de la industria para que Europa sea competitiva, resiliente y sostenible frente a las difíciles condiciones económicas.

La «Declaración de Amberes» es un llamamiento urgente a los Gobiernos de los Estados miembros, a la próxima Comisión Europea y al Parlamento Europeo para revitalizar el panorama industrial europeo reforzando los sectores industriales básicos, garantizando su competitividad, sostenibilidad y resiliencia en un contexto geopolítico cambiante. Subraya también la voluntad de la industria de contribuir a una Europa más fuerte. La Declaración supone un esfuerzo de colaboración para hacer frente a los retos y sienta las bases para relanzar la inversión industrial en Europa, marcando el inicio de la implementación del Pacto Verde Europeo.

Las diez medidas

1. Situar el Pacto Industrial en el centro de la nueva Agenda Estratégica Europea para 2024-2029.

Los firmantes piden un plan de acción global para elevar la competitividad como prioridad estratégica y establecer las condiciones necesarias para crear un tejido empresarial más sólido en Europa. El plan de acción debe incluir medidas para eliminar la incoherencia normativa, los objetivos contradictorios, la complejidad innecesaria de la legislación y el exceso de información. Demandan también que se elabore una propuesta general para adoptar medidas correctivas sobre todos los reglamentos pertinentes de la UE existentes como primer acto legislativo que se presentará en el próximo ciclo institucional de la UE.

2. Incluir un capítulo sólido de financiación pública con un Fondo de Implementación de Tecnologías Limpias.

Dirigido a industrias con uso intensivo de energía, estrechamente coordinadas con un marco de ayuda estatal, respetando al mismo tiempo las normas del mercado único.

3. Hacer de Europa un proveedor de energía competitivo a escala mundial.

Los costes de la energía en Europa son demasiado altos para competir y no sólo están impulsados por los precios de las materias primas, sino también por las tasas reglamentarias. Por ello piden que la próxima Comisión Europea dé prioridad a los nuevos proyectos de energía renovable y nuclear abundante y asequible con bajas emisiones de carbono. Reclaman también una verdadera estrategia energética de la UE con acciones concretas que permitan la energía eléctrica transfronteriza, la expansión de la red para el hidrógeno y otras moléculas renovables y bajas en carbono y acuerdos con países ricos en recursos.

4. Centrarse en las infraestructuras que Europa necesita.

Dirigir el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia y los Fondos Estructurales y Regionales a integrar y construir lo antes posible infraestructuras energéticas, digitales, de captura y almacenamiento de carbono de la UE de categoría mundial. Eliminar los cuellos de botella en el transporte transfronterizo y desarrollar las redes transeuropeas. Suprimir los obstáculos a la hora de obtener permisos para proyectos de transformación industrial. Esta transformación también requerirá un número significativo de trabajadores cualificados que actualmente son escasos.

5. Garantizar la autosuficiencia de las materias primas de la UE.

¿Cómo? Ampliando la minería nacional, el procesamiento sostenible y la capacidad de reciclaje de materias primas cruciales, combinado con nuevos acuerdos globales. Ampliar las materias primas de carbono renovable y carbono circular, incluida la expansión y la obtención rápida de tecnologías avanzadas de reciclaje químico. Desarrollar una Estrategia Circular de Carbono que incentive la captura y el uso del carbono (CCU), las materias primas de base biológica, los metales básicos, los minerales y los materiales avanzados necesarios para alcanzar los objetivos del Pacto Verde. Los acuerdos de libre comercio u otros tipos de acuerdos deberían garantizar suministros vitales para la industria, permitir el acceso a nuevos mercados y aumentar las exportaciones. Igualmente, la UE debe garantizar unas condiciones de competencia equitativas reales para las industrias europeas, tanto en el mercado nacional como en el internacional, incluida la protección contra la fuga de carbono.

6. Impulsar la demanda de productos circulares, con cero emisiones netas de carbono y con bajas emisiones de carbono.

Empoderar a los consumidores (empresas y particulares) para que elijan productos circulares y con cero emisiones netas. Ampliar el alcance de la Ley de Industria Net Zero y la Ley de Materias Primas Crítica.

7. Aprovechar, reforzar, reactivar y mejorar el mercado único.

Crear un mercado único para los residuos y los materiales reciclados y un verdadero mercado europeo de la energía. Mejorar la aplicación de las medidas existentes centradas en las importaciones.

8. Hacer que el marco de innovación sea más inteligente.

Fomentando la ciencia de alta calidad, la innovación tecnológica y las políticas de colaboración que prioricen la apertura y los resultados pragmáticos, al tiempo que adoptan enfoques innovadores como los sandboxes regulatorios. Promover la digitalización como requisito previo para la investigación innovadora y para mejorar la eficiencia y proteger los derechos de propiedad intelectual para aportar una ventaja competitiva a Europa.

9. Un nuevo espíritu legislativo.

Dejar que el emprendimiento prospere para encontrar las mejores soluciones para superar los desafíos. La legislación debe crear incentivos para que las empresas inviertan en tecnologías limpias. Evitar que los objetivos políticos del Pacto Verde vayan seguidos de reglamentos de aplicación prescriptivos y detallados. Evitar el exceso de información, garantizar la coherencia, estar en sintonía con la realidad industrial e integrar las propuestas legislativas a través de una Secretaría General y un Comité de Control Reglamentario más sólidos. Por último, utilizar datos sólidos y evidencias científicas para formular políticas efectivas.

10. Asegurar que la estructura permita lograr resultados.

Nombrar un vicepresidente primero responsable de la aplicación del Pacto Industrial Europeo.

Claridad, previsibilidad y confianza

Durante una Cumbre Europea de la Industria celebrada en la sede de BASF en Amberes, los líderes de los sectores de la industria básica, que representan a 7,8 millones de trabajadores en Europa, unieron fuerzas con los sindicatos europeos y los líderes europeos para abordar las preocupaciones apremiantes sobre el panorama industrial de Europa. La «Declaración de Amberes», apoyada por una amplia gama de sectores, hace hincapié en la importancia crítica de la claridad, la previsibilidad y la confianza en la política industrial europea.

En esta línea el presidente del Consejo Europeo de la Industria Química (Cefic), Martin Brudermüller ha declarado que «las industrias básicas en Europa están lidiando con desafíos históricos: la demanda está disminuyendo, las inversiones en el continente se están estancando y la producción ha caído significativamente s. Queremos impulsar la transformación de nuestras empresas. Para ello, necesitamos urgentemente una acción decisiva para crear las condiciones necesarias para impulsar un tejido industrial  más sólido en Europa. La «Declaración de Amberes» esboza un camino a seguir al situar el Pacto Industrial Europeo en el primer plano de la agenda estratégica europea, la UE allanaría el camino hacia una Europa resiliente, competitiva y sostenible. Esta es la única manera de mostrar al resto del mundo que el Pacto Verde funciona para todos».

 

Caixa Ontinyent emancipar-te
campanya renda Generalitat
campaña renta Generalitat
Esat primero ranking

Dejar una respuesta