Se destinarán 4.324.000 de euros y se prepara una segunda convocatoria

Vivienda pagará la totalidad de ayudas solicitadas para alquiler por covid

Se verán beneficiadas 2.422 unidades familiares que no pueden afrontar el pago del alquiler de vivienda por la pandemia

Vivienda pagará la totalidad de ayudas solicitadas para alquiler por covid

El vicepresidente segundo y conseller de Vivienda y Arquitectura Bioclimática, Rubén Martínez Dalmau, ha anunciado el pago de 4.324.000 de euros para las ayudas al alquiler a las personas arrendatarias de vivienda habitual por la covid-19, a fin de paliar el impacto económico y social generado por la pandemia. Las ayudas, que tienen por objeto subvencionar la renta de alquiler para seis meses, van destinadas a 2.422 unidades familiares con problemas para atender al pago parcial o total del arrendamiento y que se encuentren en situación de vulnerabilidad, según ha informado la Conselleria.

Martínez Dalmau ha destacado que “se van a pagar la totalidad de ayudas que cumplen los requisitos en un tiempo récord” y ha añadido que la Comunitat Valenciana ha sido la primera comunidad autónoma en articular este mecanismo de protección social, así como “una de las primeras en resolverlo”. La cuantía de la ayuda alcanza hasta el cien por cien de la renta que conste en el contrato de arrendamiento, hasta un importe máximo de 650 euros al mes y por un periodo máximo de seis meses, pudiendo incluir como primera mensualidad la correspondiente al mes de abril.

Este programa incluye la concesión de auxilio para hacer frente a la devolución de las ayudas transitorias de financiación, que las entidades bancarias hayan ofrecido a las personas solicitantes que se encuentren en la situación de vulnerabilidad social y económica como consecuencia de la expansión del coronavirus. Son beneficiarias de las ayudas de este programa las personas físicas que, en su condición de arrendatarios de vivienda habitual, acrediten estar en situación de vulnerabilidad económica y social sobrevenida a consecuencia de la covid-19 con posterioridad al 15 de marzo de 2020.

Entre los supuestos de vulnerabilidad se han tenido en cuenta, entre otros, que la persona que esté obligada a pagar la renta de alquiler pase a estar en situación de desempleo, Expediente Temporal de Regulación de Empleo (ERTE) o, en caso de ser empresario o empresaria, haya reducido su jornada por motivo de cuidados u otras circunstancias similares que supongan una pérdida sustancial de ingresos.

La directora general de Emergencia Habitacional, Pura Peris, ha anticipado que la conselleria prepara una segunda convocatoria de estas ayudas “dado que continúa la pandemia” y así coincidir con “la ampliación ministerial del plazo para la concesión de ayudas al alquiler por vulnerabilidad por la covid-19 hasta el 31 de diciembre de 2021”.


Mantente informado cada día con nuestra newsletter. Suscríbete gratis.

Suscríbete a nuestra newsletter