La Generalitat ha recaudado de forma directa 157 millones de euros, a los que se suman otros 13,1 millones ingresados por los juegos online

El sector del juego en la CV experimentó un ligero crecimiento en 2019

Las cantidades destinadas al juego en la Comunitat Valenciana en 2019 ascendieron a 4.230 millones, un 5,17% más que en el año anterior

Archivado en: 

El Pleno del Consell ha sido informado de la memoria anual de la situación del juego en la Comunitat Valenciana correspondiente a 2019, emitida por la Comisión del Juego y elevada por la Conselleria de Hacienda y Modelo Económico. De la evaluación de los datos se puede apreciar un incremento del 5,17% en las cantidades jugadas en la Comunitat Valenciana con respecto al año 2018.

En concreto, las cantidades destinadas a las prácticas del juego en sus diversas modalidades durante 2019 alcanzaron los 4.230 millones de euros, teniendo en cuenta el juego presencial, el juego competencia del Estado (Loterías y Apuestas del Estado) y la ONCE, lo que representa aproximadamente el 3,66% del PIB de la Comunitat Valenciana.

Según el informe, la mayoría de los sectores del juego experimentaron un incremento en 2019, principalmente las máquinas tipo B especiales de bingo y las máquinas de tipo C instaladas en los casinos, así como la modalidad de bingo electrónico. En cuanto al valor medio de las cantidades jugadas por habitante mayor de 18 años, en la Comunitat Valenciana alcanza los 1.023 euros, lo que supone un 3,33% más que la cantidad promedio registrada en 2018.

Por otro lado, el informe destaca la continua revisión y actualización de los diversos aspectos relacionados con la actividad de juego que lleva a cabo la Conselleria de Hacienda y Modelo Económico con el fin de conciliarla con la protección de los menores y la prevención de conductas adictivas y actividades fraudulentas.

6.500 empleos directos

El sector del juego genera en torno a 6.500 empleos directos en la Comunitat Valenciana, lo que supone el 13,8% del empleo total del juego en España, entre las empresas fabricantes, comercializadoras, operadoras, salones de juego, empresas de apuestas, bingos y casinos.

Además, de manera indirecta el sector del juego en la Comunitat Valenciana genera más de 30.000 empleos, teniendo en cuenta los relacionados indirectamente con el sector de la hostelería, a lo que habría que sumar el número de empleados de la ONCE y la red de vendedores de la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE).

En 2019, el número total de empresas inscritas en el Registro de Juego de la Comunitat Valenciana asciende a 766, de las cuales 467 son operadoras de juego, 133 locales de salones de juego, 79 fabricantes de material de juego, 62 salas de bingo, 16 comercializadoras de juego, otras 6 empresas de apuestas de juego, y 3 empresas de casinos.

170 millones de euros recaudados

Durante 2019, la Generalitat ha recaudado en impuestos propios sobre el juego presencial un total de 157 millones de euros, a lo que hay que sumar 13,18 millones de euros procedentes del juego online, de competencia estatal. En total, la cifra ingresada vía impuestos por este concepto supera los 170,18 millones de euros, lo que supone un aumento en la recaudación del 12,85% con respecto a las cantidades recaudadas en 2018.

Atendiendo a los distintos subsectores, y sin tener en cuenta el juego online, de competencia estatal, la cifra de lo recaudado en la Comunitat Valenciana se distribuye de la siguiente manera: 98,8 millones procedentes de máquinas recreativas y de azar; 13,6 millones, de apuestas; 38 millones, de los bingos; y 6,4 millones de los casinos.

Subsectores

El juego se divide en tres subsectores en razón del gestor: el Subsector Privado, en el que se encuadran los Casinos, Bingos, Apuestas y las Máquinas Recreativas y de Azar, que gestionan empresas privadas y cuya regulación es competencia de la Generalitat; el Subsector Público gestionado por la Sociedad Estatal de Loterías y Apuestas del Estado (SELAE), integrado por la Lotería Nacional, la Quiniela, el conjunto de la Primitiva, es decir Euromillones, la Lotería Primitiva más el Joker, el Bono-Loto, el Gordo de la Primitiva, y las Apuestas Hípicas; y el subsector pseudopúblico que corresponde a la ONCE.

Las cantidades jugadas en los juegos competencia de la Generalitat ha ascendido a 2.881 millones de euros, un 6,2% superior al total del 2018. En concreto, las cantidades jugadas en máquinas B y C ascienden a 2.010 millones, lo que supone un 6,81% más; en bingos y bingos electrónicos, 407 millones, lo que supone un ascenso del 9,4%; en casinos, 119 millones, lo que representa un aumento del 0,8%; y en apuestas, 345 millones, lo que supone un incremento del 1,17%.

Por lo tanto, del total de las cantidades jugadas en el subsector privado, el 69,76% se realiza en máquinas; el 14,12% en bingos; el 11,97% en apuestas y el 4,13% en casinos.

Respecto al subsector público, se ha jugado en la Lotería Nacional y en la Primitiva 1.091 millones, lo que supone un incremento del 3,02%, y en la ONCE, 258 millones, lo que representa un 2,7% más que en 2018. Ambos subsectores alcanzan los 1.349 millones de euros jugados, lo que representa respecto al ejercicio anterior un incremento del 2,97%.

Suspensión de nuevas autorizaciones

Cabe recordar que el pasado mes de junio entró en vigor la nueva Ley de regulación del juego y de prevención de la ludopatía en la Comunitat Valenciana, con la doble finalidad de regular la actividad socioeconómica del juego en sus diversas modalidades y canales en la Comunitat Valenciana y, por otra parte, prevenir las patologías y adicciones.

Entre las principales novedades de la ley destaca la suspensión por un periodo máximo de 5 años de nuevas autorizaciones de establecimientos de juego y de explotación de máquinas de tipo B en locales de hostelería y similares.

Asimismo, la ley refuerza las medidas dirigidas a impedir el acceso de los menores a los salones de juego, entre las que se encuentra la obligatoriedad de una distancia mínima de 850 metros entre los salones de juego y locales específicos de apuestas respecto a centros educativos que impartan educación secundaria obligatoria, bachillerato, ciclo de formación profesional básica y enseñanzas artísticas profesionales.

Prevención y lucha contra la ludopatía

Con el objeto de prevenir y luchar contra la ludopatía, la nueva Ley contempla la promoción de ayudas, subvenciones o incentivos fiscales para entidades deportivas, asociaciones y medios de comunicación que lleven a cabo campañas en este sentido, así como destinar las cantidades recaudadas por sanciones del sector del juego a poner en marcha acciones de prevención y ayuda frente a esta lacra social.

Asimismo, se establece la prohibición a los agentes que ejerzan la actividad de juego de conceder créditos, bonificaciones o asistencia financiera a las personas jugadoras; y la restricción de la publicidad, promoción, patrocinio e información comercial de las actividades del juego, en el ámbito de las competencias de la Generalitat.

Suscríbete a nuestra newsletter