Crisis del coronavirus

El Gobierno eleva al 11,2 % la caída de PIB en 2020 y baja el paro al 17,1 %

El Gobierno prevé ahora un peor escenario para este año frente al previsto en abril y apunta una mejora de la economía para 2021 con un alza del PIB del 7,2 %

Archivado en: 

El Gobierno ha empeorado 2,4 puntos su previsión de caída del PIB para este año, al 11,2 %, debido a la crisis del coronavirus, si bien ha moderado la tasa de paro, al 17,1 %, 1,9 puntos menos que en su anterior previsión de abril, según el nuevo cuadro macro abordado este martes en el Consejo de Ministros. La vicepresidenta tercera y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, Nadia Calviño, ha asegurado en la rueda de prensa posterior al Consejo que “el ejercicio de hacer previsiones económicos es especialmente complicado en un entorno como el actual, marcado por una alta incertidumbre”.

El Gobierno prevé ahora un peor escenario para este año frente al previsto en abril y apunta una mejora de la economía para 2021 con un alza del PIB del 7,2 % y un paro del 16,9 %. En la peor previsión para este año influye tanto el descenso del consumo privado (12,6 %), que no será contenido por el aumento del público, así como por la caída de importaciones (20 %) y exportaciones (22,7 %).

En la mejora del dato de previsión de paro, ha apuntado Calviño, influye la evolución de los ERTE bajo los que siguen unos 730.000 trabajadores. La vicepresidenta ha explicado que éste es un “escenario inercial”, ya que, según los cálculos del Gobierno, el crecimiento económico para 2021 podría alcanzar el 9,8 % con el efecto de los fondos europeos, cuyo plan de inversión será presentado mañana.

Sobre la evolución del empleo, Calviño ha señalado que se pueden crear unos 400.000 empleos en 2021 pero que también dependerá de la evolución de los ERTE y de los fondos europeos, que pueden elevar esa cifra hasta los 600.000. La recuperación está en marcha, ha insistido, “y en 2022 se pueden recuperar los niveles previos al estallido de la pandemia”.

No obstante, la vicepresidenta tercera ha añadido que hay algunos riesgos que pueden complicar esta recuperación que, ha insistido, será en forma de “V asimétrica”. Entre esos riesgos, están los detalles finales sobre los fondos europeos pendiente de cerrar y poder aprobar cuánto antes los Presupuestos Generales del Estado. También ha apuntado al riesgo de que el impacto de del coronavirus sea más estructural, el brexit o la propia evolución de la pandemia y las perspectivas de vacunación.

La vicepresidenta tercera ha señalado que la evolución del PIB en el tercer trimestre ha sido mejor de lo esperado con un alza del 13 % y ha insistido en la importancia de atajar “rápidamente” los brotes de la pandemia que puedan surgir porque “la salud y la economía van de la mano”. “Si se atajan con rapidez los brotes, el impacto es transitorio y se recupera rápidamente cuando se deja atrás”, ha reiterado.

Suscríbete a nuestra newsletter