Datos del paro

El paro en la Comunitat bajó en julio en 21.782 personas, un 4,77 % menos

El paro bajó en las tres provincias de la Comunitat, sobre todo en Alicante, seguida de Valencia y Castellón

El paro registrado en la Comunitat Valenciana bajó en julio en 21.782 personas, un 4,77 por ciento menos que en junio, con lo que la cifra total de desempleados se situó en 435.014, mientras que en términos interanuales aumentó en 83.045, un 23,59 % más. Entre las autonomías, el descenso de la cifra de parados registrado en la Comunitat Valenciana es el segundo más cuantioso, por detrás de Andalucía, (21.901 parados menos) y por delante de Cataluña (15.670) y Castilla y León (10.158).

Según datos del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, en julio el paro bajó en las tres provincias de la Comunitat, sobre todo en Alicante (9.294 personas menos en paro, – 5,01 %), seguida de Valencia (8.894 personas y un 4,00 % menos) y Castellón (3.594 y el 7,34 % menos). En términos interanuales, el paro ha crecido más en la provincia de Alicante (26,61 % y 37.048 parados más), seguido de Castellón (22,16 % y 8.229 parados más) y Valencia (21,51 % y 37.768 parados más ).

La cifra de parados extranjeros en la Comunitat Valenciana se eleva a 73.147 personas, 2.009 menos que el mes anterior (-2,67 %), pero 20.868 (39,92 %) más que en julio de 2019. Del total de parados registrados en la región (435.014), 254.686 son mujeres y 40.501 son menores de 25 años.

Por actividades económicas, donde más empleo se ha creado en el último mes ha sido en el sector servicios (12.434), seguido del colectivo sin empleo anterior (7.350), la industria (1.915) y la construcción (546), mientras que en el sector agrícola se han destruido 463 empleos. Así, el mayor volumen de parados (296.719) se concentra en el sector servicios, seguido del industrial (54.762), el de la construcción (32.853), agricultura (16.754) y el colectivo de parados sin empleo anterior (33.926).

Respecto a los contratos, en julio se formalizaron 152.740, lo que supone 50.665 más que en junio (el 49,64 %), en tanto que en comparación anual son 59.462 menos que en julio de 2019 (el 28,02 % menos). De los nuevos contratos, 13.838 fueron indefinidos y 138.902 de carácter temporal. Los 13.838 contratos indefinidos suponen 2.575 más que en junio, el 22,86 % más, y 3.670 menos que en julio del año pasado (el 20,96 %). Los temporales, por su parte, han subido en 48.090, el 52,96 %, y han bajado respecto a julio de 2019 en 55.792, el 28,66 %. En total, el número de contratos acumulados asciende a 823.121, de los que el 88,91 % son temporales (731.875) y el 11,09 % indefinidos (91.246). EFE

A nivel nacional, el número de parados registrados en las oficinas de empleo bajó en julio en 89.849 con respecto a junio, el primer descenso desde el inicio de la pandemia y el mayor desde 1997 para ese mes, en el que la afiliación a la Seguridad Social se anotó el mejor julio desde 2005. En un mes marcado por el fin del confinamiento y el estado de alarma, los datos publicados este martes revelan que al finalizar el mes de julio había inscritos en el Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) 3.773.034 desempleados, 89.849 menos que un mes antes, el primer descenso desde febrero.

En julio, el número medio de afiliados a la Seguridad Social se situó en 18.785.554 personas, 161.217 más que en junio, el mayor incremento mensual desde 2005 y el tercer mes consecutivo de recuperación del impacto de la pandemia de coronavirus.

Suscríbete a nuestra newsletter