Informe "El mercado de vivienda en la provincia de Alicante" de la UA

La vivienda en Alicante prevé una pronta recuperación a finales de 2020

Un estudio muestra que la reducción de la capacidad de pago causaría un escenario negativo que empezaría a recuperarse a finales de año o principios de 2021

Edificio en construcción en Alicante. | Foto: Archivo E3

El informe ‘El mercado de vivienda en la provincia de Alicante’ ha ofrecido una perspectiva “relativamente optimista”, con las previsiones de una pronta recuperación y la reversión de las cifras económicas y del sector de la construcción. A pesar de que la crisis sanitaria ha provocado un escenario de incertidumbre y la paralización de la actividad económica, las necesidades residenciales y la búsqueda de un valor refugio “da un relativo optimismo” al sector.

El estudio ha sido presentado este martes por sus autores, Paloma Taltavull y Francisco Juárez, ambos de la Universitat d’Alacant (UA), y el presidente de la Asociación Provincial Promotores Viviendas Alicante (Provia), Antonio Fernández. Este se separa en dos partes, la primera se centra en el informe de vivienda de la provincia de Alicante y hace previsiones de cómo evolucionará el sector, y la segunda es la encuesta que realizaron a los asociados de Provia.

En concreto, Juárez ha destacado que la paralización de la actividad económica ha afectado a la demanda, debido a la reducción de la capacidad de pago. Esto lleva a un escenario de incertidumbre y puede provocar la paralización de proyectos a largo plazo. Sin embargo, no ha descartado que cause una búsqueda del valor refugio, en la que el mercado inmobiliario es “un buen referente”.


Suárez: “La búsqueda del valor refugio, las necesidades residenciales y que es una crisis sin bases económicas, da un relativo optimismo”

Asimismo, ha detallado que la reducción de la capacidad de pago de la ciudadanía provoca una falta de accesibilidad en la compra. Esto, unido a que el tejido empresarial no se ha recuperado del todo de la crisis financiera de 2008, causaría un escenario negativo en los próximos meses que empezaría a recuperarse a finales de este año o principios de 2021. “Esto provoca un incremento de los precios del mercado de alquiler y la reducción de precios del sector, aunque los precios de la vivienda nueva se mantiene”, ha apuntado.

“La búsqueda del valor refugio, unido a las necesidades residenciales patentes y sumado a que es una crisis sin bases económicas, da un relativo optimismo a una pronta recuperación y la reversión de las cifras económicas y del sector de la construcción”, ha subrayado Juárez.

Por su parte, el presidente de Provia ha asegurado que el sector está en una posición “de fortaleza financiera y solvencia” y ha precisado que las obras en marcha están vendidas casi en un 70 %. “Somos el único sector a nivel nacional y de la provincia que crea empleo de manera constante. Además, las proyecciones de demanda en casi todos los sectores tienen muchas complicaciones, pero en el nuestro son positivas”, ha garantizado.

“Esto, sumado a la especialidad de Alicante a lo largo de los años en la demanda de segunda residencia por parte de extranjeros, permite avanzar que el futuro no es tan malo como el de otros sectores. Tiene una oportunidad esta provincia de poder seguir manteniendo el proceso de liderazgo y afianzarse, además de minimizar el impacto tan duro de la COVID-19”, ha expresado Fernández.

Suscríbete a nuestra newsletter