Valencia, una de las ciudades mejor valoradas para desarrollar negocios innovadores

INNDEA

De izda. a dcha., Juan Julià, Jordi Peris y Daniel Martínez

El perfil del emprendedor tipo es el de un hombre joven, con formación superior y trabajo a tiempo completo“, ha recalcado Elies Seguí,  profesor del Departamento de Economía de la Universitat Politècnica de València (UPV) e investigador del Centro de Investigación en Gestión de Empresas (Cegea),durante la presentación del estudio que ha elaborado junto con Faustino Sarrión, investigador también del Cegea, denominado el Análisis del emprendimiento innovador en la ciudad de Valencia: el caso de las start-up que han participado en aceleradoras. En cuanto a  las start-up participantes en programas de aceleración en Valencia, Seguí ha explicado que se trata de empresas de reciente creación, con importes de negocio inferiores a 100.000 euros y que se dedican a los sectores de las TIC, agroalimentario o turismo.

Igualmente,  en los últimos siete años, más de 200 start-up han sido aceleradas en Valencia, con un volumen de negocio de alrededor de 20 millones de euros, que han generado cerca de 1.000 empleos y han captado más de 25 millones de euros en financiación. Asimismo, “Valencia es hoy en día una de las ciudades mejor valoradas para el desarrollo de negocios de alto potencial y cuenta con una gran capacidad de atracción de talento emprendedor“, ha reseñado Seguí.

El estudio ha sido impulsado desde la Fundación InnDEA y el Servicio de Innovación del Ayuntamiento de Valencia, junto con la Universitat Politècnica de València, y está realizado por el Centro de Investigación en Gestión de Empresas (Cegea) en el marco de Cátedra Ciudad de Valencia UPV 2015.

En la presentación del estudio también ha estado presente Jordi Peris, vicepresidente de la Fundación InnDea  y concejal de Participación Ciudadana y Acción Vecinal que ha comentado que “la innovación asociada al emprendimiento son cuestiones fundamentales para el nuevo gobierno y debemos contemplarlo desde una perspectiva social. Desde el Ayuntamiento, la Fundación InnDea servirá para impulsar todas las políticas de innovación
Por su parte, Juan Julià, exrector de la UPV y actual director del Centro de Investigación en Gestión de Empresas de la UPV (Cegea), ha destacado que “las economías más avanzadas son aquellas que tienen una capacidad emprendedora más desarrollada“. En su opinión, lo que “más preocupa” es la calidad de la innovación y no la cantidad. De hecho, ha matizado que en el caso español, la tasa de emprendimiento es baja y lo mismo ocurre en países como Alemania y Francia. Sin embargo, “nos diferenciamos de estos países porque su calidad emprendedora es mayor que la española“.

Igualmente, también ha manifestado que “los estudios que estamos desarrollando demuestran que el emprendimiento valenciano es más innovador, son menos microemprendimientos y utilizan tecnologías de última generación“.

Para concluir su intervención, ha mostrado su satisfacción en que el Ayuntamiento de Valenciase acuerde de las universidades y cuente con nosotros” a la hora de llevar a cabo estas iniciativas.

También ha intervenido en la presentación del estudio, Daniel Martínez, CEO StartUPV, del Instituto Ideas-UPV, que se ha centrado en hacer balance sobre el papel de  StartUPV después de tres años de existencia. “Se trata de un ecosistema que integra a 80 empresas, factura más de nueve millones de euros y además hay 600 alumnos trabajando para dichas empresas“.

Martínez ha concluido su participación afirmando que se dedican a “ayudar a los jóvenes a perseguir sus sueños y que además crean riqueza y empleo“.

2015-oct-Fundacion-InnDea-01-Elies-Segui

Elies Seguí, autor del estudio realizado por el Cegea

Perfil del emprendedor

En relación al perfil del emprendedor, cabe señalar que el de las start-up valencianas se caracteriza por ser joven, hombre, con formación superior y con trabajo a tiempo completo. La mayoría de participantes en el estudio (54 %) no superaban los 25 años y únicamente el 2 % superaba los 44; el 73 % son hombres y el 95 % son titulados universitarios. Asimismo, el 9 4% de los participantes en programas de aceleración eran españoles, de los que una tercera parte procedían de fuera de Valencia, mayoritariamente de Madrid y en menor medida de Cataluña. “Se aprecia un significativo potencial de atracción de talento emprendedor de otros territorios, incluso de importantes ecosistemas emprendedores como Madrid y Barcelona”, ha señalado Elies Seguí.

Por lo que respecta al perfil de las start-up que participan o han participado en los distintos programas de aceleración en Valencia, destacan fundamentalmente por su potencial de internacionalización. La gran mayoría (un 82 %) exporta e incluso casi un 30 % de las startups encuestadas tienen más de un 25 % de clientes en el exterior. “La internacionalización es una de las palancas de cambio principales de nuestro modelo productivo y estas empresas serían un ejemplo de lo que tendría que hacerse”, ha destacado Seguí.

Otros de sus rasgos principales son su reciente creación, estar constituidas mayoritariamente bajo la forma de sociedad limitada, tener modelos de negocio B2B o B2C e importes de negocio menores a 100.000 euros. Respecto al sector de actividad predominan claramente las TIC, seguido del sector agroalimentario y el turístico.

Cifras de negocio y futuro

Las start-up analizadas en este estudio tienen actualmente una actividad de pequeña empresa -mayoritariamente su cifra de negocio es menor a los 100.000 euros- y el resultado es modesto: un 67 % está por debajo de los 25.000 euros de beneficio.

Estos datos, -ha manifestado Seguí-, resultan lógicos teniendo en cuenta la juventud de las startups analizadas y las inversiones que potencialmente deben acometer. No obstante, un 2 2% factura por encima de los 25.000 euros, lo que resulta significativo teniendo en cuenta que tan solo el 11 % de las encuestadas superan los tres años”.

Y sobre el futuro de la empresa, el trabajo desarrollado por el Cegea de la UPV concluye que los emprendedores que han pasado por aceleradoras son mucho más optimistas que el resto, puesto que casi la mitad consideran que en cinco años sus empresas contarán con más de 20 empleados. “Estamos ante emprendedores que cooperan con otros emprendedores, son personas persistentes y han cambiado su modelo de negocio de forma significativa. Todas estas cualidades conducen a una mayor tasa de éxito“, ha subrayado Elies Seguí.

Valencia, entorno “perfecto”

La tercera de las dimensiones del estudio se refiere a las percepciones del emprendedor sobre el entorno. En este punto, el estudio concluye que Valencia parece ofrecer muchas más posibilidades para los proyectos emprendedores en aceleradoras, ya que las condiciones del entorno resultan especialmente atractivas para este segmento.

Las condiciones mejor valoradas por los emprendedores encuestados son el acceso a infraestructura física, el apoyo a los negocios de alto potencial, las normas sociales y culturales y las barreras del mercado interno. En el lado contrario, se advierten carencias en la política fiscal y burocrática, la transferencia de la I+D, el apoyo a la mujer emprendedora y los programas de la administración central.

 “La valoración de Valencia para los negocios de alto potencial indica que nuestro entorno está entre los más amigables de España para su desarrollo, lo que explicaría parte del poder de atracción que las aceleradoras han tenido sobre numerosas start-ups de otras áreas metropolitanas”, ha concluido Seguí.

 

Suscríbete a nuestra newsletter