Instituto tecnológico-empresa, tándem perfecto para captar los 241 millones del programa Life en 2015

2015-septiembre-Redit-Life

La dotación global del Programa europeo Life 2014-2020 asciende a 3.456,7 millones de euros, repartidos en dos subprogramas: Medio Ambiente y Acción por el Clima. Life subvenciona a fondo perdido hasta el 60 % del presupuesto de proyectos que aporten soluciones innovadoras relacionadas con problemas medioambientales y climáticos. España es el mayor beneficiario de esta iniciativa en número de proyectos y los institutos tecnológicos se encuentran a la cabeza como coordinadores, muy por encima de los demás organismos tanto públicos como privados.

[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”show”]

El Programa Life es el único instrumento financiero de la Unión Europea dedicado, de forma exclusiva, al medioambiente. Su objetivo general para el periodo 2014-2020 es contribuir a la aplicación, actualización y desarrollo de la política y legislación medioambiental de la UE mediante la cofinanciación de proyectos que aporten soluciones innovadoras y mejores prácticas en materia de medioambiente y cambio climático. El presupuesto para la convocatoria de 2015 asciende a casi 241 millones de euros.

En este contexto, la Red de Institutos Tecnológicos de la Comunidad Valenciana (Redit), junto a Cámara Valencia y el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente han organizado una jornada donde, además de presentar los resultados de destacados proyectos Life, han dado a conocer los detalles de la vigente convocatoria.

Desde el Ministerio de Medio Ambiente, Elena Barrios ha puesto de relieve el éxito creciente de España en este programa: “desde 1992 hasta la última convocatoria resuelta de 2013, Life ha financiado en España 699 proyectos, que representan una inversión de la Unión Europea en nuestro país de 530 millones de euros. España es el mayor beneficiario del Programa en número de proyectos. Solo en el periodo 2007-2013 (Life+) recibió cofinanciación para 311 proyectos por valor de 314,5 millones de euros”.

Alta calidad de las propuestas

Barrios ha explicado que la alta calidad de las propuestas presentadas por nuestro país –gran parte de ellas procedentes de la Comunidad Valenciana– ha permitido a España absorber más cofinanciación de la UE que su asignación anual indicativa, gracias al mecanismo de reciclado presupuestario sujeto a criterios de calidad de los proyectos. “En las convocatorias 2012 y 2013 la cofinanciación final duplicó la asignación nacional prevista, alcanzando prácticamente los 60 millones de euros”, ha apuntado la coordinadora del Punto de Contacto Nacional para este programa en el Ministerio.

Por tipo de entidad beneficiaria, coordinadora de los proyectos, destacan los institutos tecnológicos (82), muy por encima de las autoridades regionales (48), locales (25) o nacionales (9), de las ONG o Fundaciones (30), así como de organizaciones profesionales (29) y empresas públicas (18), además de universidades (18), pymes (20) y grandes empresas (18). “Lo que pone de relieve que la figura del centro tecnológico es la que más y mejor participa de este programa en España”, ha destacado el director técnico de Redit, Ignacio Miranda.

“El tándem de colaboración instituto tecnológico-empresas -ha explicado- es el que genera las sinergias más adecuadas para captar fondos de este programa. Los institutos somos los aliados tecnológicos y estratégicos de las empresas, poniendo a su disposición nuestra experiencia a la hora de preparar, presentar y gestionar un proyecto, implementar tecnologías, difundir los resultados y ayudarles a comercializar el producto”. El representante de Redit ha puesto el acento en que poner en común las capacidades de los institutos y el resto de agentes se traduce “en un mayor retorno económico para España, lo que redunda en mayores beneficios no solo para los centros tecnológicos, sino también para las empresas que además, ganan competitividad”.

El Programa Life 2014-2020, dotado con 3.456,7 millones de euros, se estructura en dos subprogramas: Life Medio Ambiente y Life Acción por el Clima. Respecto al primero, al menos el 55% de su presupuesto, que asciende a 2.592,5 millones de euros, se destinará a proyectos de conservación de la naturaleza y la biodiversidad. Otros campos que pueden ser también subvencionados son Medio Ambiente y Eficiencia en el Uso de los Recursos, así como Gobernanza e Información medioambiental. El Subprograma Life Acción por el Clima está dotado con 864,2 millones de euros que se destinarán a proyectos relacionados con la Adaptación al Cambio Climático, la Mitigación del mismo y a Gobernanza e Información climáticas.

Asimismo se establecen dos periodos de trabajo, un primer periodo plurianual 2014-2017, que engloba ambos subprogramas con una dotación de 1.796,3 millones de euros y un segundo programa de trabajo 2018-2020 que concentrará los 1.660,4 millones restantes. Como norma general, las subvenciones para operaciones en proyectos tradicionales supondrán, en el primer periodo, el 60 % de los costes subvencionables y el 55 % en el segundo. Algunas acciones concretas, ligadas a la conservación de especies o hábitat, pueden llegar al 75 % de la subvención. Por otro lado, se establecen además créditos en condiciones preferentes gestionados, directa e indirectamente, por el BEI.

En la jornada se ha presentado una muestra de algunos proyectos en los que han participado los institutos tecnológicos dentro del programa Life y que son solo una representación de la activa participación de los centros en esta iniciativa europea.

Los institutos tecnológicos en Europa

Life es uno de los programas de apoyo a la I+D+i de la Unión Europea. Entre todos destaca la iniciativa H2020 que destinará casi 80.000 millones de euros a actividades de investigación e innovación. Los centros de Redit están siendo muy activos en las diferentes iniciativas, cooperando tanto de manera conjunta como con diferentes empresas.

Según explica la directora de Redit, Cristina Del Campo, “en los últimos años, se ha producido un incremento importante de los retornos europeos. De hecho, en el ejercicio pasado, un 12,5 % de los ingresos de los institutos tecnológicos provino de Europa mientras que en el ejercicio anterior el porcentaje fue del 9,5 %”. Del Campo también ha señalado que, “si sumamos los fondos captados por los institutos tecnológicos, tanto a nivel nacional como europeo, entre 2010 y 2014 hemos contribuido a captar más de 101 millones de euros y, además, hemos ayudado a que nuestras empresas clientes perciban más de 267 millones de euros. Esto significa una media anual de unos 74 millones de euros para nuestra región”.

El incremento de los retornos europeos junto con un aumento de la facturación a empresas ha hecho posible que “hayamos sido capaces de mantener prácticamente estables indicadores de tanto peso como el volumen de ingresos, el número de proyectos o la cartera de clientes y esto a pesar de que el apoyo del Ivace a los centros ha pasado de 30 millones de euros en 2013 a 20 en 2014”.

“Por por cada euro de financiación pública regional, los Institutos han contribuido a atraer 2,6 euros de fondos nacionales y europeos para la Comunidad Valenciana”, ha concluido la directora de Redit.    

[/mepr-rule]
[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”hide”]

Para leer el artículo completo:
Suscríbase a la la edición digital de Economía 3;
con su cuenta de suscriptor

[/mepr-rule]

Suscríbete a nuestra newsletter