La familia real qatarí entra en el accionariado de Ecisa con 40 millones de dólares

La constructora alicantina Ecisa continúa con su estrategia de internacionalización y ha incorporado a un grupo inversor qatarí como accionista en la empresa que le permitirá reforzar su potencial exterior y diversificar sus áreas de negocio formando parte de un grupo internacional qatarí. Los propietarios de la compañía, la familia Peláez, han rubricado una ampliación de capital  con Al-Alfia por la que esta empresa adquiere una participación del 25% de Ecisa Compañía General de Construcciones S.A., rama constructora de Ecisa Corporación Empresarial, y un 51% de las acciones de Harinsa Qatar, filial con la que Ecisa opera en el Estado de Qatar desde hace siete años.

Los propietarios de Ecisa Corporación Empresarial, los hermanos Peláez Robles y el Sultan bin Jassim al Thani, CEO de Al-Alfia Holding.

Los propietarios de Ecisa Corporación Empresarial, los hermanos Peláez Robles y el Sultan bin Jassim al Thani, CEO de Al-Alfia Holding.

Tras la operación, Al-Alfia, como socio mayoritario se convierte también en el socio local de Ecisa en Qatar, país que se ha convertido en el principal mercado de la empresa y en el que es preciso contar con una empresa local como socia para trabajar en el territorio.

La empresa Al-Alfia Holdings es propiedad de la familia real qatarí. Al Alfia como grupo tiene intereses e inversiones en la industria petrolífera y gasística en Oriente Medio y Australia, así como la construcción de infraestructuras en ambos países. Al Alfia por su parte refuerza de este modo el capital de Ecisa, una empresa de 46 años de historia especializada en construcción con amplia presencia exterior, con el objetivo de diversificar sus áreas de negocio y desarrollar su presencia internacional.

El montante total de la operación ronda los 40 millones de euros, entre la entrada en el capital de Ecisa Compañía General de Construcciones S.A. y en el de Harinsa Qatar. El principal destino de los fondos será el impulso al desarrollo internacional de Ecisa, siendo especialmente relevante la apuesta por la construcción de rascacielos y por el sector ferroviario en los próximos años, áreas en la que Ecisa cuenta con una gran experiencia y competitividad y a través de las cuales desarrolla proyectos en nueve países del mundo.

La alicantina podrá ahora explotar su experiencia en proyectos de alto valor añadido (edificación singular, infraestructuras ferroviarias aeroportuarias o hidráulicas) aplicándola a otro tipo de proyectos vinculados a los hidrocarburos, un sector de futuro con amplias oportunidades en los cinco continentes.

En esta línea, y tal como ha explicado el presidente de Ecisa, Manuel Peláez,  “con la incorporación de Al-Alfia podemos ampliar nuestra oferta hacia nuevos sectores como el petróleo y el gas y, con el apoyo de nuestro nuevo socio,  penetrar en nuevos mercados en cualquier parte del mundo”.

Tras esta operación, Ecisa ha puesto en marcha un nuevo plan de negocio en el que tendrá especial relevancia la expansión internacional y con el que los directivos de la empresa esperan superar los 300 millones de euros en ventas en el año 2018. Esta previsión supone casi triplicar la cifra de negocio de la compañía con respecto al año 2013, que fue de 111 millones de euros.

Ecisa Compañía General de Construcciones cuenta con una cartera de obras pendiente de ejecutar de alrededor de 500 millones de euros, de los que el 80% del volumen es en proyectos internacionales. El aumento de proyectos fuera de España ha sido una constante en los últimos años y actualmente la empresa tiene obras en marcha en España, Portugal, Irlanda, Taiwan, Mozambique, Chile, Qatar, Argelia y Marruecos empleando a unas 1.600 personas.

Suscríbete a nuestra newsletter