La información económica de los líderes

Nunsys se apoya en socios estratégicos y en un cuadro técnico especializado

2013-oct-TIC-NUNSYS joquin Prieto

Joaquín Prieto, director comercial

Para tener éxito en un proyecto TIC, la firma valenciana Nunsys defiende tres principios: ser transparente en la relación con el cliente generando confianza, crear equipos mixtos muy coordinados y disponer de auténticos especialistas con experiencia “que se pongan en la piel de la empresa para ofrecerle la mejor solución”, explica su director comercial, Joaquín Prieto.

[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”show”]La compañía, que ofrece soluciones integrales de tecnología (software, sistemas, comunicaciones e internet), mantiene que la mejor alternativa para seleccionar un fabricante TIC es confiar en una empresa muy consolidada, preferiblemente de ámbito mundial. Es por ello, que está especializada en implantar software de grandes multinacionales como Microsoft Dynamics NAV y Dynamics CRM, QlikView, IBM Cognos, SharePoint o la solución para tesorería, Sage XRT.

“La tecnología evoluciona vertiginosamente y para seguir ese ritmo hace falta mucha inversión, ¿está en condiciones de hacerlo un fabricante de ámbito local, con poco respaldo técnico y financiero? Si escogemos como socio a Microsoft, IBM, QlikView o Sage, dejaremos nuestra tecnología en buenas manos”, afirma.

Nunsys basa su modelo de negocio en simultanear crecimiento orgánico e inorgánico, a través de la adquisición de compañías tecnológicas muy especializadas. “Con estas integraciones se consigue ofertar una gran amplitud de soluciones TIC pero a la vez ejecutadas a un altísimo nivel técnico, porque estamos convencidos de que lo importante es estar radicalmente al día y tener a nuestro alcance un cuadro técnico muy formado”.

Solo en 2013, Nunsys ha integrado cuatro empresas y acaba de abrir delegaciones en Cataluña y Baleares. “El objetivo es crecer no solo en especialidades y oferta tecnológica del máximo nivel, sino también en presencia geográfica”, explica el director comercial.

 

[/mepr-rule]
[mepr-rule id=”598″ ifallowed=”hide”]

Para leer el artículo completo:
Suscríbase a la la edición digital de Economía 3;
con su cuenta de suscriptor

[/mepr-rule]

Suscríbete a nuestra newsletter