El token no fungible ha demostrado un gran crecimiento

¿Qué son los Token No Fungible y cómo funcionan?  

Tal vez has escuchado hablar de Token No Fungible, pero ¿Qué es? ¿Es equivalente a una obra de arte única e irremplazable? Los tokens no convertibles, o NFT (Non-Fungible Token), entre otras cosas, están contribuyendo al desarrollo del arte digital, convirtiéndose en una nueva forma de invertir en arte o activos digitales como GIF’s y tweets. De hecho, ya se subastan tweets de personajes famosos. Además, la aplicación en el campo financiero de los tokens irremplazables los hacen indispensable en la industria de la criptografía.

En 2020, el mercado de tokens no fungibles (NFT) creció casi un 300%, tres veces su tamaño en 2019. Actualmente las operaciones que involucran NFT, superan los 300 millones de dólares estadounidenses en volumen de transacciones. Un estudio reciente realizado por NonFungible.com nos muestra un gran crecimiento de este mercado con las condiciones necesarias para convertirse en la categoría de activos digitales líder en la economía virtual. ¿Pero qué son realmente y cómo funcionan los token no fungibles (NFT)?

¿Qué son los Token No Fungible?

Para poder explicar que es un token no fungible (TNF), o (NFT) según su uso en inglés, debemos primero desglosar el término para ayudarnos a entender mejor de qué se trata. Token, “simbólico (a)” es una unidad individual creada por algunas organizaciones con el fin de proporcionar a sus usuarios un producto de valor para interactuar con la empresa. No Fungible, define algo único, que no se puede sustituir ni reemplazar por otro.


Suscríbete gratis a nuestra Newsletter
Y recibirás en exclusiva la actualidad económica y empresarial.

Teniendo claro esto podemos profundizar un poco más sobre su significado en el mundo digital. En este ámbito podemos definir los token no fungibles como activos digitales únicos, cifrados y vinculados a la cadena de bloques. Estos no pueden ser intercambiados por otros, debido a su naturaleza única e irrepetible. Y gracias a sus funciones únicas, los NFT tampoco se pueden copiar ni dividir en unidades fraccionarias más pequeñas. Como sugiere su nombre, NFT es único y no intercambiable.

Dicho de otra manera, los token representan algo único, encriptado, que no se puede intercambiar y cuyo uso se centra en la representación de activos. Desarrollados con la tecnología blockchain, los NFT son tokens de criptomoneda que representan una única entidad en la cadena de bloques. Y, dado que no son intercambiables, pueden servir como prueba de autenticidad y propiedad en el campo digital. Así, los NFT pueden ser tomados como activos digitales o versiones tokenizadas de activos de valor del mundo real.

¿Cuál es el funcionamiento de estos tokens?

El auge de los Token No Fungible ha sido tal que se han diseñado cierta cantidad de diferentes marcos para su creación y publicación, siendo el más popular de ellos el conocido como ERC-721. Esta emisión de Ethernet Square es considerado como el estándar para la creación, emisión y comercialización de activos no homogéneos o no intercambiables en una cadena de bloques Ethereum. Además, ya se encuentra disponible una nueva versión mejorada, más reciente y más actualizada del estándar denominada ERC-1155.

Este nuevo estándar también permite la conclusión de tokens intercambiables y no intercambiables en un contrato digital, lo que abre un abanico de posibilidades completamente nuevo para este tipo de transacciones. Además, la estandarización de la emisión de NFT permite un mayor grado de interoperabilidad entre las diversas aplicaciones descentralizadas; lo que en última instancia beneficia a los usuarios. Esto significa que se pueden transferir recursos únicos, entre diferentes aplicaciones con relativa facilidad, entre las diferentes plataformas comerciales abiertas como OpenSea.

Estos mercados interconectan a vendedores y compradores asignando un valor único a cada token que se negocia. Naturalmente, los TNF son propensos a cambios de precio en respuesta a la oferta y la demanda del mercado. Al igual que con cualquier otro artículo valioso, el valor no está vinculado al artículo en sí, sino que lo asignan las personas que lo encuentran valioso. De esta manera, cada artículo se vuelve valioso. Y lo mismo sucede hoy en día con las colecciones digitales.

¿Qué utilidades son sus principales?

Los tokens no fungibles también son conocidos como criptomonedas de coleccionista, y son componentes claves de la nueva economía digital basada en blockchain. En el mundo de las aplicaciones descentralizadas (DApps), se pueden utilizar para generar elementos digitales únicos. Que pueden ser productos de inversión, coleccionables, arte o cualquier otro producto de algún valor significativo. Y, gracias a la continua evolución del campo de los diferentes juegos en línea, algunos juegos ya han comenzado a tener sus propias economías.

Esto puede contribuir a minimizar el problema de la inflación galopante presente en muchos juegos hoy en día. Al utilizar la tecnología Blockchain para tokenizar los activos del juego, las posibilidades de crecimiento de esta industria serán inimaginables. Aparte de esto también se han comenzado a tokenizar gran cantidad de activos en el mundo real, gracias a que los TNF pueden representar diferentes tipos de activos reales, que pueden estar contenidos y comercializados en forma de tokens en blockchain.

De esta manera, también se incentiva el desarrollo del arte y la revalorización de los activos digitales, proporcionando la liquidez tan necesaria a los mercados que carecen de ella, como obras de arte, bienes raíces y colecciones raras, etc. Otro campo que se está viendo beneficiado por los tokens no fungibles es el de la identidad digital, la posibilidad de almacenar los datos de identificación en una cadena de bloques aumenta la seguridad y la integridad de los datos.

Proyectos conocidos basados en Token no Fungible

Como ya hemos mencionado, el mercado de tokens no fungibles ha crecido casi un 300 % solo en el último año. Y no para de crecer, la suma generada por transacciones NFT en febrero del año en curso promedia fácilmente montos superiores a los 300 millones de dólares. Según datos aportados por el portal CryptoSlam, la mayor parte de estos ingresos se concentra en solo 5 proyectos de NFT. Siendo NBA Top Shot el mayor generador de ingresos.

Pero no podemos pasar por alto el primer proyecto de alto perfil de TNF: el juego conocido como CryptoKitties, que permite a los jugadores interactuar con mascotas virtuales (gatos) construido en la red de Ethereum. Con características similares a las de un gato real como la edad, el color o la raza. Al que hay que alimentar y cuidar y que también se puede vender por un valor que puede variar o no de acuerdo a las condiciones del mercado.

Tampoco podemos dejar de mencionar el incremento en la cantidad de artículos coleccionables que utilizan Tokens no fungibles, como los juegos en línea entre los que podemos citar:

  • Decentraland
  • Dioses desencadenados
  • Mis criptoheroes
  • Coleccionables Binance
  • Sellos criptográficos

Solo por nombrar los más populares. Además, tampoco se puede ignorar el hecho de que el token más costoso se vendió en febrero por 1.545.000 dólares en Ethereum y fue una pieza perteneciente al proyecto Crypto Punk. Llamada “Simio con sombrero de fedora”.

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.