Conoce el balance general de una empresa

Balance General de una empresa: ¿Qué es y por qué es importante?

El Balance General de una empresa es llamado Estado de Situación Financiera por las NIIF (Normas Internacionales de Información Financiera). Es un importante documento contable que consiste en un informe detallado de la realidad financiera de una empresa al culminar un periodo determinado. La información que en él se exhibe sirve de base para la toma de importantes decisiones que incidirán en el desarrollo de la empresa. Inclusive para la captación de inversores que coadyuven al crecimiento de la misma.

¿Qué es un Balance General?

El balance general de una empresa es una carta de presentación y referencia de la misma. Consiste en un documento contable con característica de informe económico. En él se presenta información actualizada del estado en que se encuentra la situación financiera de la compañía, hasta una fecha determinada. La cual es dispuesta en forma ordenada, con una estructura preestablecida y apegada a la normativa contable local e internacional. Lo cual facilita el análisis y la toma de decisiones en la realización de negocios.

Este informe económico bien puede compararse con una fotografía de la empresa, debido a la transparencia de su información. En él se reflejan todos los elementos de valor que posee la empresa. Los cuales están conformados por los activos que posee y dispone en el momento más lo que le adeudan. Aunado a eso presenta los pasivos de la misma, es decir lo que adeuda. Además, muestra la diferencia entre pasivos y activos, dando a conocer claramente su patrimonio o capital.

¿Cuál es la estructura del Balance General de una empresa?

El Balance General de una empresa hoy día tiene una estructura estandarizada. Está regulada por las Normas Internacionales de Contabilidad (NIC) y a partir de 2021 por las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF). Debido a que es necesario que la información financiera de una empresa sea muy clara para todos los involucrados en negocios con ella. De acuerdo a ello el Balance General de una empresa está estructurado en tres partes, cada una de ellas con sus respectivos totales.

Los Activos, es la primera información que presenta el balance general. Son agrupados en Activos Corrientes o circulantes, son todos aquellos elementos que de manera rápida se puedan convertir en dinero en efectivo, facilitando las operaciones de negocios. En Activos Fijos, grupo al que pertenecen los bienes inmuebles y muebles usados para el funcionamiento de la compañía. Y en Otros Activos, los que no encajan en los anteriores grupos, como patentes, pagos por adelantado, arte y cultura …

Los Pasivos, conformados por Pasivos Corrientes, son las deudas que se deben pagar en menos de un año. Seguidamente los Pasivos a largo Plazo, compromisos a pagar en más de un año. Y, Otros pasivos, son aquellos que no se ajustan a los primeros. Para finalizar, el Patrimonio, allí se refleja el Capital inicial de la empresa y las Utilidades retenidas, las que se han invertido en la empresa. Además, las Utilidades acumuladas, obtenidas en el periodo pasado y la Reserva Legal, utilidades en reserva.

¿Cuáles son los objetivos del Balance General?

Como cualquier informe el Balance General de una empresa es elaborado con objetivos específicos, entre los que se encuentran:

  • Conocer situación financiera de la empresa a una fecha determinada, como cierre de un periodo. Lo que permite a la compañía tomar decisiones pertinentes para su desarrollo.
  • Prever los posibles riesgos de pérdidas y poder tomar las medidas adecuadas.
  • Evidenciar si el Patrimonio se ha aumentado o ha disminuido. Lo que favorece la realización de un análisis oportuno de los activos, pasivos y del funcionamiento general de la empresa.
  • Dar a conocer la situación financiera a potenciales socios. Quienes podrán negociar con mayor confianza al saber el estado financiero de la compañía.
  • Dar a conocer, en caso necesario, el estado financiero de la empresa a instituciones financieras y bancos, con el propósito de lograr el apoyo requerido.
  • Dar cumplimiento a las obligaciones fiscales de la empresa, con fundamento en los resultados reales de su ejercicio anual.

¿Por qué es importante hacer un Balance General?

Las empresas son creadas y desarrolladas con el propósito de que generen beneficios económicos para sus propietarios, incluyendo sus accionistas, si fuera el caso. Por lo que el Balance General de una empresa es muy importante para la misma. Debido a que muestra claramente si el objetivo principal está siendo logrado o no. Esto favorece una mejor gestión, al permitir la toma de las mejores decisiones y la aplicación de estrategias que contribuyan a un mayor crecimiento de la compañía.

El Balance General de una empresa es un documento contable fundamental para su desarrollo, independientemente del tamaño de la compañía. Además, es un instrumento útil para atraer potenciales socios. Ya que, a través de él, la empresa muestra su estabilidad y fortalezas para desarrollarse y alcanzar nuevos niveles en su crecimiento. Inclusive su capacidad de resistencia ante posibles crisis. Información que genera confianza a los inversionistas. Por otra parte, el Balance General es útil y necesario al momento de dar cumplimiento a los compromisos fiscales.

Tipos de Balance General de una empresa

Toda empresa requiere de información real y detallada de su estado financiero, para poder direccionar sus acciones hacia un crecimiento constante.  Ante tal necesidad, al Balance General de una empresa se le han dado algunas características particulares de acuerdo al fin de su uso. Sin que por ello pierda la esencia de sus objetivos. Por lo que existen algunos tipos de Balance General, entre los que destacan:

  • Balance General Inicial. Se realiza al inicio de la empresa con la finalidad de tener un soporte con que comparar la evolución de la empresa al momento de futuros cierres fiscales.
  • Balance General comparativo. Su propósito es comparar la situación financiera actual de la empresa con periodos pasados.
  • Balance General Consolidado.  Considera a la empresa y sus filiales como un todo al momento de realizar el análisis de su situación financiera.
  • Balance General Estimativo. Es un balance con información preliminar que facilita un análisis previo del estado financiero.
  • Balance General Proforma. Presenta proyecciones del posible crecimiento financiero de la empresa.

Ejemplo de balance general

El siguiente ejemplo de Balance General de una Empresa muestra el Balance General de la compañía “Dulce y Nutritivo” al cierre fiscal comprendido entre el 1 de enero y 31 de diciembre de 2020. La cual produce yogurt con fruta.

Activos

Efectivo                                  60.000.000

Depósitos                                            175.000.000

Productos terminados                   105.000.000

Maquinaria                                         245.000.000

Total de activos                                 525.000.000

Pasivos

Proveedores                                      65.000.000

Préstamo                                              60.000.000

Total de pasivos                125.000.000

Patrimonio        

Capital                                                  300.000.000

Utilidad acumulada                         85.000.000         

Reserva legal                                      20.000.000

Total de Patrimonio                   425.000.000

Total patrimonio y pasivos        525.000.000 

GVA-Habitatge-300-GASTO-CAST
masteres-UMH-17-31-junio
Ribamundo-19-may-2-junio
infocif-superbuscador-600

Dejar una respuesta

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.